Un funcionario de la Policía del estado Miranda hizo frente a dos presuntos delincuentes que trataron de despojarlo de sus pertenencias en una unidad de transporte público, en El Valle. En otro hecho, familiares de dos jóvenes denunciaron que fueron ajusticiados en el Cicpc, en La Dolorita.

Caracas. La mañana de este miércoles 2 de noviembre fueron ultimados Yofran Rivas, de 27 años y Deiby Brayan González, de 19, luego de que se enfrentaran a un funcionario de la Policía del estado Miranda, cuando intentaron robarle su arma de reglamento en la avenida Intercomunal de El Valle.

Se conoció de manera extraoficial que los hombres abordaron una unidad de transporte público —en la que se trasladaba el uniformado vestido de civil— con la intención de robar a los pasajeros. Cuando trataron de bajar al oficial del vehículo este hizo frente a los presuntos delincuentes.

Fuentes indicaron que resultó ileso. Trascendió que ambos hombres habían cometido varios robos en otras camioneticas de la zona.

Ajusticiados por el Cicpc 

Familiares de Orangel Juvenal Aular Aguilar, de 28 años, denunciaron que fue asesinado la mañana del pasado lunes 30 de octubre, en el sector El Chorrito de La Dolorita, en Petare.

Comentaron, de manera extraoficial por miedo, que los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) ingresaron a la vivienda y lo sacaron a la fuerza.

Le dispararon y le indicaron a la familia que lo buscara en la morgue, posteriormente alegaron que se enfrentó a los uniformados.

En ese mismo instante, también fue ultimado Vladimir Emiliano Lara Herrera, de 28 años, cerca de la casa de Orangel. Sus parientes, quienes también tuvieron miedo de revelar sus nombres, comentaron que fue sacado de su vivienda a la fuerza y llevado a una zona montañosa donde le dispararon.

Lee también
Diputado Carlos Paparoni denuncia que fue víctima de un atentado en la Francisco Fajardo

Recibió seis impactos de bala y denunciaron que lo hicieron porque estaba solicitado por homicidio. Rechazaron la forma en que actuaron los policías y comentaron que estos debían detenerlo y hacerle un juicio.

Vladimir era padre de una niña de siete años y trabajaba como obrero. Orangel también laboraba como obrero de la construcción y era de Mariara, estado Carabobo.

Foto archivo



Participa en la conversación