Crónica Uno

Entre enero y febrero salas de cine venezolanas vendieron 47.000 entradas

Foto: Gleybert Asencio

Las empresas exhibidoras han operado en las semanas flexibles del esquema 7+7. Sin embargo, el sector cultura espera que se pueda trabajar de manera continua. Proyectos de autocines como el de Cinex y Autocine Caracas no están operando desde hace varios meses

Caracas. A finales de enero empezaron a funcionar las salas de cine venezolanas, cerradas desde marzo de 2020 debido a la pandemia. Desde que comenzaron nuevamente operaciones este año, las empresas exhibidoras han sumado un total de 47.001 entradas vendidas durante los meses de enero y febrero, de acuerdo con los datos de la Asociación de la Industria del Cine. 

Desde el año pasado el sector cultural impulsó tanto campañas y reuniones con miembros del gobierno para lograr la reactivación. Finalmente, el 20 de enero Nicolás Maduro autorizó que pudieran abrir cines, teatros, museos y centros culturales durante la semana de flexibilización del esquema 7+7. 

Cada empresa exhibidora se reactivó en fechas diferentes a partir del anuncio. Por ejemplo, Trasnocho Cultural, Cines Unidos y Supercines empezaron a proyectar películas el miércoles 27 de enero, Cinex reabrió sus salas dos días después. El 26 de enero Cines Unidos publicó un post en Instagram con el precio de sus entradas: 3,5 dólares general, 1,75 niños y 2,63 estudiantes.

A través de sus redes cada compañía divulgó cómo sería su protocolo de bioseguridad, como el uso del tapabocas, así como la disposición de menos asientos en sala para garantizar la distancia entre personas. 

Durante los días de operatividad de enero, los complejos vendieron un total de 10.365 tickets, mientras que en febrero la cifra fue de 36.636, según los registros de Asoinci a los que tuvo acceso Crónica Uno. Las cifras de marzo de contabilizan a principios de abril. 

Ahora bien, la comparación inmediata sería con el mismo período del año anterior, previo a la pandemia, cuando las cifras actualizadas indican que en enero y febrero de 2020 se contabilizaron 1.388.593 tickets vendidos en las salas de cine venezolanas. 

Pero el contexto es diferente. En ese momento, los complejos operativos funcionaban generalmente a máxima capacidad sin restricción de días para laborar.

“Ha sido un proceso paulatino. Los exhibidores han respondido de manera entusiasta. En este mes y medio de autorización se han logrado reabrir 42 de las 64 salas existentes en Venezuela ubicadas en 21 ciudades. Sería inoficioso comparar con períodos anteriores”, asegura Abdel Güerere, presidente de la Asociación Venezolana de Exhibidores de Películas.

Las empresas exhibidoras han ofrecido distintas ofertas de combos en sus caramelerías Foto: Gleybert Asencio

Una de las interrogantes sobre el futuro de los complejos de exhibición era su perspectiva de operatividad en el mediano y largo plazo luego de la pandemia, especialmente en Venezuela, donde el número de espectadores ha bajado desde 2016. 

Antes de que se pensara en cuarentena, en 2019 hubo un total de 11.694.520 de boletos vendidos, mientras que en 2018 la cifra fue de 14.021.046. Acá puede ver la infografía con los detalles de espectadores por mes de esos dos años.

Oferta al público

Si bien las exhibidoras al principio ofrecieron en cartelera películas que habían exhibido el año pasado, paulatinamente sumaron obras como Tenet, Mujer Maravilla 1984 y más recientemente Raya y él último dragón

La familia de Radhanaris García evaluaba qué hacer cuando abrieran las salas de cine en Venezuela, como había ocurrido en otros países antes de que Nicolás Maduro lo autorizara. 

“Al ver que se cumplían las normas de bioseguridad y que nosotros somos respetuosos de los protocolos, decidimos ir a ver el primer estreno disponible. Asistimos a Cinex Tolón donde cumplieron con todas las medidas de seguridad, el aire acondicionado funcionó perfecto, el distanciamiento dentro de la sala fue incluso mayor a lo que habíamos entendido, y la proyección transcurrió con toda normalidad”, cuenta la también periodista, creadora de la cuenta en Instagram Protagonista Culinario. 

