Avanzaron en todos los puntos pero aún quedan detalles, dijeron. Cancilleres esperan que en el próximo encuentro se firme el acuerdo. Se decidió que los únicos voceros autorizados para hablar del proceso son Julio Borges por la oposición y Jorge Rodríguez por el gobierno. Los países garantes resaltaron el clima de respeto, seriedad y disposición de las dos delegaciones.

Caracas. La segunda ronda de negociaciones realizada este mes en República Dominicana entre delegaciones del gobierno y de la oposición culminó este viernes sin que las partes lograran firmar un acuerdo definitivo.

Aunque no se sellaron compromisos sobre los seis puntos de la agenda (canal humanitario, reconocimiento de la ANC, respeto a la AN, cese de las sanciones internacionales, libertad de los presos políticos y garantías electorales), los asistentes lograron el consenso sobre tres aspectos.

Primero, las partes no se levantarán de la mesa de negociación. Segundo se volverán a ver las caras los días 11 y 12 de enero de 2018. Y tercero, solo habrá dos voceros autorizados para hablar de las negociaciones: Julio Borges por la oposición y Jorge Rodríguez por el oficialismo.

Este último aspecto fue adoptado “para proteger el diálogo” según dijo el presidente anfitrión, Danilo Medina al término de la jornada de trabajo de hoy. “Cualquier declaración que dé un miembro de la oposición o del gobierno que no sean ellos dos, no tiene carácter oficial. Solo ellos dos hablarán acerca de los temas de este diálogo”, enfatizó.

La decisión se produjo luego de que mientras en Dominicana estaban negociando, desde Venezuela el vicepresidente del PSUV, Diosdado Cabello, afirmó que en la mesa de negociación no habría acuerdos para cambiar a la directiva del CNE ni sobre la liberación de los presos políticos. También durante las reuniones del 1 y 2 de diciembre, el ministro de Salud aseguró que el gobierno de Maduro no aceptaría ayuda humanitaria internacional.

Lee también
Supermercados no estarán obligados a vender productos a precios de diciembre de 2017

Los garantes

El presidente Danilo Medina resaltó “avances notables” sobre los seis temas en discusión, pero explicó que cada uno tiene subtemas “que hay que seguir discutiendo técnicamente”. La declaración de los participantes en la negociación no admitió preguntas de la prensa y ni Medina ni los otros voceros precisaron en qué medida y en cuales temas se avanzó.

“No podemos anunciar ninguno de los avances porque es un paquete y hasta que no se acuerde el conjunto total de los temas no podemos anunciar ninguno porque de un tema depende el siguiente”, dijo Medina.

Precisó que la reunión de trabajo del 11 de enero será solo entre el gobierno y la oposición, sin presencia de los cancilleres. Mientras que la del 12 será con todos los garantes y mediadores.

El canciller de México Luis Videgaray resaltó que las partes se “comportaron con seriedad en un proceso de negociación a la altura del reto que enfrenta Venezuela”. A diferencia de Medina, Videgaray dijo que los “avances son parciales, relevantes” y que aún no se llega al final del camino.

El canciller de Chile, Heraldo Muñoz, confirmó que las partes basaron el debate en el documento que les fue entregado por los garantes en la jornada del 1 y 2 de diciembre. “Son seis puntos, todos complejos, todos han sido tratados y ha habido avances significativos pero aún queda trabajo de carpintería. En los detalles está la base de que los acuerdos puedan ser firmes, duraderos y sustentables. Nos veremos el 12 de enero y nuestra esperanza es que en ese momento se va a cerrar este proceso, se va a finalizar el acuerdo”, indicó Muñoz.

Lee también
Maduro pone ultimátum a negociaciones: “Este jueves 18 es la última oportunidad”

El funcionario del gobierno chileno destacó que las partes no fueron a “intercambiar discursos” sino que mostraron voluntad, seriedad y trabajo concreto. Abogó porque en esa fecha del 12 de enero “los propios venezolanos lleguen a un acuerdo tan anhelado para una salida pacífica, política a la crisis que vive este país hermano”.

El canciller de Nicaragua, Denis Moncada sostuvo que la reunión fue constructiva y que las partes se esforzaron “para acercarse a acuerdos, para procurar los consensos necesarios para lograr la paz, la estabilidad en Venezuela”.

La oposición

Aunque se acordó que el vocero oficial de la oposición sería en lo adelante Julio Borges, la vocería de la reunión de este viernes recayó en Luis Florido. “Estamos representando al pueblo venezolano que tiene aspiración de cambio; que tiene hambre de justicia; que quiere resolver sus graves problemas sociales de falta de medicamentos y alimentos; que quiere elecciones competitivas; que quiere restituir funciones de su Asamblea Nacional, que quiere liberar a sus presos políticos”.

Enfatizó que lo que se busca es un “acuerdo que se pueda cumplir, que sea verificable y por tanto al no haber concluido todos los temas necesitamos otra reunión para que pueda haber un acuerdo permanente”.

El gobierno

El ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, dijo que la delegación del gobierno se sentía feliz de que haya sido “la palabra la que se imponga como método para dirimir los asuntos políticos”. Aprovechó su declaración para manifestar el rechazo del gobierno de Maduro al comunicado que el departamento de Estado de Estados Unidos emitió a media tarde de viernes, en el que señala que las sanciones serán levantadas cuando se restituya la democracia en Venezuela.

Lee también
Negociación Gobierno-oposición se extiende hasta este sábado por falta de acuerdo

“No aceptamos injerencia de ningún tipo por parte de groseras potencias que se creen gendarmes del mundo. Aquí estamos venezolanos resolviendo entre venezolanos. Rechazamos un comunicado grosero que emitió el departamento de Estado para boicotear el diálogo”, sentenció.

Reiteró que se trataron los seis puntos de la agenda: “Hay puntos complejos que deben ser atendidos y en todos ellos hemos logrado acercamientos importantes”.

Fotos: Cortesía Presidencia y Cancillería de República Dominicana



Participa en la conversación