Médicos de la región denunciaron que la epidemia se afianzó desde que los militares tomaron el control de las medicinas.

Ciudad Guayana. 239 personas murieron víctimas de la malaria durante 2017 en el estado Bolívar. La información la suministraron el presidente del Colegio de Médicos de Bolívar, Hugo Lezama, y el endocrinólogo y profesor de la Universidad de Oriente Marco Lima.

Las conclusiones tienen dos raíces: los conteos del gremio médico regional y los informes de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El Ministerio para la Salud ha mantenido la política del silencio y, por tanto, de la opacidad.

Lezama y Lima detallaron —en rueda de prensa este viernes en Puerto Ordaz— que Bolívar es, además, el estado con más casos de malaria en Venezuela.

Política turbia

El año arrancó con varias protestas de pacientes y familiares que reclaman tratamientos. Las manifestaciones han estado opacadas por el incremento de los saqueos y manifestación por comida. Resultaron que Venezuela se equipara con Yemen, Nigeria y Sudán en cuanto a la repercusión de la enfermedad.

“La OMS calculó que en el continente americano hubo, en 2016, 875.300 casos. De ellos, 300.900 eran de Venezuela”, detallaron.

Sobre Bolívar y en ese mismo año, hubo 177.000 casos. En 2017, 244.354.

Lee también
Protestas de los pacientes con malaria e intentos de saqueos se registraron en Anzoátegui

Entre 2015 y 2017, las muertes por esta enfermedad se duplicaron en la región: de 100, la cifra saltó a 239.

Esto es producto de desinversion del Estado: de 10 millones de dólares que se destinaron en 2015 para combatir la malaria, en 2017 invirtió 2,2 millones.

Alertaron que el control militar sobre el tratamiento ha sido otra de las quejas del gremio médico y, primero que todo, de los pacientes.

Foto referencial



Participa en la conversación