Las tarifas planas para estacionar el vehículo en los centros comerciales son otro de los servicios que han aumentado en cuestión de días. Ciudadanos aseguran que si se suman los montos que desembolsan al mes, es un gasto significativo, sobre todo para aquellos que lo utilizan con frecuencia.

Caracas. Los principales estacionamientos de Caracas están trabajando entre un tercio y un cuarto de su capacidad y a precios que crecen al ritmo que marca la hiperinflación. José Mirabal despacha con frecuencia mercancía a tiendas en los centros comerciales, por lo que pagar una y otra vez las tarifas planas le termina descosiendo el bolsillo.

Solo por un minuto que pasas en el estacionamiento ya tienes que pagar 300.000 bolívares, expresó. Debería ser como antes, cuando te cobraban por el tiempo que pasabas ahí. Ahora es demasiado caro lo que uno cancela por el poco tiempo que puedes pasar.

Mirabal normalmente va a el Tolón, los Sambil ubicados en Caracas, Valencia y Barquisimeto y el Parque Los Aviadores, situado en Maracay, al que fue varias veces la semana pasada y notó que, en solo tres días, aumentaron la tarifa de 100.000 bolívares a 200.000 bolívares.

El martes el trabajador volvió a ir al centro comercial ciudad La Cascada, situado en el municipio Carrizal, estado Miranda, donde también advirtió que, en apenas cuatro días, incrementaron el precio del ticket de estacionamiento. El viernes pagué 150.000 bolívares, el domingo 250.000 bolívares y el martes pasado, que volví a ir, pagué 350.000 bolívares, aseguró.

José Rafael Baldó, vicepresidente de la Asociación Nacional de Propietarios y Administradores de Garajes y Estacionamientos (Ampage), afirmó que los principales estacionamientos de Caracas solo trabajan entre un tercio y un cuarto de su capacidad, debido al aumento de los costos y la disminución del número de personas que usan el servicio, principalmente porque la gente se ha visto obligada a dejar de utilizar sus vehículos propios por la escasez y los elevados precios de los repuestos. Ahora puedes ver muchos puestos vacíos en los estacionamientos.

Además de los precios, son varios los inconvenientes con los que se tropiezan los usarios para pagar la tarifa plana. Uno de ellos, dijo José Mirabal, es que cada vez son menos las taquillas que los centros comerciales tienen habilitadas, lo que genera colas larguísimas de personas. “Ahora, en algunos, solo hay una o dos”, sostuvo. Un último problema que añadió fue la falta de puntos de venta en algunos estacionamientos:

En esos casos hay que hacer transferencias o, como dicen, parir el efectivo. O si no, uno tiene que dejar los carros en la calle, que representa otro problema. La gente, por no pagar los 200.000 o 300.000 bolívares del estacionamiento, deja los vehículos por ahí, corriendo el riesgo de que les roben los cauchos, las baterías y hasta el mismo carro, expresó.

Apenas fue la semana pasada cuando colocaron un punto de venta en la taquilla de pago de un centro comercial ubicado en Chacaíto. Hasta el 23 de julio tenían la tarifa congelada en 40.000 bolívares, solo en efectivo, lo que representa un problema debido a la profunda escasez de papel moneda y que hay bancos que entregan menos de ese monto.

Lee también
Los precios se duplicaron cada 26 días y la inflación de julio alcanzó 125%

El coordinador del estacionamiento, que prefirió no identificarse, afirmó que, cuando estrenaron el punto, aumentaron la tarifa a 120.000 bolívares: un incremento de 200 %. Sin embargo, pagar esa cantidad también significa un gasto importante para las personas que utilizan el estacionamiento cada día.

120.000 bolívares es un peso cuando tienes que pagarlo todos los días, como yo. A final de mes eso es un gasto, dijo, mientras se le presentaban problemas para pagar el ticket.¿Y dónde pago?, le dijo a la trabajadora de la taquilla. ¿Arriba hay punto? ¿Es la tarjeta? Te puedo dar otra.

Sin embargo, la tarifa del centro comercial en Chacaíto es una de las más económicas, en comparación con lo que cobran otros estacionamientos. Un hombre, que pidió no ser identificado, dijo, después de pagar el ticket: Hay algunos que cobran 400.000 bolívares, otros 600.000 bolívares y otros 300.000 bolívares. Otra persona, que se dirigía a cancelar los 120.000 bolívares, expresó: Los precios están en las nubes en todos lados.

En un centro comercial, ubicado en el este de Caracas, la tarifa costaba el viernes 200.000 bolívares. “Es demasiado caro”, comentó un hombre que hacía la cola para pagar. Y si a la persona se le pierde el ticket debe desembolsar un total de 900.000 bolívares.

La trabajadora de la taquilla indicó que el martes pasado cobraban 120.000 bolívares. Pero después, cuando regresó el viernes al trabajo, se encontró con que la tarifa la habían subido a 200.000 bolívares.

Todo está aumentando. El mes pasado me cobraron el servicio de televisión por cable en 200.000 bolívares, y esta vez fueron 1,2 millones de bolívares, dijo una mujer, que también hacía la cola para pagar el estacionamiento.

Por su parte, José Rafael Baldó, en representación de los empresarios de los estacionamientos, añadió que el incremento de los costos por el tema eléctrico, el mantenimiento general y el sueldo de los trabajadores, aunado a la merma en el uso del servicio, ha provocado que deban subir el precio de la tarifa. Apuntó que un solo rollo de papel para el punto de venta cuesta actualmente más de 7 millones de bolívares. El material es muy costoso, tanto el del ticket de ingreso, la factura de salida y el comprobante de la transacción del punto de venta, afirmó. Toda esta situación, añadió, ha provocado que algunos estacionamientos ya no estén abiertos al público. Pasan a ser privados o simplemente depósitos.

Foto: Luis Morillo @luizmorillo15



Participa en la conversación