La conferencia internacional planteada por México y Uruguay se realizará el 7 de febrero en la capital de este último y contará con más de diez países y organismos internacionales, según un comunicado conjunto de sus cancillerías. La Unión Europea, por su parte, anunció la creación de un “grupo de contacto internacional” cuyo fin será crear condiciones para la celebración de elecciones libres en Venezuela, sin embargo, el reconocimiento o no a Juan Guaidó será efectuado individualmente por cada Estado miembro.

Caracas. Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional y juramentado como presidente encargado de Venezuela, negó mediante un comunicado publicado en su cuenta Twitter que la oposición, las “instituciones legítimas” y el pueblo de Venezuela vaya a ser “participe de conversaciones y negociaciones” cuyo fin sea mantener a “violadores de derechos humanos” en el poder. Esto en respuesta a la propuesta hecha por los gobiernos de México y Uruguay en la que invitan a crear una “conferencia internacional” para tratar el tema de Venezuela.

Guaidó resaltó en la misiva que la oposición ha participado en diversos procesos electorales, diálogos y negociaciones con la administración de Maduro y que “todos han tenido el mismo resultado insatisfactorio” negando así el “ansiado cambio político que el pueblo ha buscado incesantemente. A su vez, señaló que su postura y de la AN ha sido respaldada por la gran mayoría de los países del hemisferio occidental.

El tamnién diputado por el estado Vargas hizo hincapié en que la única negociación que aceptarían es la que conlleve al “cese de la usurpación” para así formar un nuevo gobierno transitorio y realizar elecciones libres “en las que se permita la participación de todas las fuerzas democráticas”. Guaidó invitó también a dichos gobiernos a que participen como “colaboradores y facilitadores ante el régimen que hoy usurpa la Presidencia” para así restituir el orden constitucional.

El 30 de enero, los gobiernos de la República Oriental del Uruguay y los Estados Unidos Mexicanos publicaron un comunicado conjunto “en virtud de la posición neutral que ambos han adoptado frente a Venezuela” en el que invitar a organizar una conferencia internacional a la que acudan aquellos países y organismos internacionales “que han compartido esta posición”.

Lee también
Guaidó convoca a empleados públicos a la AN para activar nueva fase de Operación Libertad

Dicha conferencia, apoyándose en la postura adoptada por el secretario general de la ONU Antonio Gutérres, buscaría sentar bases para un nuevo proceso de diálogo para así “devolver la estabilidad y la paz” a Venezuela y se realizará el 7 de febrero en Montevideo, capital del país sureño. Según el comunicado, se espera que cuente con la presencia de más de diez países y organismos internacionales pero aún se desconoce cuáles en específico.

Respecto a la neutralidad expresada por dichos países, Guaidó mencionó que, en la actual coyuntura, “ser neutral es estar del lado de un régimen que ha condenado a cientos de miles de seres humanos a la miseria, al hambre, al exilio e incluso a la muerte (…)”.

Unión Europea oficializó su “grupo de contacto”

Por su parte, Federica Mogherini -Alta Representante para Asuntos Exteriores de la Unión Europea- señaló que, tras una reunión de cancilleres comunitarios, decidieron establecer un “grupo de contacto internacional” que estará conformado por estados miembros de la UE y algunos países latinoamericanos y que tendrá un “marco de tiempo limitado” de 90 días para promover un entendimiento común “entre los principales actores internacionales sobre la situación de Venezuela.

El objetivo de dicho grupo -según la diplomática- será “ayudar a generar confianza y crear las condiciones necesarias para que surja un proceso creíble” que permita la celebración de nuevas elecciones con garantías de que sea un proceso “libre y justo” y cuente con observación internacional independiente. La primera “reunión ministerial” se llevará a cabo la semana que viene, según la vocera italiana.

Lee también
Primer lote de ayuda humanitaria entró al país a través de Maiquetía

Mogherini hizo énfasis en que lo que busca este grupo de contacto “no es abrir un proceso formal de mediación ni un diálogo” sino apoyar un mecanismo político que los miembros puedan “seguir y consolidar”. Los posibles resultados de este proceso se revisarán 90 días después de su creación y “se terminarán en ausencia de progreso suficiente”.

La coalición estará integrada por Francia, Alemania, España, Portugal, Suecia, Italia, Países Bajos y el Reino Unido; mientras que del lado latinoamericano la UE ya tiene confirmación de Ecuador, Costa Rica, Uruguay y Bolivia (este último cercano a Nicolás Maduro). Al respecto, Mogherini celebró que los países involucrados “tienen diferentes posiciones (políticas)” que “ayudarán al grupo a tener contactos para acompañar el proceso, en particular el de las (eventuales) nuevas elecciones presidenciales”.

Así mismo, la representante europea señaló que la Unión “está lista para aumentar su ayuda humanitaria a Venezuela y para los países vecinos de Venezuela” y cifró dicha ayuda en más de 50 millones de euros. Declaró que los Estados miembros están listos “para organizar y coordinar la ayuda humanitaria a los ciudadanos del país, si la situación nos lo permite” ya que -por el momento- han tenido problemas de acceso para entregarla.


Participa en la conversación