El garrote venezolano tiene su espacio en Parque del Este

La modalidad de ataque y defensa mantiene un grupo desde hace 10 años que se reúne los domingos para practicar y enseñar el arte marcial criolla.

Caracas. Gerardo Montemarani había practicado varias disciplinas de combate, desde boxeo, kung fu hasta eskrima —arte marcial filipino con influencias de la esgrima española— antes de conocer hace 22 años al maestro Libio Gidrotta, quien lo inició en el garrote venezolano.

La modalidad de ataque y defensa enganchó de tal manera al licenciado en Administración que lo llevó a abrir un grupo de práctica y enseñanza en el Parque del Este de Caracas, que ya tiene 10 años, y se prepara para reanudar las actividades tras la pausa decembrina, el próximo 6 de enero de 2019.

Me llamó la atención porque es un arte marcial nuestro. Así como los brasileños practican capoeira y la gente de otros países tiene su propia modalidad de combate, nosotros tenemos el garrote venezolano, explica Montemarani.

El arte de pelea con palos tiene su origen en varios pueblos del interior del país a finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX y, según apunta el especialista, “es una fusión entre manejo de las armas europeas y el sable de combate”.

El garrote venezolano se caracteriza por ser una modalidad muy aeróbica, pues los participantes se mantienen en constante desplazamiento y, con la práctica, ayuda en la coordinación y el incremento en la velocidad de reacción. Montemarani añade además que el arte marcial criollo incentiva valores como la disciplina, el orden, el respeto y el compañerismo.

Junto con Montemarani, la cinturón negro en karate, Daisy Fernández, también funge como instructora del grupo, que tiene 12 integrantes fijos y se junta los domingos a partir de las 11 de la mañana en la plaza cercana al restaurante Las Corocoras, del oficialmente conocido como parque Generalísimo Francisco de Miranda. Allí cualquier adulto a partir de los 25 años puede acercarse y empezar a aprender tan peculiar y autóctono método de defensa personal.

Lee también
Vinculan desaparición de animales del Parque de Este con crisis y falta de mantenimiento

Participa en la conversación