Mario Antonio Matheus, de 50 años, desapareció el pasado 12 de noviembre. Avisó a sus familiares que iría a casa de sus pequeños en la parroquia San José. Hace dos años estuvo en rehabilitación por drogas.

Caracas. Hace 12 días que los familiares de Mario Antonio Matheus Matamoros, de 50 años, no saben de su paradero desde que salió a visitar a su hijos en la parroquia San José, el pasado 12 de noviembre.

Aproximadamente a las 2:00 p. m. se despidió de sus familiares, en la Villa Panamericana de Guarenas, estado Miranda, pero nunca llegó a verlos según les avisó su pareja.

Su cuñada, Oromaica Guadama, comentó que no regresó a casa esa noche, pero pensaron que se había quedado a dormir donde su esposa y desde ahí se iría a su trabajo.

“Él trabaja como vigilante de seguridad en una empresa y creímos que estaba en el trabajo, y el martes se iría a su otro empleo en otra empresa de seguridad, por eso no nos preocupamos”, explicó.

Lee también
Asesinaron a joven que intentó robar a funcionario del Cicpc

El miércoles 15 de noviembre comenzaron a preocuparse porque no volvió. No tiene teléfono con el cual puedan contactarlo.

Este viernes 24 de noviembre acudieron a la morgue de Bello Monte, pero no lo encontraron. Fueron a colocar la denuncia en el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) en la urbanización Los Naranjos de Guarenas pero antes les recomendaron buscarlo por la morgue, hospitales y comisarías.

Hace dos años Mario estuvo en rehabilitación de drogas y por su cuenta se internó en un centro. El sábado antes de desaparecer recibió una llamada de un amigo, quien vive en Petare, y presumen que este podría saber algo de él, sin embargo, no han podido contactarlo.

Mario es padre de dos niños, de ocho y seis años.

Foto: Cortesía



Participa en la conversación