Aunque la orden del Ejecutivo a las empresas fue bajar los precios a diciembre de 2017, Padrino López dijo que los montos marcados para esa fecha “ya estaban inflados”.

Caracas. El Gobierno persistirá con las inspecciones en los supermercados para verificar que los artículos básicos estén a “precios justos”. Las inspecciones que hará la Superintendencia de Derechos Económicos (Sundde) serán junto con la Fuerza Armada Nacional.

Este viernes, el ministro de la Defensa y jefe de la Misión Abastecimiento Soberano, Vladimir Padrino López, sostuvo una reunión con los representantes de los supermercados y allí les indicó que se fiscalizará el cumplimiento de los precios.

En dicho encuentro, Padrino López, al igual que el pasado 16 de enero, insistió en que los artículos se tienen que vender al valor que tenían al 15 de diciembre de 2017 para lo cual las industrias deben realizar ajustes. Sin embargo, para el ministro “ya los precios de diciembre de 2017 estaban inflados. Estamos obligados a que el pueblo tenga derecho a comer, a la salud”.

La industria ya alertó que la medida de revisión de precios “agravarán el problema de abastecimiento y hará inviable la producción de alimentos”. De manera, que la reposición de inventarios tardará.

Lee también
La reposición de inventarios tardará en los supermercados

Ya por el modelo de controles, la producción está en declive y por tal motivo, los comercios tienen abastecimiento irregular. Fuentes del sector empresarial señalan que entre diciembre 2017 y lo que va de enero 2018 se ha producido una contracción de 50 % en los inventarios.

Destacan que la obligación prolongada de vender productos por debajo de los costos pone en riesgo la viabilidad financiera del sector.

Aunque el Gobierno señala que por las sanciones se limitan las importaciones, Padrino López indicó que llegaron 1500 contendores con cajas Clap así como trigo, soya y maíz.

Foto: AVN



Participa en la conversación