El anuncio del Gobierno de reestructurar la deuda externa generó alarmas debido a que aumenta la incertidumbre sobre la voluntad de pago. Para cumplir con las obligaciones se han recortado importaciones y han aumentado las fallas de abastecimiento.

Caracas. Tras anunciar el pago de 1,1 millardos de dólares de los bonos de Pdvsa, el presidente Nicolás Maduro dijo que ahora busca reestructurar la deuda externa, pero las sanciones impuestas por el gobierno de Estados Unidos y la ausencia de planes para corregir las distorsiones de la economía en gran medida limitan la capacidad del Gobierno de mejorar el perfil de la deuda.

El Jefe de Estado se enfrenta a un dilema. Frente a la estrechez financiera, el Ejecutivo ha seguido cancelando deuda, sin embargo, para ello ha recortado severamente las importaciones que los ciudadanos padecen con escasez y altos precios, de manera que seguir atendiendo las obligaciones implicaría más reducciones. Si no cancela se expone a embargos de cuentas, lo que también impactaría en las operaciones de compras de bienes.

A continuación las dudas sobre los anuncios oficiales:

1. ¿Qué fue lo que indicó el presidente Nicolás Maduro?

Este 2 de noviembre el mandatario convocó a un refinanciamiento y reestructuración de la deuda. “Vamos a convocar un refinanciamiento digno”. Para ello se instaló una comisión que encabezan el vicepresidente Tareck El Aissami, el ministro de Finanzas, Simón Zerpa, el vicepresidente de Economía, Wilmar Castro, el ministro de Petróleo, Eulogio Del Pino, y el presidente de Pdvsa, Nelson Martínez.

2. ¿Reeestructurar y refinanciar es lo mismo?

No. El refinanciamiento es voluntario. Es un canje de bonos por otros de más largo vencimiento que se le ofrece a los inversionistas, y que ellos pueden aceptar o rechazar. Un ejemplo fue la operación que hizo Pdvsa el pasado año que cambió los títulos se vencían en 2016 por otros a más largo plazo, y en aquel momento, unos tenedores aceptaron los términos y otros no.

La reestructuración es obligatoria, a los inversionistas se les indican que tienen que aceptar los nuevos bonos que se les están entregando y además se cambian los términos de los contratos.

3. ¿Con esta medida hay una cesación de pagos?

Los analistas señalan que no necesariamente es un impago de deuda, pero sí aumentan esas posibilidades.

El economista y director de Ecoanalítica, Alejandro Grisanti, señala que el anuncio “demuestra que la voluntad de pago del Gobierno está resquebrajada”.

Este viernes El Aissami aseveró que “tenemos disposición de seguir cumpliendo con los compromisos asumidos por la Nación y Pdvsa” y el presidente de la petrolera Nelson Martínez a través de su cuenta de Twitter escribió que “ratificamos a los inversionistas la disposición para seguir cumpliendo con los compromisos de pago, bajo un diálogo sincero y con entendimiento”.

Lee también
Maduro invitó al Alto Mando Militar a participar en Pdvsa

4. ¿Aumenta la incertidumbre de que se dejé de pagar?

El riesgo crece. Del servicio de deuda (capital e intereses) de octubre y lo que va de noviembre, el Gobierno ha cancelado el capital, unos 1,9 millardos de dólares, pero los pagos de los intereses —cerca de 800 millones de dólares— se han postergado y se encuentran en un período de gracia que culmina en los próximos días.  La firma Torino Capital indica en un reporte que se debe estar “alerta ante cualquier posible señal de que el gobierno considera suspender los pagos, por ejemplo, dejando que los periodos de gracia de los cupones pendientes expiren”.

5. ¿Las sanciones impuestas por Estados Unidos impiden renegociar la deuda pública?

Sí. Las sanciones del gobierno de Estados Unidos prohíben transacciones relacionadas con financiamientos así como operaciones con deuda que tengan vencimientos superiores a 30 días. Las medidas no afectan las transacciones en el mercado secundario, los papeles colocados en otros ejercicios. El título con el cual no se pueden hacer operaciones es el que vence en el 2036 y que fue emitido por Finanzas en diciembre de 2016. Dicho papel no se ha podido desmaterializar —está en físico—, lo que ha impedido su negociación. Hace meses el Gobierno tocó las puertas de las instituciones para ofrecerlo con un gran descuento pero no tuvo respuestas.

6. ¿Pueden El Aissami y Zerpa negociar con los tenedores de bonos?

No. El Aissami y Zerpa están en la lista de funcionarios sancionados por Estados Unidos, por tanto, no pueden hacer gestiones con los inversionistas. Del comité por ahora no están en la lista Castro, Del Pino y Martínez.

7. ¿Cómo se comportaron los bonos de la deuda después de los anuncios?

Este viernes, los bonos de Pdvsa y el Gobierno tuvieron fuertes caídas en los mercados internacionales. El descenso en el precio de los papeles fue de más de 20 %.

8. ¿Una reestructuración tiene que pasar por la Asamblea Nacional?

De acuerdo con la Constitución, las operaciones de crédito público tienen que ser revisadas por la Asamblea Nacional, aunque la Ley Orgánica de Administración Financiera impone condiciones. En una de sus disposiciones indica que el Gobierno puede reestructurar o renegociar la deuda pública sin autorización previa de la AN si dichas operaciones benefician a la República, sea por reducción del capital, de los intereses o por cualquier otra condición. Luego se notifica al Parlamento. Si la operación de reestructuración supera el límite de la Ley de Endeudamiento, sí se necesita autorización de los diputados.

