El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela rechazó los hechos de violencia contra los periodistas.

Caracas. La convocatoria de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) para adherirse al recurso de la fiscal Luisa Ortega Díaz contra el proceso de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) fue dispersada por grupos paraestatales que lanzaron cohetones, y agredieron a golpes a los manifestantes de la oposición y trabajadores de los medios de comunicación.

Un grupo de marchistas se concentró a las 9:00 a. m. en las inmediaciones del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), sin embargo, a una cuadra de la sede judicial funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) cerraron el acceso a la altura del puente El Guanábano, en la avenida Baralt.

Las consignas de la oposición sobre la “libertad” y frases en contra de la Constituyente se escucharon desde muy temprano en el centro de la ciudad capital a escasos metros del TSJ. Minutos después, un colectivo afecto al Gobierno se presentó en el sitio para respaldar el proceso gubernamental y rechazar la concentración de la MUD.

A las 10:00 a. m. empezaron los enfrentamientos entre ambos bandos, los choques en la esquina de El Guanábano fueron solo verbales por unos minutos. Mientras la tensión aumentaba de lado y lado, opositores y afectos al oficialismo discutían sobre la escasez de alimentos y la crisis en el área de salud.

Media hora después, grupos paraestatales se acercaron al lugar y lanzaron cohetones directamente a los manifestantes, lo que generó que varias personas cayeran al suelo, mientras otros corrían hacia las aceras cercanas o bajaban directamente al sur de la avenida Baralt. Diversos locales comerciales que se encuentran en la zona bajaron las santamarías para resguardar a sus empleados y evitar cualquier hecho de violencia.

En medio de la conmoción fueron agredidos varios manifestantes. Elyangelica González, periodista de Caracol, informó que dos hombres que se movilizaban en moto fueron perseguidos y golpeados por colectivos armados. Indicó que en el sector permanecían funcionarios de la GNB y se abstuvieron de intervenir para evitar los hechos.

Al finalizar el enfrentamiento, los simpatizantes del oficialismo atravesaron el piquete de la Guardia que bloqueaba el paso hacia la sede del Poder Judicial y se retiraron hacia el norte.

Lee también
Uso de fuerzas especiales y tres anillos forman parte del Plan Zamora (I)

Los camarógrafos y reporteros también fueron agredidos, amenazados y obligados a eliminar el material que habían registrado de los hechos. El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa de Venezuela (SNTP) rechazó y denunció los hechos de violencia generados en presencia de cuerpos policiales.

El SNTP también denunció que agredieron y partieron la cámara del reportero Felipe Izquierdo del canal Telemundo. Asimismo, destacó que funcionarios de la GNB obligaron a camarógrafo de la periodista Beatriz Adrián, de Caracol, a borrar material periodístico.

Desde temprano, los diputados Freddy Guevara y Luis Florido llegaron al sitio por la parte de atrás a la máxima instancia, evitando el bloqueo de los cuerpos de seguridad frente al lugar. “Nos vinimos por la parte de atrás donde nos encontramos que pusieron un piquete de la Guardia Nacional Bolivariana”.

Tomás Guanipa, diputado a la Asamblea Nacional, denunció en su cuenta de Twitter que los cuerpos de la GNB se retiraron de las inmediaciones del TSJ cuando se presentaron grupos paraestatales en la zona.

“Esto es Plan Zamora 2. La GNB se retira del TSJ al llegar los colectivos armados para que sean ellos quienes agredan a los manifestantes”,  expresó.

Foto cortesía: Voluntad Popular


Join the Conversation