Los padres de los pequeños deportistas costean los gastos de los equipos que hacen vida en la Asociación de Distrito Capital.

Caracas- La práctica de los deportes se ha vuelto cuesta arriba ante la magnitud de la crisis económica en Venezuela. Sin embargo, los representantes de los niños que hacen vida en los equipos béisbol de la Asociación de Distrito Capital hacen de tripas corazón y se las ingenian con redes de intercambio de implementos y apoyo para evitar la deserción de los pequeños deportistas.

“La mayoría de los equipos se sustentan con el apoyo de padres y representantes. Son muy pocos los equipos que cuentan con el aporte de empresas u organismos gubernamentales. Lo grueso es el autofinanciamiento y algunas actividades que organizan los clubes, pero todo sale del bolsillo de los padres”, asegura Oscar Izaguirre, presidente de la Asociación capitalina que fue fundada en 1956 y funciona bajo la estructura actual desde 1977.

La Abedica agrupa a tres ligas de béisbol menor, tres ligas de béisbol adulto, una de béisbol femenino y otra de las categorías Máster y Súper Máster, ésta última para mayores de 50 años. Y el esfuerzo que hacen padres y representantes se ve reflejado, según Izaguirre, en la baja tasa de deserción de este año.

“La deserción fue baja. Mantuvimos el mismo número de clubes por categoría y el total de afiliados. Sin embargo, pudimos observar que en los rosters de los equipos donde era una tendencia tener entre 17 y 20 jugadores, en algunos casos descendió a 14, 15 o menos. En ese sentido no sentimos tanto la crisis. Quizás donde tuvimos algunos inconvenientes fue en el desarrollo de los torneos, donde hubo que hacer algunos ajustes y reducir el número de juegos”, explicó el directivo, quien admitió la importancia de los intercambios entre padres y representantes.

“Hemos impulsado ese tema de intercambios, sobre todo con las pelotas. A veces hay representantes que tienen cascos u otro que tiene algunas pelotas y ha sido fundamental esos intercambios para de alguna manera paliar las ausencias de implementos deportivos”, señaló Izaguirre. ¿Cuál es el insumo deportivo más complicado de conseguir y costoso? Precisamente el más imprescindible de todos.

“El más complejo es la pelota, porque no hay distribuidores asentados en el país y hay que conseguirlas en el mercado negro. Por eso, la complicación con los costos y la disponibilidad”. En Mercado Libre, una pelota de béisbol marca Tamanaco para pre infantil se ofrece en 38.499 la unidad y la caja de 12 a un 1,2 millones de bolívares.



Participa en la conversación