OIM: Más de 80 venezolanos murieron o desaparecieron en el mar Caribe  

Mar Caribe-país

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) sostiene que el año pasado contabilizaron 18 muertos venezolanos en naufragios. “A finales de esta semana son 143, una cifra casi 10 veces superior a las fatalidades que sufrimos el año pasado, indicó Millman. Por su parte, la Agencia de la ONU para los Refugiados pidió a Venezuela y gobiernos vecinos esfuerzos coordinados para asistir a los venezolanos que intentan emigrar a islas del Caribe para así frenar la ola de naufragios.

Caracas. La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) indicó que más de 80 venezolanos murieron o desaparecieron en el mar Caribe en los últimos dos meses en tres naufragios.

La OIM expresó que el primer bote se volcó el 23 de abril y el segundo el 16 de mayo, ambos en dirección a Trinidad y Tobago, y se calcula que entre 51 y 67 refugiados y migrantes venezolanos desaparecieron.

El tercer barco, dirigido a Curazao, desapareció el 8 de junio. Al menos 21 venezolanos siguen desaparecidos, con pérdidas totales que aumentan posiblemente a 32.

El portavoz de la OIM, Joel Millman, denunció el aumento interanual de venezolanos fallecidos cuando viajaban hacia islas fronterizas o vecinas.

El año pasado contamos 18 muertos en el Caribe. A finales de esta semana son 143, una cifra casi 10 veces superior a las fatalidades que sufrimos el año pasado, indicó Millman.

Según testimonios de sobrevivientes y familiares de los venezolanos desaparecidos estos viajes son organizados por contrabandistas.

Los traficantes de migrantes aprovechan la vulnerabilidad de los venezolanos para ofrecer viajes en embarcaciones sobrecargadas e inadecuadas.

La OIM lamenta profundamente las muertes y desapariciones de tantos ciudadanos venezolanos, dijo Marcelo Pisani, director regional de la OIM para América Central, América del Norte y el Caribe.

Medidas desesperadas

Estos desafortunados incidentes resaltan las medidas desesperadas que los venezolanos están dispuestos a tomar para llegar a sus destinos, incluso arriesgando sus vidas a manos de los contrabandistas, se lee en el comunicado de la OIM.

El barco más reciente que se hundió zarpó clandestinamente desde Aguide, que se encuentra en el estado Falcón.

Teniendo en cuenta que las redes de contrabando operan en entornos transfronterizos, es necesario que todos trabajemos de manera coordinada con los países, dijo Pisani.

La OIM advirtió que estas rutas irregulares ponen en condición de vulnerabilidad adicional a las personas, quienes además pueden ser víctimas de abusos y explotación.

Hoy, más que nunca, se necesita una perspectiva regional para combatir el contrabando en el caso del flujo mixto venezolano. Esto se refleja también en un aumento significativo de los flujos migratorios en todo el Caribe, expresó Pisani.

Por su parte, la Agencia de la Organización de Naciones Unidas para los Refugiados pidió a Venezuela y gobiernos vecinos esfuerzos coordinados para asistir a los venezolanos que intentan emigrar a islas del Caribe para así frenar la ola de naufragios de embarcaciones en la zona.

“Es vital que las personas puedan acceder a territorios seguros de manera que no les obliguen a poner en riesgo sus vidas”, señaló el portavoz de Acnur, Babar Baloch.

Más de 4 millones de refugiados y migrantes venezolanos han abandonado el país desde 2015. Cerca de 110.000 de ellos residen en el Caribe.

Foto referencial: Acnur


Participa en la conversación