El Tribunal 7mo de Control otorgó medidas cautelares a Douglas Daniel Tagliafico, un chef de 25  años, detenido por la Dgcim el pasado 23 de mayo, a quien pretendían vincular con actos de terrorismo y magnicidio. ¿Su delito? Haber reposteado una fotografía en su cuenta de Instagram, que había sido publicada por Crónica Policial.

Después de que unos 20 sujetos encapuchados y fuertemente armados lo sacaran violentamente de la casa materna en horas de la madrugada del pasado 23 de mayo, y tras permanecer ocho días detenido en la sede de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), en Maracay,  el cocinero de 25 años, Douglas Daniel Tagliafico, recibió medidas cautelares por parte del Tribunal 7mo de Control del estado Aragua, que implican un régimen de presentación cada 30 días y  la presentación de dos fiadores.

Durante la audiencia de presentación, celebrada el 31 de mayo en horas de la noche, el tribunal le precalificó al joven el delito de instigación pública previsto en el artículo 285 del Código Orgánico Procesal Penal, que establece: “Quien instigare a la desobediencia de las leyes o al odio entre sus habitantes o hiciere apología de hechos que la ley prevé como delitos, de modo que ponga en peligro la tranquilidad pública, será castigado con prisión de tres años a seis años”. (Sic).

De acuerdo con la abogada defensora de Foro Penal Aragua, Blanca Angarita, a Tagliafico lo detienen, en principio, por su supuesta vinculación con actos de terrorismo e incitación al magnicidio, tal y como pretendían precalificar los funcionarios de la Dgcim, aun cuando no es esa su atribución. Sin embargo, la defensa pudo desmontar tales imputaciones.

Lee también
Evacúan comunidades de Aragua por fuga de gas en tubería de Pdvsa

No obstante, el tribunal lo imputa de instigar al delito, por el simple hecho de haber reposteado, en su cuenta de Instagram, una fotografía publicada inicialmente por el usuario crónica _policial, el pasado 21 de mayo de 2018.

Tagliafico realizó una captura de pantalla de una fotografía desde la cuenta de Crónica Policial y la colgó en su cuenta personal, etiquetando, además, al autor. La imagen muestra el rostro del presidente Nicolás Maduro desde una pantalla de TV y algunas manos apuntando con armas de fuego.

De acuerdo con el tribunal, dicha imagen invita a la comisión de un delito y el joven chef habría incurrido en el de incitación, al publicar en su cuenta personal de Instagram esa fotografía, aun cuando la abogada defensora aclara, y así se evidencia en la cuenta de Tagliafico, que el joven etiquetó al medio, por lo que “no se le puede atribuir ser el autor principal de esa publicación”.

Para la abogada, este caso representa un claro mensaje de intimidación para los ciudadanos, quienes, en adelante, se sentirán perseguidos por el solo hecho de expresar su opinión a través de medios de comunicación masivos como las redes sociales.

“Pretenden hacer ver que  el silencio es la única protección que tienen los ciudadanos y que mientras menos pública y comunicacional sea la discrepancia con el gobierno, mayores serán las posibilidades de que no sean perseguidos y encarcelados”, advierte la abogada Angarita, para quien este caso representa una clara violación al derecho de libertad de expresión y opinión en Venezuela.

Y mientras transcurre el lapso establecido para que se produzca una audiencia preliminar y la fiscalía respectiva presente una acusación formal contra Douglas Daniel Tagliafico, una vez se dé inicio a la investigación, el joven retorna a su casa materna, ubicada en el barrio Los Olivos Nuevos de Maracay, en donde sus padres y un hermano padecieron su injusto encierro, tiempo en el cual fue sometido a vejámenes, como el de realizar sus necesidades fisiológicas en el hueco de una celda.

Lee también
Funerarias de Caracas y Aragua lanzaron cadáveres en un clausurado cementerio de Maracay

Foto: Cortesía


Participa en la conversación