Asamblea Nacional en alerta ante “nuevo saqueo del oro de los venezolanos”

Comisión de Contraloría llamará a comparecer a la directiva del Banco Central de Venezuela por las denuncias de extracción y venta irregular de oro venezolano. En lo que va de año se habrían sacado más de 20 toneladas del mineral. Diputado Freddy Superlano dijo que el BCV lleva 23 días cerrado al público y dicho cierre se aprovecha para las operaciones sospechosas.

Caracas. El presidente de la comisión de Contraloría de la Asambea Nacional (AN), Freddy Superlano (VP-Barinas) dijo este miércoles que luego del primer apagón nacional registrado en marzo, el día 7 de ese mes, “el BCV cerró sus puertas al pueblo venezolano argumentando que por falta de agua y luz no podían mantener sus operaciones al público y ya tiene 23 días cerrado”.

Superlano dijo que en ese lapso, las altas autoridades del banco estarían aprovechando para extraer el oro de los venezolanos que queda en las reservas internacionales y transferirlo al exterior.

“Lo que no se sabe es a qué precio lo están vendiendo ni a quién. Por lo tanto, ese argumento de falta de luz no es válido. Es claro que mantienen cerrado el banco para seguir saqueando el poco oro de los venezolanos”, señaló.

¿Por qué y cuánto oro?

Ante la brutal caída de la producción petrolera de Pdvsa —que según las fuentes secundarias de la Opep en marzo apenas llegó a 732.000 barriles diarios— y las sanciones impuestas por la comunidad internacional a las compras de petróleo venezolano, la administración de Maduro comenzó a recurrir a la venta de oro de las reservas del país para captar recursos.

El pasado 9 de abril, la periodista Mayela Armas de la agencia de noticias Reuters, reveló que el gobierno de Nicolás Maduro habría extraído este mes otras 8 toneladas de oro de las bóvedas del Banco Central de manera irregular. Se trataría del tercer cargamento presuntamente salido del BCV este año.

Lee también
AN creó Monitor de Servicios Públicos que servirá para diseñar políticas públicas

El pasado 23 de febrero, el diputado Ángel Alvarado denunció la extracción irregular de 8 toneladas de oro del Banco Central de Venezuela supuestamente ocurrida días antes. A mediados de marzo, la agencia de noticias Reuters anunció que autoridades de Uganda iniciaron una investigación contra African Gold Refinery de ese país tras haber detectado la importación no declarada de 7,4 toneladas de oro presuntamente venezolano, valorado en 300 millones de dólares. Posteriormente, desaparecieron 3,8 toneladas de ese mismo cargamento, dijo Alvarado en una entrevista al canal de noticias CNN en Español el 15 de marzo.

“Todo indica que ese oro que apareció en Uganda es el oro venezolano. El gobierno de Uganda se cuida de admitirlo pero nuestras fuentes lo confirman”, acotó el diputado.

En enero, la firma de inversión Noor Capital de Emiratos Árabes Unidos confirmó que había comprado 3 toneladas de oro al BCV ese mes, apenas unos días antes de que Estados Unidos impusiera nuevas sanciones a las transacciones con oro venezolano.

También a comienzos de año, la agencia de noticias Bloomberg reveló que entre enero y noviembre de 2018 Venezuela vendió oro a Turquía por un total de 900 millones de dólares, supuestamente a cambio de surtir alimentos para las cajas Clap.

Piden explicaciones

El diputado Freddy Superlano anunció que la comisión que preside no se quedará de brazos cruzados y citará a los directivos del Banco Central de Venezuela, encabezada por el presidente Calixto Ortega Sánchez, “para que expliquen qué están haciendo con el oro del pueblo, a cuánto lo están vendiendo y a quiénes”.

Denunció además que mientras el banco ha permanecido cerrado al público y realizando operaciones mínimas (pago en moneda nacional, transferencias internacionales, pago de deuda e importaciones), se ha diseñado un plan de contingencia ejecutado por 110 trabajadores, encargados de todos los procesos.

Lee también
Modificación de Ley de Hidrocarburos permitirá a privados desarrollar actividades primarias

“Mientras tanto no se atiende al personal obrero en el servicio médico, no se está entregando la comida a los empleados y la banca privada se está quejando porque el BCV está semiparalizado”, dijo.

Foto cortesía Correo del Orinoco


Participa en la conversación