Jorge Rengifo fue hallado por uno de sus inquilinos en la sala de la casa, ubicada en el edificio Italia. Le robaron su celular, cartera y un reloj. En menos de una semana se han registrado tres casos de homicidios dentro de viviendas.

Caracas. Aunque los vecinos escucharon los gritos de un hombre pidiendo auxilio, nadie salió a averiguar qué pasaba. Eso ocurrió a las 3:00 pm del pasado lunes y tres horas después, a las 6:00 pm, se enteraron de que habían matado al propietario del apartamento seis, en el piso siete de las residencias Italia, Palo Verde.

Jorge Rengifo, de 39 años, fue hallado muerto en la sala de su casa. Solo llevaba puesta la ropa interior y su cuerpo yacía sobre un charco de sangre. Uno de sus inquilinos fue quien llamó a las autoridades, pues se encontró con la dantesca escena al llegar a casa. Le habían quitado la vida con un arma blanca.

La puerta no estaba forzada ni había desorden alguno en la residencia. De hecho, las llaves estaban pegadas de la cerradura, pero del lado de afuera del apartamento. Le robaron el celular, la cartera y un reloj.

Jorge vivía del alquiler de dos habitaciones de su casa, una se la rentó a un estudiante universitario y la otra a un señor, empleado de una cablera. Por la situación del país, hace un año vendió su negocio de venta de ropa y quedó desempleado.

Su hermano, Darwin Rengifo, contó que uno de los inquilinos llegó al apartamento a la 1:00 pm y vio a Jorge. Todo estaba en completa normalidad, pero momentos más tarde salió y no supo más de él.

“La inseguridad nos está ocasionando demasiado caos y no hay quién nos salve de esta”, dijo Darwin, desganado, con pocas ganas de expresarse por el dolor de perder a su hermano.

Familiares sospechan que el presunto homicida se duchó en la casa, pues había huellas en el piso que partían desde el charco de sangre hasta el baño; se notaba que era un calzado pequeño. Se presume que el móvil del hecho es robo, aunque no se descartan otras hipótesis.

“La justicia no sirve en este país, aquí tiene que haber una reforma policial urgentemente”, soltó.

Lee también
Madre de joven herida por explosión de granada en Petare: El inocente siempre es el que paga

La violencia se instaló en las casas

En menos de una semana se conoció de tres casos de homicidios dentro de apartamentos en el Área Metropolitana de Caracas. El primero fue el martes 27 de septiembre en la urbanización Villa Heróica, de Guatire, donde asesinaron a cinco personas.

Tres de las víctimas eran familiares del comisario jubilado del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), Heberto Alfonzo. Las otras dos eran la doméstica de la vivienda y su hijo, de 15 años.

El móvil del hecho fue el robo: dos sujetos, en complicidad con el hijo del ama de llaves, ingresaron a la casa y luego de someter a todos los presentes robaron dinero en efectivo, armas y joyas.

Por otro lado, en la avenida Ocumare de Colinas de Bello Monte, hallaron muerta a Elsa Luz Zarza del Toro, de 53 años, dentro de la quinta Mad Ri, donde laboraba como doméstica. Ocurrió el jueves 29 de septiembre a las 10:30 am.

De acuerdo con sus familiares, tenía heridas por arma blanca. Los hechos apuntan a que se trató de un atraco, pero no se descartan otros escenarios en vista de que no se llevaron más objetos de valor, como dos carros y otros bienes.

El tercer caso es Jorge Rengifo. Su hermano añadió que en Palo Verde la inseguridad tiene en vilo a todos los vecinos, pues roban a toda hora. Y aunque a veces ven presencia policial los delitos no disminuyen.

 Foto: Yohana Marra


Participa en la conversación