Amenazan con las FAES a vecinos de Galipán que no quieren entregar sus tierras

Amenazan con las Faes

En el Día Mundial del Ambiente, ambientalistas venezolanos denunciaron amedrentamiento contra vecinos de Galipán y daños al parque nacional El Ávila.

Caracas. Vecinos del pueblo de Galipán, ubicado en las entrañas del parque nacional El Ávila, habrían sido hostigados por funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) y por personal de las empresas Ventel y Alfamaq, por negarse a vender sus tierras y viviendas para la construcción “ilegal” de un teleférico. Los amenazan con enviar un equipo de las Fuerzas de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional.

La denuncia la formularon los ambientalistas Erick Camargo, del Observatorio de Ecología Política, y Marlene Sifontes, del sindicato de Inparques, en una entrevista concedida a Radio Caracas Radio durante la mañana de este miércoles 5 de mayo, Día Mundial del Ambiente.

Sifontes ratificó la denuncia a Crónica.Uno y detalló que los agricultores de Galipán fueron amenazados con «colocar una carpa con funcionarios de las FAES y de la Dgcim en sus propias tierras» si impedían el desarrollo de la obra.

Tanto los ambientalistas como los vecinos del pueblo aseguran que la construcción no cuenta con la permisología legal ni con un estudio previo del impacto ambiental que generará la obra.

Amenazan con las FAES

Ventel y Alfamaq son las dos empresas que estarían llevando los trabajos en el parque nacional El Ávila. Sifontes explicó que la construcción de carreteras y de casas «de poderosos y enchufados» dentro del parque evidencia una profundización del desorden y la arbitrariedad en el Ávila.

La representante de los trabajadores de Inparques hizo un llamado a los ciudadanos, y específicamente a los caraqueños, a activarse en defensa del Parque Nacional, ya que es fuente de agua y reservorio de una gran biodiversidad.

Lee también
Vecinos de la Candelaria reciben la Navidad con las tuberías secas desde hace 30 días

«¿Qué pasó durante la crisis del agua en Caracas?», se preguntó Sifontes. Y ella misma se dio la respuesta: «Los caraqueños acudieron a buscar agua a su Parque Nacional que es la fuente principal del recurso». De ahí que exhorte a los habitantes de Caracas a defender el Ávila.

Desde 2011, explicó Sifontes, miembros del Frente Francisco de Miranda tomaron el Instituto Nacional de Parques de Venezuela (Inparques) y entonces comenzó un proceso de construcción de posadas turísticas, carreteras y viviendas que están dañando estos parques y ocasionando un impacto al ambiente.


Participa en la conversación