La Superintendencia de Precios le indicó a los vendedores que rebajen los precios entre 10 y 20 %.

Caracas. Desde el “Dakazo” en 2013 y previo a eventos electorales, el Gobierno aumenta las fiscalizaciones a los comercios con el argumento de “combatir la especulación”. En días pasados, las inspecciones fueron en las carnicerías y ahora se aceleran en los mercados municipales con el fin de que rebajen los precios de la charcutería y las hortalizas.

Este jueves, la Superintendencia de Precios Justos supervisó los puestos del Mercado de Quinta Crespo. El superintendente, William Contreras, indicó que los vendedores tienen que bajar entre 10 y 20 % los costos de los rubros.

El funcionario, además ordenó la venta a precio de adquisición de factura de varios artículos, “por contravenir las leyes de fiscalización”.

Agregó en VTV que “hemos verificado el funcionamiento de los pesos, porque la gente se queja mucho de que se alteran las máquinas para pesar, así como también el funcionamiento de los puntos de venta”.

El Gobierno contempla fiscalizar en este período más de 11.000 establecimientos.

Foto referencial: Luis Miguel Cáceres

Lee también
Un salario mínimo no alcanza para comprar un kilo de lentejas y otro de caraotas


Participa en la conversación