19 comunidades alcanzadas, más de 30 historias de personas que salieron del mundo de la violencia y gente comprometida por la convivencia son algunos de los resultados que en estos tres años ha logrado esta organización.

Mabel Sarmiento Garmendia@mabelsarmiento

Caracas. Movidos por los índices delictivos y también por la violencia cotidiana que se desata en los barrios caraqueños, tres jóvenes: Leandro Bauzon, Roberto Patiño y Nikolai Elneser decidieron echarse al hombro un hueso duro de roer: bajarle dos y lograr la convivencia.

A la idea le dieron por nombre Caracas Mi Convive. Mi Convive porque es un término que los acercaba al chamo común de las zonas populares y porque con el lograban una identidad con el barrio.

mi convive2
También prestan apoyo médico-asistencial

Nikolai Elnecer, urbanista egresado de la Universidad Simón Bolívar, dijo que ellos decidieron actuar para enfrentar este problema social. “Siempre me movió el tema del tratamiento y uso de los espacios públicos y por eso pensamos en transformar esa violencia a convivencia”.

Comenzaron buscando contactos con los líderes comunitarios, luego se empoderaron de las comunidades con talleres y actividades médico asistencial, culturales y deportivas.

Lograron conseguir testimonios de personas que pertenecieron a bandas, hasta ciudadanos que han pasado por episodios traumáticos y que están logrando hacer justicia desde la resiliencia.

“Así creamos una red de líderes comunitarios y en estos momentos tenemos presencia en 19 comunidades”. Se cuentan el barrio San Miguel, El Petróleo, Araguaney y el casco central de La Vega, en Antímano, La Pastora, San Agustín, Catia, Catuche, Cota 905 y Caricuao.

mi convive 5
Organizan eventos deportivos en las comunidades

Parte del trabajo, comentó, es hacer encuentros con la gente e ir creando relaciones de confianza. “Esto implica patear mucho la calle pero eso es lo que nos da la capacidad de impacto, de llegarle a los más necesitados”.

Lee también
En Altavista eliminaron un basurero y pintaron un mural para concientizar a la comunidad

Eso lo logran haciendo actividades culturales y deportivas, desarrollando talleres para hablar del tema de la violencia y de la convivencia. Para Elnecer, coordinador de Políticas Públicas de esta agrupación, esto se mantiene entendiendo que, a pesar de las diferencias, hay cosas que nos unen y una de esas es la violencia.

mi convive
Van a los barrios a dictar talleres de prevención

Actualmente, Caracas Mi Convive trabaja en un par de proyectos: Cuéntame Convive y Mapeo Comunitario. El primero que arrancó a principios de años es una serie de relatos de personas que han tenido contacto directo con la violencia y lo que hicieron para salir de ella.

Una de esas historias es la de Miguelón, habitante de San Agustín, que de joven fue un integrante de una banda. En una fiesta recibió varios disparos y quedó inválido. Y en vez de irse por el camino de la venganza, decidió cambiar. Ahora es entrenador del equipo de básquet de mujeres en esta populosa parroquia.

A la fecha suman 33 cuentos reales y la idea, según refirió el urbanista, es hacer una gira por el municipio Libertador buscando a esas personas que hacen cosas buenas pese a las adversidades. Son historias positivas que pretenden contar usando incluso las redes 2.0.

mi convive 4
Las actividades culturales son primordiales para lograr la convivencia

El segundo proyecto surgió en un seminario de prevención. “Le explicábamos a las personas las premisas básicas para convivir en el barrio y fuimos enterándonos de los puntos más inseguros. Los llamamos puntos calientes porque son los que no tienen iluminación, vigilancia y tienen fallas de otros servicios como el transporte. De allí surgió la idea de hacer un mapa y el primero que salió fue el de la comunidad Los Flores de Catia. La gente identificó las zonas dónde robaban frecuentemente y las llevamos a localidades priorizadas”.

Lee también
Hidrocapital y Alcaldía de Libertador se pelotean arreglo de tubería en Altavista

El mismo trabajo se hizo en la comunidad San Miguel de La Vega, la cual tenía incluso muchos callejones y escaleras que ni siquiera salían en el mapa de Google. “Ahora la gente sabe ubicar su casa, conoce lo que es intervenir el espacio y a la final ve resultados en su calidad de vida”.

Ya son tres años desde que Caracas Mi Convive salió al ruedo y hoy en día Nikolai Elnecer siente que ya están cambiando la vida en el barrio. “Yo veía que la productividad de mi ciudad se reducía a lo que la violencia mandara. Eso me quitó el sueño, pero ahora me siento partícipe de algo positivo. Son 19 comunidades en las que estamos presente y ahora sabemos que el camino correcto para retomar la convivencia verdadera es no tomar en cuenta las diferencias, sino aprovechar las cosas que nos unen. Así que conviértete en un convive y ayúdanos a promover una Caracas de convivencia”, dijo.

Para mayor información IG y Twitter @miconvive y en Facebook Caracas Mi Convive.


Participa en la conversación