La apertura de la pelota criolla en Caracas tuvo pocas colas y nuevos precios en los alimentos. El plato más buscado cuesta 20.000 bolívares.

Caracas. Colas pequeñas en las taquillas, mucha presencia policial y cierto hermetismo con los precios de los alimentos en algunos puestos de comida fueron los elementos que caracterizaron las horas previas a la apertura de la temporada 2017-2018 en el estadio Universitario de Caracas y sus alrededores.

El supervisor de la Policía Nacional Bolivariana (PNB), Miguel Riera, informó que unos 400 miembros de ese cuerpo de orden público estaban encargados de la seguridad de los asistentes dentro del coso de Los Chaguaramos y en los accesos cercanos. Riera aseguró que hasta cerca de las 5:00 p. m. no se habían presentado mayores incidentes en el recinto y además subrayó que las colas se movían “con fluidez”.

Los Tiburones cobran la entrada de gradas en 1400 bolívares —Leones la tiene a 2000— y cercano a la plaza unos pocos revendedores intentaban “pescar” a los aficionados a los que les fastidiaba hacer la pequeña fila que ni por asomo llegaba a la Asociación de Profesores de la Universidad Central en la avenida Los Estadios. A 15.000 bolívares ofrecían un asiento de sillas.

En los quioscos de comida de la plaza de los Estadios había algo de “misterio” con el tema de los precios. Una de las vendedoras explicó que los numerosos expendios son parte de una cooperativa que tiene 12 años funcionando como tal, si bien han estado en el mismo punto por cerca de 30 años. El alquiler lo paga a la Fundación UCV una conocida cervecera a cambio de que vendan en varios tarantines los productos de dicha marca. Y al hablar de espumosas, el precio de las birras oscilaba entre 2500 y 3500 bolívares. El costo del refresco no estaba muy claro. Un vendedor de los negocios de la tribuna explicó a Crónica.Uno que el representante de las gaseosas esperaba que todos los concesionarios se pusieran de acuerdo para establecer un valor único. Eso sí, a las afueras, la “bombita” estaba a 5000 simones y la malta a 2000.

Lee también
“Cacao” Valdez no será sancionado pero va al antidoping

Los perros calientes en la plaza tenían un cartel con un costo que no se correponde con la actualidad inflacionaria de “hot dogs” a 1500 y, de hecho, luego pusieron el costo real: 7000 cada perro caliente y entre 16.000 y 18.000 las hamburguesas. Las arepas en la plaza están a 17.000 bolívares, pero en tribuna valen 20.000, más allá del relleno. Las empanadas cuestan 5000 bolívares y 4000 los pastelitos. Un raspao sale en 3000 bolos y una dona, al pasar los torniquetes, se ofrece en 9000.

Si de souvenirs se trata, el encargado de un puesto de nombre Joan Salazar vendía las camisas de los equipos entre 100.000 y 150.000 bolívares y las gorras entre 80.000 y 120.000. Las trompetas tienen valor de 5000 y los pitos 2000. En otro puesto había camisas a 90.000 y en las adyacencias a “precio viejo” de 45.000. Puntos de venta no faltan.

Foto: Prensa Leones



Participa en la conversación