Los estudiantes universitarios perciben 4 bolívares soberanos por la beca estudio y las ayudantías, mientras que la de los preparadores son 5 bolívares soberanos. “La beca ha dejado de ser una ventaja para los estudiantes”, dijo la directora de Desarrollo Estudiantil de la USB, Morella Albert.

Caracas. Las becas estudiantiles han perdido atractivo para los estudiantes universitarios: con esa ayuda económica no pueden pagar una fotocopia en sus casas de estudios y mucho menos en la calle. En la Universidad Central de Venezuela (UCV), fotocopiar una página cuesta 5 bolívares soberanos, un café 50 bolívares soberanos, mientras que el almuerzo oscila entre los 350 bolívares soberanos y los 700 bolívares soberanos.

Desde el año pasado las direcciones de desarrollo estudiantil de la UCV y la Universidad Simón Bolívar (USB) han visto con preocupación la disminución en las solicitudes de becas y los retiros voluntarios. La USB llegó a tener en promedio 1300 becarios, en la actualidad son menos de 500. De la cohorte 2018 apenas 31 estudiantes de las dos sedes presentaron los requerimientos para realizar el trámite.

El monto ya no es significativo y tramitarla ocasiona un gasto por la cantidad de documentos y fotocopias. La beca ha dejado de ser una ventaja para los estudiantes, explicó la directora de Desarrollo Estudiantil de la USB, Morella Albert.

Los aportes económicos para los estudiantes no han sobrevivido a una economía que cumplió en octubre de este año 12 meses en hiperinflación, en un contexto que tampoco promete mejoras. Las proyecciones del Fondo Monetario Internacional son que el país cerrará 2018 con 2.500.000 % de inflación.

Lee también
Falta de presupuesto compromete la primera facultad de Medicina de Venezuela

La última vez que me pagaron fue en agosto. Después de la reconversión monetaria no supe qué pasó. Me pagaron 400.000 bolívares fuertes que son ahora 4 bolívares soberanos. Hoy el pasaje mínimo son 5 bolívares soberanos. La beca es insuficiente hasta para trasladarme de ida a un solo lugar, dice Anderson Ayala, estudiante y preparador de la Escuela de Comunicación Social de la UCV. Y agrega: En abril, cuando hicieron el último aumento, tampoco me alcanzaba para un almuerzo.

Aurimer Meza, directora de la Organización de Bienestar Estudiantil (OBE) de la UCV, pese a que se encuentran realizando la evaluación sobre los becarios, sostuvo que en la Facultad de Ciencias dieron una charla a 150 estudiantes de nuevo ingreso y solo 3 se interesaron por solicitar la ayuda económica.

Hace seis meses fue la última vez que el presidente Nicolás Maduro hizo un aumento para los becarios. Elevó de 80.000 bolívares fuertes –equivalente a 0,8 bolívares soberanos– a 400.000 bolívares soberanos, es decir, 4 bolívares soberanos.

La expectativa que teníamos era que una vez que arrancara la programación académica en septiembre, tras la reconversión monetaria del 20 de agosto, se realizaría un aumento en las becas. Estimábamos que el monto fuese 50 % del salario mínimo, expresó Meza.

En la primera semana de octubre, la Oficina de Planificación del Sector Universitario (Opsu) aprobó los recursos para que las universidades depositaran 4 bolívares soberanos a los estudiantes por el mes de septiembre. Nosotros sentimos que es una humillación pagarle una beca así al estudiante, lamentó Meza.

Nos sentimos de manos atadas porque no podemos darle a los alumnos una respuesta sobre las necesidades y requerimientos que tienen para que al menos cubran parcialmente el pasaje, la fotocopia y la comida acá.

En la UCV, desde el pasado mes de marzo, la OBE suprimió requisitos para las solicitudes de becas. Los estudiantes ya no deben presentar la constancia de inscripción por la escuela, facultad, secretaría ni el récord de notas:

Con la beca no le damos ni la cuarta parte de lo que la persona gastó para obtener los documentos. Básicamente, lo que tienen que enseñar es la cédula, aseveró Meza.

Autoridades preparan un pronunciamiento

Lee también
Estudiantes universitarios exigen aumento de becas y los trabajadores mejoras salariales

La OBE presentará ante el Consejo Universitario de la UCV un pronunciamiento sobre el monto de las becas para que sea enviado al Ministerio de Educación Universitaria, Ciencia y Tecnología. Exigirán que la ayuda económica represente 80 % del salario mínimo y que este beneficio sea aumentado cada vez que se anuncie un incremento salarial.

Meza informó que la Opsu estima llevar la beca estudio a 762 bolívares soberanos, la ayudantía a 792 bolívares soberanos y la preparaduría a 900 bolívares soberanos.

Foto referencial: Angeliana Escalona


Participa en la conversación