Suspendidas consultas neonatales y servicios de pediatría en el Materno Infantil Hugo Chávez

materno infantil hugo chávez

Inaugurado con una capacidad de 170 camas obstétricas, el Materno Hugo Chávez perdió capacidad para atender partos de alto riesgo. Los niños que ingresan con cuadros delicados de salud están prácticamente desamparados. Yormailer García, una representante que acudió este viernes en busca de atención, denuncia que solo está habilitada el área de inmunización. “La consulta pediátrica está cerrada y no hay ni médicos integrales que suplan a los especialistas”, se lamenta.

Caracas. Por varios años fue el mayor orgullo del Gobierno, pero hoy, cinco años después de su inauguración, es apenas el cascarón vacío de un sistema sanitario en detrimento. Con una emergencia ceñida a la atención de partos expulsivos, el Hospital Materno Infantil Hugo Chávez, situado en El Valle, luce impedido. No hay capacidad para realizar cesáreas ni hacer suturas. El déficit de personal especializado, que algunos estiman en 90 %, mantiene al centro en cierre técnico. Las consultas externas, que en otros tiempos suponían su mayor actividad, están suspendidas, confirmó a Crónica.Uno el personal de guardia este viernes.

Desde hace tres semanas, los pacientes se quedaron sin atención externa y la crisis se agrava. Inaugurado con una capacidad de 170 camas obstétricas, el Materno Hugo Chávez perdió capacidad para atender partos de alto riesgo y los niños que ingresan con cuadros delicados de salud están prácticamente desamparados.

Yormailer García, una representante que acudió este viernes en busca de atención, denuncia que solo está habilitada el área de inmunización. La consulta pediátrica está cerrada y no hay ni médicos integrales que suplan a los especialistas, se lamenta. La mujer asegura que incluso el personal de Enfermería no queda al margen de la diáspora. Se requieren por lo menos 80 enfermeras, según cifras extraoficiales.

Lee también
Comerciantes del Mercado de San Jacinto temen que los madruguen con un desalojo

Quienes prestan servicio en la institución aseguran que el mayor esfuerzo se concentra en la Emergencia, donde aún se atienden algunos casos. Ligia Bolívar, una enfermera con más de dos años de servicio en la institución, advierte que faltan ginecobstetras, anestesiólogos, intensivistas y pediatras. Los asientos vacíos y la espera tendida son quizás el mayor reflejo de la ausencia de profesionales.

La situación es crítica y el ruleteo de pacientes, el pan nuestro de cada día. He visto cómo las madres y maridos de las parturientas se adelantan para asegurarse la atención un domingo por la noche. Pero en realidad estamos de manos atadas, agrega la enfermera.

Para las parturientas que buscan atención a contrarreloj, la Maternidad Hugo Chávez ya no figura en la lista de opciones. No hay cómo practicar un examen de Rayos X a los niños, y la ausencia de antibióticos pone en riesgo la vida de los recién nacidos con infecciones respiratorias. No se cuida la higiene ni el aseo del hospital, denunció una madre, que pidió resguardar su identidad.

De acuerdo con la Federación Médica Venezolana, más de 1150 neonatólogos se han marchado del país para ejercer en países de la región. Y este año solo aplicaron 15 personas para cursar la especialidad en la Facultad de Medicina de la Universidad Central de Venezuela. La academia reporta una caída de 40 % en el número de residentes de primero, segundo y tercer año. De los 700 cargos ofertados este año, para el ingreso en 2019, solo se inscribieron 545 aspirantes, lo cual deja 30 % de la oferta de especializaciones vacante.

Según informa el personal del Materno Infantil de El Valle, el servicio de laboratorio tiene más de un año inoperativo y los familiares deben costear los exámenes en clínicas y servicios privados. La terapia intensiva neonatal está desprovista de equipos. Las filtraciones y el deterioro que corroe la infraestructura inhabilita los quirófanos. Los turnos quirúrgicos son la mínima expresión de un hospital que demanda inversión. La partida trimestral que recibe la institución, dicen empleados, no alcanza ni para iluminar las áreas comunes.

Lee también
Maduro solo tuvo público que lo ovacionara en la llegada a la ANC

Los afectados formulan un llamado al Ministerio de Salud para que rescate un hospital que, en 2013, fue la respuesta tardía a la crisis sanitaria que se instaló en las salas de obstetricia.

La crisis humanitaria en el sector acentúa el deterioro del derecho a la salud y empeora los indicadores, como la mortalidad materna, la mortalidadneonatal o la incidencia de enfermedades endémicas.

El Informe Estado de la Población Mundial 2017 del Fondo de las Naciones Unidas para la Población (Unfpa) indicó que Venezuela subió al primer lugar de embarazo adolescente entre los 15 y 19 años de edad en las regiones andina, suramericana y caribeña, con una tasa de 95 embarazos por cada 1000 mujeres, superando a Bolivia, Colombia, Perú, Chile e inclusive Haití.

De acuerdo con el último boletín sobre la Situación Epidemiológica Nacional, actualizado en 2016 por el Ministerio para la Salud, ese año ocurrieron 11.466 muertes neonatales, lo que representa 30,12 % más en relación con el 2015. Los bebés entre 0 y 27 días de nacidos concentran 68,08 % del total de los fallecimientos. Sepsis neonatal, neumonía, enfermedad de membrana hialina y prematuridad figuran entre las causas más frecuentes de muerte.


Participa en la conversación