En el foro “El hambre golpea duro al venezolano” realizado por Crónica.Uno este miércoles, nutricionistas afirmaron que hortalizas y tubérculos desplazaron alimentos con proteínas, tales como pollo, carne, huevos, pescado.

Caracas. 27 de cada 100 niños tienen algún problema nutricional. El hambre genera falta de concentración y deserción escolar. “Hay un daño en el cerebro porque no se están recibiendo los alimentos adecuados”, así se expresó la doctora Maritza Landaeta, coordinadora de investigación de la Fundación Bengoa, durante su ponencia “Alimentación y nutrición en estos momentos de crisis”, expuesta en el foro organizado por Crónica.Uno: “El hambre golpea duro al venezolano”, realizado en el salón Monseñor Romero de la Universidad Central de Venezuela (UCV).

Maritza Landaeta dijo que la gente debe hacer valer las leyes

Con los datos recientes de la Encuesta de Condiciones de Vida (Encovi) la especialista mostró que se duplicó la pobreza extrema y que existe ahora 35 % de venezolanos que son “pobres recientes”.

Landaeta explicó que esta nueva categoría se refiere a profesionales de clase media, que tienen buen nivel técnico y sus necesidades básicas satisfechas, pero no tienen dinero suficiente para comprar alimentos.

Señaló que las familias han sustituido los alimentos tradicionales. Las hortalizas y tubérculos desplazaron alimentos con proteínas, tales como pollo, carne, huevos, pescado. “La gente dice: no consigo harina yo estoy consumiendo yuca”.

Lee también
Especialistas alertan sobre calidad e inocuidad de alimentos importados por el Gobierno

“Comen lo que está a su alcance”

Nixa Martínez, presidenta del Colegio de Nutricionistas y Dietistas, comenzó su ponencia “El hambre en Venezuela” haciendo hincapié en que anteriormente la dieta balanceada contemplaba la ingesta diaria en porciones de proteínas, grasas y carbohidratos. “Sin embargo, nuestra realidad actual es que  el venezolano ahora consume lo que esté a su  alcance”, dijo. Afirmó que en vista de las dificultades para conseguir la comida se están presentando deficiencias en la población.

____________________

Aumentan los casos de desnutrición  

Susana Raffalli, asesora nutricional de la Fundación Cáritas de Venezuela, en su ponencia “Indicadores de desnutrición infantil en parroquias vulnerables de cuatro estados del País”, afirmó que 52 % de los niños menores de 5 años presentaron algún grado de desnutrición, por lo cual se requieren medidas urgentes para atenderlos.

Raffalli presentó los resultados del primer boletín realizado por la institución religiosa a través de jornadas en comunidades de Vargas, Miranda, Distrito Capital y Zulia con el apoyo de voluntarios y médicos pediatras.

Dijo que encontraron en Yare, estado Miranda, numerosos casos de desnutrición crónica infantil, que se expresa en el retardo en la talla del niño y, en consecuencia, el retardo cognitivo.

Explicó que Cáritas hace una evaluación nutricional del niño e indaga cuáles son las estrategias de supervivencia; los casos detectados con desnutrición reciben atención social y se refieren a médicos.

Rebajé 22 kilos

“En el 2014 tenía 89 kilos y hoy peso 67. Perdí 22 kilos, me desgasté en  las colas, en no dormir por el estrés, llegaba a las 7 de la mañana al abasto y faltando cinco personas no lograba comprar comida, eso me trajo problemas a la salud, el médico me dice que no estoy procesando los alimentos como debe ser”.

Este fue el testimonio de inicio que Jorge Camperos, dirigente social de la parroquia Altagracia de Caracas, compartió durante su ponencia.

Camperos contó cómo el desabastecimiento y la carestía de los productos de la dieta diaria afectó su salud y la de sus vecinos. Comentó que las 406 familias de su comunidad, ubicada a dos cuadras del Palacio de Miraflores, fueron censadas en abril del año pasado para recibir el paquete de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap).

No obstante, fue a finales de octubre que les llegó la primera bolsa, a un costo de 4600 bolívares. Les prometieron venderla cada 21 días, sin embargo, la otra llegó el 25 de diciembre.

Camperos expresó preocupación por la falta de producción de alimentos: “Este año recibimos la misma caja que nos habla de la Gran Misión Abastecimiento Soberano y Seguro, de todos esos productos ninguno son hechos en el país. Son de México, Ecuador y la caja es elaborada en Colombia”.

Jorge Camperos criticó la procedencia de los alimentos Clap

Dijo que aspiran incluir 62 familias en el listado para la venta del Clap y no lo han logrado porque deben superar trámites con las distintas instancias de Gobierno. Denunció que en su sector los liceos Simón Bolívar y Francisco Mendoza no reciben el programa de alimentación escolar.

Camperos consideró que las cajas de comida vendidas a través de los Comités representan una ayuda para la población, pero no soluciona el problema alimentario, porque “seguimos haciendo las colas. El problema de alimentación nos afecta a todos, al que no tiene plata y al que tiene”.

Al respecto, Nixa Martínez acotó que “a pesar de comer no se están asimilando los alimentos, nos altera el sistema digestivo que nos trae consecuencias, están apareciendo enfermedades por la mala alimentación que está ocurriendo desde hace rato”. Explicó que en su quehacer profesional tratan de orientar a la población para distribuir en tres porciones al día esos pocos alimentos que consiguen.

Lee también
La desnutrición infantil comienza en el vientre de la madre

“Hay estudios que revelan que muchas familias están comiendo una o dos veces al día porque el adulto prefieren dárselo a los niños. Se comen una sola ración al día. Eso es bastante grave”.

Martínez afirmó que diariamente deben ingerirse cinco tipos de alimentos: arroz, harina, azúcar, grasas y leche, pero la población no los está consumiendo. Desde el punto de vista nutritivo recomendó tratar de sustituir por vegetales y granos.

“Con toda responsabilidad lo digo: hay que consumir lo que consigamos”. La nutricionista señaló que el derecho a la alimentación está garantizado en los artículos 305, 306 y 307 de la Constitución Bolivariana, en tal sentido, instó a los gremios de la salud, familias y población a contribuir para solventar este problema.

Coincidencias de los panelistas

– Exigir y organizarse en la comunidad.

– Hacer valer los derechos a la alimentación consagrados en las leyes.

– Documentar los casos de desnutrición y hacerlos públicos.

– Vigilar y saber escoger los alimentos que se están comprando.

Fotos: Luis Miguel Cáceres



Participa en la conversación