Vieron Mujer Maravilla 1984. “Primera vez que la veíamos. No usamos nunca caminos verdes. Y me gustó, pudo ser mejor porque tenía con qué. Percibo un guion de estructura débil”, cuenta sobre el filme que desde hace meses se puede conseguir por vías irregulares en Internet. 

El personal de salas de cine suele estar equipado con sus equipos de protección Foto: Gleybert Asencio

Abdel Güerere subraya el cumplimiento de las normas de bioseguridad tanto de trabajadores de los complejos de cine como de los espectadores. No ha habido ningún incidente que lamentar. El grado de satisfacción de la gente ha sido entusiasta. “Lo han compartido en redes sociales, esa alegría de volver al espectáculo en pantalla grande”, señala. 

Ahora bien, con la llegada al país de la llamada cepa brasileña de COVID-19, las autoridades han intensificado las medidas. Hasta ahora, el representante del gremio ha leído declaraciones que apuntan a que en Semana Santa habrá flexibilización. 

También esperamos que pronto, debido a las noticias de la continua vacunación en el país, volvamos al trabajo continuo, como solicitan distintos sectores y personas en estos momentos”, señala Abdel Güerere.

Desde hace varias semanas figuras del sector cultural han insistido ante los ministerios de Cultura y Salud en dejar atrás el esquema 7+7.

Los representantes de la cadena Supercines aseguran que la afluencia ha sido la adecuada de acuerdo con la cantidad de contenido que han ofrecido, así como subrayan la confianza de los próximos estrenos de largometrajes taquilleros.

“Consideramos que el sector puede recuperarse paulatinamente. La pandemia nos cambió la vida a todos, es por ello que debemos ofrecer un entretenimiento seguro con todas las medidas de seguridad conocidas. Estuvimos 11 meses sin actividad económica y con esta nueva modalidad nos induce a programar un nuevo modelo de negocios en el sector entretenimiento”, indicó la compañía a través de un texto enviado por Whatsapp atribuido a Renny Vieira, vicepresidente de la empresa, que tiene salas de cine en los Altos Mirandinos, Maracay, Barcelona y Puerto Cabello.

Desde el año pasado el sector pedía reabrir las salas de cine Foto: Gleybert Asencio
Sobre los autocines

Ante la paralización de la exhibición de películas en salas de cine, en julio de 2020 varias empresas anunciaron sus planes de ofrecer servicios en autocinesSin embargo, el aumento de contagiados por COVID-19 pospuso los planes.

Finalmente en septiembre, Cinex comenzó sus actividades en el estacionamiento del Hotel Tamanaco y en octubre en la Universidad Metropolitana. En octubre también Autocine Caracas llevó a cabo su plan en el estacionamiento del CCCT. 

Sin embargo, ambos proyectos no ofrecen ninguna proyección en este momento. Autocine Caracas cesó sus actividades en diciembre de 2020. Mientras que Cinex solo ofrece funciones en salas convencionales. Desde el 21 de noviembre la cuenta en Twitter no promociona Cinex Auto, como se llamó esta modalidad de negocio. 

Marielisa Álvarez es gerente de Autocine Caracas. Explica que actualmente evalúan realizar funciones itinerantes en Caracas y otras ciudades del país de la zona central.

Tomamos este primer trimestre para evaluar qué pasará con las salas de cine que están funcionando nuevamente. Queremos ver la respuesta del público a la versión convencional de consumo de películas. Vemos todavía ciertas reservas, a pesar de la avidez por los espacios de entretenimiento.

Asevera que durante los meses de funcionamiento registraron una asistencia de 3000 vehículos. Reconoce que una de las debilidades de los proyectos de autocine es la oferta de películas. “Las distribuidoras ponen limitaciones a las películas y al tiempo en el que se pueden exhibir en autocine. Por ejemplo, Sony no permite que sus películas se vean en autocines siempre que haya una sala de cine abierta en 8 kilómetros a la redonda”.

Para la realización de este trabajo no se obtuvo respuesta de Cinex sobre su proyecto de autocines. En el interior del país, otras propuestas como Autocine Maracay dejaron de publicar en redes en noviembre de 2020.

Lea también

Salir de la versión móvil