Este jueves 25 se activó un sistema a través de un call center para que los venezolanos ubiquen medicinas. 90 operadores estarán detrás de las líneas. Hay disponibles 82 medicamentos, pero hay que marcar muchas veces el número y tener suerte.

Mabel Sarmiento Garmendia/@mabelsarmiento

Charlie Barrera/@charliegiuliano

Caracas. La conexión del sistema de atención telefónica, 0800 Saludya (08007258392), activado este jueves 25 por el Ministerio de Salud, con el fin de garantizar de manera efectiva la búsqueda  de los medicamentos que esecasean en el país, la mayor parte de este viernes estuvo ocupada o colapsada.

Para que cayera el call center había que marcar muchas veces y aun así decía que los operadores no estaban disponibles.

“Así como cuando tienes el teléfono cortado, pues así. Ojalá sea porque era el primer día y todo el mundo estaba buscando medicamentos”, dijo unas de las personas interesadas a quien se le consultó mientras esperaba su turno en una farmacia ubicada en la avenida Fuerzas Armadas.

“Muy temprano estuve llamando y nada que caía. Por eso salí a buscar las pastillas”, comentó.

Este sistema, según informó la ministra de Salud Luisiana Melo, debe estar activo las 24 horas del día y cuenta con 90 operadores, quienes indicarán donde se puede conseguir un determinado medicamento.

El call center además contará médicos de guardia para guiar a los operadores y pacientes.

Melo destacó en estos momentos tienen disponible 61 principios activos y más de 82 medicamentos que fueron distribuido a través de la cadena Farmapatria, ubicadas en todo el país.

En el caso de que una persona encuentre en medicamento, quedará registrado el número de teléfono, y una vez se tenga el fármaco ubicado, el equipo de operadores devolverá la llamada para informar dónde puede encontrarlo.

Lee también
Sin firma de apoyo a la ANC, no hay Clap en Maracaibo

En una segunda etapa, Meló indicó que van a articular con las cadenas farmacéuticas del sector privado.

Vale destacar que un sistema similar se creó el año pasado, cuando Henry Ventura tenía el timón del ministerio. Funcionaba a través de una afiliación a la farmacia de preferencia, el paciente solicitaba las medicinas, lo dejaban registrado y luego, al estar disponibles, le avisaban para que las retirara.

En principio, el sistema sería para personas con enfermedades crónicas como hipertensión, diabetes y otras de tipo neurológica. En lo sucesivo, se iba a ampliar a otros pacientes.

Pero no dio los resultados esperados, pues la gente siguió padeciendo por la escasez de medicinas que a finales de 2015 llegó a superar 70%.

Por su parte, el diputado a la Asamblea Nacional, José Manuel Olivares, aseguró que la solución a la crisis humanitaria decretada por el Parlamento no es un instalar un call center.

“Yo he llamado varias veces y sale ocupado. Ese sistema es una farsa. La ministra, de paso, se presta para ese juego por parte del Gobierno. Se burlan de los venezolanos”, dijo el diputado, desde la concentración que se realizó este viernes en Plaza Venezuela por parte de miembros de gremios, sindicatos, movimientos y asociaciones del sector salud.

Olivares recordó que una misión de la Asamblea Nacional se reunió con la Organización Mundial de la Salud, y consiguió medicamentos baratos y de buena calidad. “Lo único que faltaba para que estas medicinas llegaran al país era la firma del Ejecutivo y se negaron. Ya basta de politiquería”, finalizó.

Foto referencial: Cristian Hernández



Participa en la conversación