Lee también
Corrupción en Pdvsa se ha dado cuando altos jerarcas del Gobierno han sido directores de la estatal

El Gobierno bajo el argumento de que la AN está en “desacato”, envió la Ley de Endeudamiento de 2017 al Tribunal Supremo, y la Ley de este año fue entregada a la Asamblea Constituyente. Se desconoce su contenido.

9, ¿Venezuela antes de las sanciones podía reestructurar la deuda?

No. La crisis económica, que se profundizó con la disminución de los ingresos petroleros, ya había afectado las posibilidades del Gobierno de acceder a los mercados internacionales. Grisanti destaca que “el mercado no estaba dispuesto a refinanciar debido a la ausencia de un plan económico y los problemas en la capacidad de pago”.

10. ¿Qué impacto tiene dejar de pagar la deuda pública?

El presidente de la Comisión de Finanzas de la AN, José Guerra, asevera que “el default sería una catástrofe”.

Las firmas económicas señalan que si de deja de cancelar la deuda el costo es alto, porque hay riesgos de embargos de activos externos, incluyendo las cuentas por cobrar de cargamentos petroleros.

11. ¿Por qué al Gobierno no tiene plata suficiente para pagar la deuda?

De cada 100 dólares que ingresan al país, 96 aporta Pdvsa y la estatal tiene dificultades por la caída en la producción petrolera —que está en 2 millones de barriles—  y un precio del crudo promedio en 44 dólares. De esa producción, una parte es la que genera ingresos, porque otra va al consumo interno y al pago de créditos. Y aunque el pasado año, por ejemplo, la industria extendió los vencimientos de unos bonos y pactó períodos de gracia con China, el ingreso no alcanza.

De lo que percibe por las ventas de petróleo, tiene que guardar una porción para afrontar los pagos de deuda, y lo que queda va al BCV. Esas divisas que entrega Pdvsa al Banco Central alimentan las reservas internacionales, que se utilizan no solo para cancelar deuda del Gobierno sino también para efectuar las importaciones. Y lo que entrega no es suficiente, lo que se refleja en el saldo de las reservas que están por debajo de los 10 millardos de dólares, de manera que cumplir con los compromisos se complica.

Alejandro Grisanti destaca que si la producción petrolera no estuviera un retroceso, el Gobierno tendría dinero. “La producción ha caído 750.000 barriles, si no se hubiesen perdidos esos barriles y con el precio actual (50 dólares), se tendrían 15 millardos de dólares que permitirían pagar deuda e importar”.

12. Para cancelar la deuda pública ¿qué ha hecho el Gobierno?

Este año el Gobierno para cancelar la deuda ha canjeado títulos a cambio de efectivo, ha vendido bonos a gran descuento, ha dejado vencer canjes de oro y ha bajado las importaciones.

Lee también
“A mí el café me disfraza el hambre hasta el almuerzo” (y V)

13. ¿De cuánto ha sido el recorte de importaciones?

Hasta agosto el recorte de las importaciones fue de 27 %, según los cálculos de Torino Capital

14. ¿Cómo afectan estas acciones a los ciudadanos?

Con escasez y alta inflación. La disminución en las compras externas evidencia la poca materia prima con la que cuentan las industrias para producir y que las lleva a operar a 34 % de su capacidad. Esto explica las fallas de abastecimiento de varios alimentos, medicinas y artículos de higiene, y aquellos bienes que se consiguen están a precios elevados, y no todos los pueden pagar

15. ¿Qué pasa con las deudas de China y Rusia?

El Gobierno ya ha tocado las puertas para reestructurar la deuda con Rusia. Con China hay un período de gracia en el que se cancelan los intereses y no el capital que termina el año que viene. Este viernes el gobierno de la nación asiática manifestó que espera que la administración Maduro continúe saldando sus deudas.

16. ¿A cuánto asciende la deuda externa del Gobierno central y Pdvsa? ¿Por qué creció tanto?  

Durante la etapa de bonanza, Hugo Chávez aumentó el tamaño del Estado, lo que llevó a elevar el gasto público, y los altos ingresos ordinarios no eran suficientes por lo que el Gobierno incrementó la deuda. Mientras el precio del crudo se mantuvo por encima de los 80 dólares, no hubo inconvenientes para cancelar el servicio, pero tras el declive del valor del barril la situación se complicó. Las estadísticas del BCV y las estimaciones de las fimas económicas muestran que en 2004 la deuda externa total estaba en 29 millardos de dólares, en 2016 alcanzó los 103 millardos de dólares. Guerra indica que “haber despilfarrado la riqueza petrolera y no poder pagar la deuda es un crimen contra el pueblo”.

17. ¿Cuánto tiene que cancelar este año y el próximo?

En lo que queda del año Gobierno y Pdvsa tendría que cancelar más de 800 millones de dólares. Torino Capital estima que en 2018 la cifra es 22,5 millardos de dólares.

18. ¿Qué opciones le quedan al Gobierno con el manejo de la deuda? ¿Pueden reestructurar? 

Torino Capital indica que el contexto externo dificulta una reestructuración exitosa por lo cual se pregunta si las autoridades continuarán honrando sus obligaciones. Analistas dicen que al Ejecutivo lo que le queda es seguir pagando. La banca de inversión JP Morgan considera que Maduro y El Aissami parecería dispuestos a intentar algún tipo de acuerdo negociado con los tenedores de bonos, al menos por ahora.

Foto: AVN



Participa en la conversación