En dos años esta sería la novena incursión de los malandros. Esta vez se metieron el departamento de Sociales y en la Dirección, y además de hurtar material de trabajo dejaron serios destrozos en las instalaciones.

Caracas. Parafraseando a los alumnos del liceo Fray Pedro de Ágreda, conocido como “el Pollito”, esta institución se convirtió en la sopita de los malandros.

En los que va de año los malhechores se han metido cinco veces en las instalaciones. Y en los dos últimos años los docentes contabilizan nueve robos en una institución, cuya cancha fue asumida hace cuatro años por el Estado para convertirla en una ‘cancha de paz’.

Este fin de semana, al ver que no hay vigilancia en la zona, entraron de nuevo a hurtar y dañaron las instalaciones del Departamento de Sociales y la Dirección.

Las clases no fueron suspendidas, como ocurrió en diciembre pasado. No obstante, la comunidad educativa hizo un llamado a las autoridades a resguardar el plantel, en vista de que ya casi ha sido desvalijado en su totalidad.

Lee también
Delincuentes dejan sin comida y causan destrozos a un Simoncito y a un liceo público

En diciembre pasado los padres, representantes y alumnos cerraron la avenida intercomunal Valle-Coche para exigir más seguridad.

Es esa oportunidad Francis Colmenares, supervisora del Circuito Educativo Sur, comentó que ya estaban al tanto de las denuncias y aclaró que venían desarrollando mesas de trabajo con el Ministerio de Justicia y Paz.

Además, les ofreció que se continuaría con la construcción de la cancha de usos múltiples —parada hace cuatro años—, en cuyos espacios inhabilitados hacen vida los maleantes.

El otro golpe duro fue en abril de este año, cuando la mitad de la institución quedó sin luz, pues los bandidos se llevaron la red de cableado eléctrico, destruyeron lámparas, rejas y puertas. Asimismo, se llevaron las pocas herramientas que habían sobrevivido a otros hurtos.

Fotos cortesía Comunidad Educativa



Participa en la conversación