La falta de combustible ha acrecentado el ausentismo laboral y golpea el aparato productivo de la entidad, señaló Carlos Luis González, presidente de Fedecámaras Carabobo. Calculan que solo 30 % de las estaciones de servicio en el estado están operativas.

Valencia. Este miércoles 22 de mayo se cumplen 10 días del comienzo de la escasez de gasolina en Carabobo. Las colas en las estaciones de servicio se hacen cada vez más largas y se agudiza el problema, por lo que los carabobeños han tenido que perder horas de trabajo para poder cargar gasolina.

José Gregorio Marín, que reside en el municipio Los Guayos, se encontraba haciendo fila en una estación de servicio ubicada en la Zona Industrial de Valencia, donde no había combustible. Trabaja como transportista con su propio vehículo y aseguró que lleva un par de días sin poder hacerlo, pues no tiene gasolina y ha tenido que dedicar las horas que debería emplear en producir en hacer cola.

No he podido hacer nada. Empiezo a hacer la cola a las 8:00 a. m. y salgo a los 2:00 p. m. A veces he tenido que irme sin echar gasolina. Desde ayer espero sin poder echar gasolina y al parecer va a llegar en la tarde, pero empezarán a llenar mañana. Yo hacía cuatro viajes, pero ahora no he podido hacer ni uno, y en la casa ya no tengo nada”, relató.

Robinson González, mecánico, también esperaba para cargar su tanque con gasolina en la Zona Industrial de Valencia. Dijo que puede perder hasta cuatro horas de trabajo por estar en fila y que, ante la contingencia, busca ingeniárselas para buscar el sustento para su hogar.  “Trabajo horas extras”.

Lee también
Comerciantes de Táchira deben costear la pimpina de gasolina de los camiones de hortalizas

Merma la productividad

Carlos Luis González, presidente de Fedecámaras Carabobo, indicó que debido a la falta de combustible el aparato productivo se encuentra colapsado: no pueden trasladar materia prima o productos terminados, lo que a su juicio causará aún más inflación.

Reveló que 90% del transporte de carga está paralizado y los vehículos que quedan operativos en su mayoría utilizan gasolina. En las estaciones que surten de gasoil, los conductores se ven obligados también a hacer largas colas y pierden mucho tiempo para llenar el tanque.

También manifestó que solo 30 % de las estaciones de servicio se encuentran operativas. En Carabobo hay 91 bombas.

Pese a que no ofreció cifras, aseguró que el ausentismo laboral va en aumento, pues las personas que utilizan transporte público no pueden llegar a sus puestos de trabajo porque hay muy pocas las unidades prestando el servicio, mientras que los que cuentan con vehículo particular están invirtiendo su tiempo productivo en cargar combustible. “Acuden los que viven cerca de su trabajo”.


Participa en la conversación