Se enteraron del posible regreso del exdiputado del PSUV, Tirso Silva, a quien acusan de haber hecho una mala gestión. En el tiempo que estuvo a cargo, dijeron, no solucionó el desabastecimiento de insumos ni mejoró la infraestructura hospitalaria.

Caracas. La mañana de este jueves los trabajadores del hospital José María Vargas, ubicado en la parroquia Altagracia, hicieron una asamblea relámpago porque les llegó la información de que regresa a la dirección el doctor Tirso Silva, quien estuvo a cargo de esa administración en junio de 2015 hasta noviembre de 2016.

Los trabajadores le achacan una mala gestión y, por tanto, no quieren que regrese. Denunciaron fallas de insumos y de equipos que nunca resolvió.

Los médicos residentes presentes en la asamblea —y que pidieron el completo anonimato pues temen represalias— dijeron que durante la gerencia de Silva hubo atropellos y humillaciones al personal.

Lee también
En dos meses se han registrado 17 robos dentro del hospital Vargas

“Silva incuso llegó a prohibir que los residentes fueran a los actos de graduación y amenazaba con suspender los postgrados. Pero más allá de ese atropello, no solucionó nada con el tema de la infraestructura, no solventó la escasez de medicinas e insumos. No escuchó al personal. Más bien en su época el que reclamaba algo era atacado”, dijo una de las doctoras.

Mientras ella daba su testimonio, algunos asistentes en la asamblea gritaban: “No queremos que vuelva”, “No lo queremos aquí”.

Lo del regreso de Tirso Silva, médico, expresidente de la Subcomisión de Salud de la Asamblea Nacional y adepto al partido de gobierno (PSUV), fue algo que corrió como pólvora por los pasillos del Vargas.

“No ha salido la Gaceta Oficial con el nombramiento, pero cuando el río suena es porque piedras trae. Ya en el Risque los trabajadores durante dos días protestaron para que no se los dejaran como director. Y cuando estuvo aquí dijo que el Vargas ‘gozaba de buena salud’, cuando aquí le pedían de todo a los pacientes, no había guantes, ni detergentes para limpiar y la morgue estaba que explotaba. Por eso no queremos que regrese. Si lo hace, entonces nosotros también haremos una huelga de brazos caídos”, dijo Eduardo Sánchez, delegado sindical.

En la reunión se recogieron firmas que serán adjuntadas a una carta que entregarán este viernes 3 al secretario de Salud del Distrito Capital, Earle Siso, de quien esperan una respuesta más precisa.

Se rumoró que ese nombramiento sale del despacho de la ministra de Salud, Antonieta Capaorale y, por ende, el doctor Siso no estaba enterado.

Lee también
En el Clínico Universitario escasea hasta el alcohol

En sustitución de Silva entró el doctor Iván Francisco Muro, quien a decir de los obreros y empleados comenzó a ejecutar algunos cambios en la infraestructura hospitalaria.

“Los trabajadores les estamos dando el voto de confianza. Pues lo que nos interesa es que trabaje por el hospital. Ya consiguió unas cavas para la morgue, pero no las ha podido instalar porque tiene que hacerlo el fabricante que es chino. También solucionó un tema con los aires acondicionados y ha dicho que no es político sino doctor. No es que defendamos su gestión, solo queremos que trabaje él, sea él u otro director. Pero a Tirso Silva no lo queremos”, dijo Sánchez.

Esperan que este viernes los atiendan y se aclare el asunto. Pues de lo contrario afinaran las protestas.

Irán a la calle

Para este martes 7 de febrero, a partir de las 8:30 a. m. está prevista una marcha de los trabajadores de la salud.

Además de la asamblea del Vargas motivada por el cambio de director, en el complejo médico José Ignacio Baldó, conocido como el Algodonal; y en el Clínico Universitario, se realizaron reuniones para sensibilizar y motivar al personal a salir a la calle en defensa de sus derechos laborales y por la salud.

Foto: Crónica Uno / Mariana Mendoza
En el hospital el Algodonal hay áreas cerradas desde hace cinco años. Por eso los trabajadores protestarán este 7 de febrero.

Fotos: Angeliana Escalona/ Mariana Mendoza



Participa en la conversación