A la tasa de cambio del Dicom y del mercado paralelo, ahora se añade el tipo de cambio de las remesas.

Caracas. El Gobierno busca vías para controlar las remesas. Para ello autorizó a tres casas de cambio a efectuar operaciones con el dinero que transfieren los venezolanos que están en el exterior y permitió la fijación de tasa de cambio más alta.

Con ese ajuste, la economía vuelve a regirse por tres paridades.

En febrero, el Ejecutivo eliminó el dólar protegido (Dipro) y dejó solo el tipo de cambio del sistema complementario (Dicom), pero su oferta de billetes verdes ha sido baja, lo que ha llevado a una mayor demanda en el mercado paralelo, cuya paridad se ha disparado.

A las tasas oficial y paralela, ahora se añade la nueva paridad de las remesas, cuya estimación no ha sido precisada por las autoridades.

Desde inicios de 2018, el Ejecutivo está tras esos fondos que envían las personas que están fuera de Venezuela. En enero, el presidente Nicolás Maduro dijo en una alocución que hay que ir a la captura de las remesas en el exterior, les doy garantías a todos los que envían remesas del exterior para que puedan poder participar como ofertantes en el Dicom.

En el transcurso del semestre, el Gobierno intensificó las fiscalizaciones en las instituciones financieras por las operaciones en el mercado paralelo, lo que llevó a la intervención por 90 días de un banco y la detención de 200 personas, según el vicepresidente Tareck El Aissami.

Las acciones han seguido y en días pasados los funcionarios autorizaron a tres casas de cambio —Grupo Zoom, Italcambio e Insular— para las operaciones asociadas con las remesas en alianza con Western Union y Moneygram.

Lee también
Gobierno y sector farmacéutico firman acuerdo de precios de medicamentos

Este lunes, las casas de cambio notificaron que la compra de las divisas sería a la paridad de 1,3 millones de bolívares, una tasa muy superior a la del Dicom, que es 80.000 bolívares, pero es la mitad del tipo de cambio en el mercado paralelo cuyo precio no se puede divulgar porque está prohibido en la Ley contra los Ilícitos Cambiarios.

Analistas señalan que al seguirse estableciendo una paridad menor a la del mercado paralelo, no es atractivo para quienes envían dinero a sus familiares en Venezuela.

Cifras de Ecoanalítica revelaron que en 2017 más de 40 % de las operaciones en el mercado paralelo fueron por menudeo. En 2010 era 15 %.

Foto referencial


Participa en la conversación