Las ausencias consecuentes de comida y los retrasos del sistema Clap han generado varias protestas esta semana, mientras la desnutrición continúa dando de qué hablar.

Ciudad Guayana. Justo este lunes, una de las tres avenidas que comunica a San Félix con Puerto Ordaz amaneció cerrada: los vecinos de varios sectores protestaban porque desde hace meses no reciben la bolsa de comida de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap).

Ese mismo día, una familia del sector se enlutó porque uno de sus integrantes murió de hambre. Ocurrió en el hospital Doctor Raúl Leoni a las 3:00 de la tarde.

La víctima, Elías Leonardo Zambrano Machado, de 24 años, se complicó por una lista de males, varios de ellos atizados por la miseria y la escasez de medicinas: síndrome diarreico agudo, parasitosis intestinal, desequilibrio hidroelectrolítico y deshidratación severa.

Su familia vive en el barrio Nueva Chirica. Mientras esperaban el cadáver este martes, también aguardaban la bolsa de comida del Gobierno. Prácticamente, todo el “beneficio” lo invertían en Elías Leonardo. Dada su condición mental, si tenía hambre y no lo alimentaban, se tornaba agresivo.

Lee también
La inflación empobrece de manera acelerada a los trabajadores

Hambre en aumento

Hasta principios de marzo, las repercusiones del hambre habían tocado directamente a los niños: ocho habían muerto solamente en San Félix por razones asociadas con la desnutrición.

Sin embargo, en el transcurso del mes, las noticias han tomado un giro distinto. Una concejal del municipio Caroní, Aida González, denunció, cuando acompañaba una protesta por comida en el barrio José Tadeo Monagas —ubicado en la periferia de San Félix—, que cuatro ancianos habían muerto por inanición este año.

A ello se le suma el desenlace que tuvo Elías Leonardo Zambrano Machado. Lo peor: su madre, su padre y sus hermanos están casi en la misma condición en la que él estaba. El hambre los golpea duramente.

Esta semana, el gobernador de Bolívar, Francisco Rangel Gómez, aseguró que la empresa regional Alimentos Bolívar “atendió” 363.807 familias. Y añadió que se trataba de “más del 100 % de la meta”. Las protestas por comida y las muertes por hambre insisten en desmentirlo.

Foto: cortesía Wilmer González


Join the Conversation