El Mundial Rusia 2018 define campeón el domingo en el estadio Luzhniki de Moscú con el cerrado duelo entre galos y balcánicos.

Caracas. La fiesta llega a su fin, solo falta el campeón. El Mundial Rusia 2018 coronará el domingo (11:00 a. m.) en el estadio Luzhniki de Moscú al nuevo monarca del balompié universal. La Copa del Mundo volverá después de 20 años a Francia o desembarcará por primera vez en Croacia.

Los galos aspiran a bordar la segunda estrella en su camiseta y los balcánicos añadir la primera a su vistosa franela a cuadros blancos y rojos. Las dos selecciones sortearon obstáculos de distinto calibre en el camino a la final, poseen pesadas individualidades en sus plantillas y tienen distintas herramientas ofensivas para resolver los partidos.

El choque tendrá representación suramericana en la terna arbitral de origen argentino que liderará Néstor Pitana asistido en las bandas por sus compatriotas Hernán Maidana y Juan Pablo Bellati y se podrá ver en directo por los cinco canales venezolanos con los derechos de transmisión: Meridiano TV, Venevisión, Teves, La Teletuya e IVC. Sin inclinar la balanza hacia algunos de los dos combinados, aquí te dejamos las fortalezas de las dos selecciones para alzar el máximo trofeo tras el pitazo final.

Francia

  1. Regularidad. Los galos han mantenido un rendimiento estable en todos los choques disputados. En algunos han mostrado más poderío ofensivo que en otros pero hasta ahora ningún rival los ha superado en el juego, más allá de las cinco victorias y el empate con el que llegan a la definición.
  2. Fortaleza defensiva. El campeón mundialista suele cerrar el torneo con cuatro goles encajados o menos y Francia arriba al gran duelo con cuatro dianas en sus redes, aunque Les Bleus no reciben tantos desde el duelo de octavos de final ante Argentina y ya suman cuatro careos sin ir a buscar el balón al fondo del arco.
  3. Kylian Mbappé. El joven de 19 años ha mostrado velocidad, desenfado y un arsenal de recursos para librarse de las fuertes marcas a las que ha sido sometido durante el torneo. Suma tres goles y es candidato a MVP del certamen.
  4. Deseo de revancha. La base del equipo francés es la misma que perdió 1-0 la final de la Eurocopa 2016 en casa ante Portugal y tiene un gran deseo de revancha en el máximo escenario del fútbol mundial.
  5. Didier Deschamps. El técnico galo ya sabe lo que es ganar una final del mundo como jugador al alzar la Copa en 1998. Esa experiencia será muy útil al momento de hablar con el grupo que dirige y transmitirle el significado de una final del mundo y cómo hay que jugarla.

Croacia

  1. Fortaleza mental. La oncena balcánica ha mostrado una gran fortaleza mental en lo que va de torneo. En semis ante Inglaterra se sobrepuso a un marcador adverso y al inmenso desgaste que supone jugar tres prórrogas seguidas. En octavos y cuartos también inició abajo en la pizarra y avanzó.
  2. Luka Modric. El centrocampista del Real Madrid es considerado como el gran candidato a ser el Mejor Jugador del Mundial y ha sido el indiscutible líder del mediocampo en el bando ajedrezado.
  3. Subasic. El portero croata ha salido avante de dos tandas de penales y con lo cerradas que suelen ser las definiciones, el meta podría llevar la ventaja ante su colega Hugo Lloris en caso que el duelo se defina desde los 12 pasos.
  4. Buen manejo. La escuadra de Los Balcanes es una oncena de mediocampistas, que maneja bien la pelota y es segura al momento de trasladarla.  
  5. Unión. El plantel parece estar muy unido en el gran objetivo de ganar el primer título para Croacia. El técnico prescindió de dos elementos del equipo por temas disciplinarios y estuvo respaldado por los líderes del vestuario Luka Modric, Ivan Rakitic e Ivan Perisic.

Foto referencial

Lee también
El Mundial tiene dos partidazos en semifinales


Participa en la conversación