José Valdez, de 26 años, recibió una puñalada en el pecho por parte de otro comerciante informal tras una discusión en el mercado de Coche, donde trabajaba vendiendo hortalizas.

Caracas. La primera semana del 2017 inició con 22 ingresos a la morgue de Bello Monte, tan solo entre lunes y martes, de acuerdo con cifras extraoficiales.

Este martes en la medicatura forense aún aguardaban familias desde el sábado 31 de diciembre, esperando completar todos los trámites para iniciar los actos fúnebres de sus seres queridos.

Tal fue el caso de los dolientes de José Valdez, de 26 años, asesinado de una puñalada en el pecho el día de fin de año a la 1:00 p. m., en el mercado de Coche, luego de discutir con un compañero porque —sin intenciones— le tumbó un termo de café a otro buhonero.

Su mamá, María Obendo, contó que un trabajador, acompañante del sujeto que vende café, fue quien presuntamente hizo que los ánimos se caldearan y suministró el arma blanca para que mataran a José. El joven ingresó sin signos vitales al Periférico de Coche a pesar de los esfuerzos por trasladarlo para un rápida asistencia.

“Hemos llegado a niveles de intolerancia increíbles, todavía no puedo concebir que a mi hijo le quitaran la vida por un termo de café”, relató Obendo.

La víctima vivía en el barrio Nuevo de Antímano y vendía hortalizas en el mercado.

Según fuentes extraoficiales, diciembre cerró con 467 ingresos a la medicatura forense de Bello Monte.

Lee también
Bolívar vivió el año más sangriento de su historia

Lo mató vecino en discusión

José Rafael Silva, de 55 años, fue asesinado el 1° de enero a las 5:00 a. m. en Caucagüita. Sus familiares comentaron que en horas tempranas estuvo en un club y peleó con un vecino, aunque desconocen el motivo.

Momentos después, cuando la víctima se encontraba reunida con sus parientes y vecinos en la plaza que queda en frente de los bloques grandes de la zona, el sujeto lo apuñaló en el pecho.

Fue trasladado hasta el hospital Domingo Luciani, en El Llanito, donde falleció. Trabajaba como mecánico y dejó a cuatro hijos huérfanos.

Dolientes señalaron que el presunto homicida está detenido. Denunciaron que estaba solicitado por dos homicidios y vive un piso más abajo que José.

Foto referencial: Miguel González



Participa en la conversación