Muere a manos de grupos irregulares joven de 20 años en el Guarataro

Entre el fin de semana y lunes 1 de octubre dos jóvenes venezolanos perdieron la vida a manos de la delincuencia. Uno era vendedor ambulante y el otro joropero y mototaxista. Ambas familias desconocen quienes son los responsables de los hechos

Caracas. Primero, ingresaron a su casa en la parroquia San Juan en el Guarataro, municipio Libertador. Lo golpearon a él y a su hermana. Vecinos calculan que eran 20 delincuentes y que pertenecían a los supuesto colectivos de la zona. Maikol Javier Bracamonte Martínez, tenía 20 años y era vendedor ambulante de hortalizas junto a su madre.

Sus familiares lo consiguieron en la estación del Metro de Capuchinos con doble fractura de cráneo y un tiro en la cabeza el pasado sábado 29 de septiembre alrededor de las diez de la mañana. Los mismos manifiestan que nunca había estado detenido. No encuentran razón de lo ocurrido, pero tampoco plantean presentar una denuncia ante Fiscalía.

Por otro lado, el pasado 1 de octubre, en horas de la noche, encontraron el cuerpo quemado de Deivy Contreras, de 28 años, al lado de un basurero, en la cota 905, justo en la entrada para subir a su casa. Su tía desconoce quiénes son los responsables. No sabe a quien acusar, lo único que manifiesta es que era un joven joropero. Su pasión era tocar el arpa y asistía a cualquier evento que lo invitaban. No obstante, sobrevivía el día a día por las carreras que hacía como mototaxista desde hace seis años.

“Los vecinos solo escucharon disparos, pero no saben más nada”, agregó.

Dos niños venezolanos se quedaron sin padre, uno de 9 años y el otro de 3. “Nos llamaron y nos dijeron que lo habían matado y quemado. Es todo lo que sé”, comenta la tía.

Lee también
Muere joven de 25 años a manos de la delincuencia en El Cementerio

Foto: Archivo Crónica.Uno


Participa en la conversación