No hay anestesiólogos y por eso no están llevando a las parturientas a los pabellones.  En esta maternidad no hay agua, ya no dan comida a los pacientes, no hay antiséptico. Por esas fallas los médicos y enfermeras protestaron este jueves, pero fueron repelidos por los llamados colectivos.

Caracas. Una protesta de médicos y enfermeras, que pretendía sacar puertas afuera la crisis de la maternidad Concepción Palacios, fue repelida por los llamados colectivos. Sin embargo, los especialistas no se quedaron de brazos cruzados y contaron verdades como que en estos momentos no hay intervenciones, porque no hay anestesiólogos.

La doctora, Luisángela Correa, con su vestimenta azul saltó el cercó que le impusieron los agitadores que le gritaban improperios.

“En la Maternidad hemos estado protestando, hemos salido a la calle y no ha habido resultado. La situación sigue igual de crítica, cada vez hay menos insumos, ya no hay agua, no hay comida para los pacientes, no hay antibióticos, no tenemos guantes, fallan los antisépticos en el área quirúrgica”, expresó. 

Jueves y viernes de la semana pasada no hubo servicio quirúrgico. Este miércoles 9 tampoco. “Hoy me dicen que seguimos con la misma situación y que será hasta el domingo 13 de mayo”.

La causa de la paralización de las operaciones es porque no hay anestesiólogos. “Han renunciado, una quincena nuestra es de 300.000 bolívares más las guardias llegamos a un millón que no alcanza para el pasaje”.

Correa se quejó de las condiciones actuales de trabajo. Dijo que están atendiendo los partos con técnicas en las cuales no fueron entrenados: en pabellón no tienen cómo lavarse las manos, usan tobos para una intervención, los quirófanos están llenos de moscas, siempre hay filtraciones e inundaciones, pacientes contaminadas por las bacterias. “Este es un sistema que ha violado todos los protocolos en materia de salud. Ahora no podemos recibir una parturienta en condiciones críticas, debemos referirlas a otro centro que quizás esté igual de mal. Aquí llegan dos o tres al día con esas condiciones y no podemos dejarlas”.

Lee también
Militarizar llenaderos agravará más la crisis de agua en Caracas

La historia de la Maternidad no se queda en las referidas. Hay camas en el piso 8 que están ocupadas por mujeres con el abdomen abierto esperando para ser intervenidas, con los órganos removidos y colapsados. Situaciones que no deberían suceder cuando el Gobierno que tiene entre sus bandera el parto humanizado.

Fotos: Mabel Sarmiento/ Cortesía médicos



Participa en la conversación