Los profesionales de salud de distintos hospitales capitalinos se pronunciaron este jueves y acordaron iniciar asambleas permanentes en sus centros de trabajo, realizar acciones de calle y crear una especie de foro penal de la salud para protegerse de las persecuciones y del amedrentamiento de algunos directores.

Caracas. “No más muertos por falta de insumos”, se leía en una de las pancartas que durante la mañana de este jueves recorrió las instalaciones de la Ciudad Universitaria de Caracas. La alzaban los estudiantes de las distintas áreas de la salud de la Universidad Central de Venezuela (UCV) en protesta por la crisis asistencial que no solo atraviesa la academia, sino la red de hospitales y ambulatorios de todo el país.

A eso de las 9:00 a. m., los estudiantes iniciaron la protesta. Y pasadas las 10:30 llegaron al auditorio del Decanato de la Facultad de Medicina, en donde se realizaba la asamblea con médicos residentes y adjuntos de los hospitales.

Los estudiantes de las áreas de la salud se suman a las protestas.

Ya la asamblea tenía media hora de haber sido instalada por las organizaciones Médicos por Venezuela y Médicos Unidos de Venezuela. El auditorio estaba repleto, pues la convocatoria no era para ofrecer más diagnósticos sobre cómo están los centros de salud, sino para plantear las acciones y crear una agenda de trabajo en la que se incluya exigir al Ministerio para la Salud que garantice el derecho fundamental que se expone desde el mismo nombre de ese despacho.

La frase citada al inicio de estas líneas fue el punto de honor en la asamblea, a la que asistieron representantes de las maternidades Concepción Palacios y Santa Ana, del Pérez Carreño, Vargas, El Llanito y el oncológico Luis Razetti.

Lee también
Los ocho quirófanos del hospital Vargas están parados desde el 30 de abril

De hecho, la doctora residente de cuarto año de Neurología en el hospital José María Vargas, Luz Acevedo, dijo que lamenta y que le duelen todos los asesinatos recientes ocurridos en las protestas, incluso propuso llevar una cinta negra en las batas por luto a los caídos, pero exigió que los fallecidos por falta de medicinas e insumos también sean contados en esta crisis.

Por tanto, pidió que se suspendan las consultas electivas en los hospitales. El Vargas tomó esa decisión el martes pasado, debido a que tienen los ocho quirófanos parados desde el pasado 30 de abril producto de una inundación que levantó todo el piso del área quirúrgica.

Cerca de 12 médicos y tres estudiantes de medicina pasaron uno a uno por el micrófono dando sus puntos de vista y planteando las acciones que iniciarán el próximo 15 de mayo.

Por unanimidad aprobaron acciones de calle.

Jaime Lorenzo, de Médicos Unidos de Venezuela, se expresó en relación a la escasez de medicinas e insumos que padecen desde hace dos años y se refirió a la persecución a la que han sido sometidos los galenos cada vez que alzan su voz para denunciar la crisis.

Citó el caso de Jorge Pérez, quien fue destituido hace una semana de su cargo de obstetra de la Maternidad del Sur, ubicada en Valencia.

“Su gran pelea fue por el rescate de la Maternidad. Vino caminando a Caracas con un cartel pegado en el pecho y fue de Valencia a Barquisimeto en bicicleta para sensibilizar a la gente y como una forma de protesta pacífica en defensa de los hospitales, pero se le abrió un procedimiento. Lo mismo le aplicaron a un médico del hospital de El Llanito perteneciente al Seguro Social, a quien sacaron de su cargo por negarse a asistir a una asamblea en Fuerte Tiuna y a un anestesiólogo en Barquisimeto, que fue expulsado por estar denunciando la escasez. Todo esto en las últimas tres semanas”.

Lee también
En el Hospital Vargas inaugurarán un gimnasio aunque no hay ni tapabocas

Por eso pidió que los médicos se organicen para poder hacer frente a todas las amenazas, lo que el doctor Gustavo Villasmil,  médico cirujano especialista en Medicina Interna y profesor de la UCV, secundó planteando la creación de una especie de “Foro Penal de la Salud”. En este caso, Villasmil orientó a los asistentes a respaldar cada denuncia con sus pruebas, para poder llevarlas a instancias internacionales.

A eso de las 12:00 m., en la asamblea, donde participaron más de 200 médicos, ya tenían una docena de puntos en la agenda, aprobando ocho acciones de aplicación inmediata:

*Organizar las Sociedades de Médicos Residentes (Somir), en todos los hospitales de Caracas.

*Declararse en asambleas permanentes.

*Crear un enlace entre las Somir y las Sociedad Médicas.

*Realizar un plantón en todos los hospitales el martes 16 a las 9:00 a. m.

“Más salud menos balas”, una de las consignas llevadas a la asamblea.

*Movilizarse el próximo miércoles 17 hacia el Ministerio de Salud.

*Conformar el apoyo penal para la salud.

*Dirigir comunicados a las facultades para la flexibilización de las actividades académicas.

*Enviar comunicados a la Federación Médica Venezolana y a los colegios de médicos, para ratificarles la crisis actual.

Con el apoyo de la mayoría, los ocho puntos fueron votados. La suspensión de las consultas electivas, una propuesta que llevó la gente del hospital Vargas, fue objetada por los médicos adjuntos, quienes recordaron los episodios de represión y acoso vividos tras el paro de 2003.

Esa medida se dejó a elección interna de cada hospital, con la salvedad de que hay que levantar expedientes con las exposición de motivos del porqué se suspenden las consultas.

La mañana de este jueves los estudiantes hicieron una marcha interna por la Ciudad Universitaria.

Fotos: Mabel Sarmiento



Participa en la conversación