La información oficial del Saime apunta a que solo estarán trabajando durante las semanas de flexibilización para el operativo especial de cedulación hasta el 4 de diciembre. No hay orientación para quienes necesitan el pasaporte de carácter urgente o humanitario. Las mismas personas son quienes se han acercado a la sede y se organizan en colas para tratar de que los atiendan.

Caracas. Desde el año 2018 el Servicio Administrativo de Identificación, Migración y Extranjería (Saime) está analizando extender la vigencia del pasaporte venezolano a 10 años y la prórroga a cinco años. En 2019 insistieron en que estaban estudiando la medida, pero no dieron un paso definitivo. Este 11 de noviembre el director Gustavo Vizcaíno aseguró de nuevo que estaban retomando las conversaciones e incluso agregó la opción de enviar el documento a domicilio.

La primera vez que Vizcaíno habló sobre el tema fue el 22 de agosto de 2018 y comentó que, junto al equipo jurídico, estaban evaluando todas las leyes para adecuar el servicio y se lo iban a presentar a la Asamblea Nacional Constituyente para que evaluara todas las normativas vigentes. Más tarde, el 27 de noviembre de 2018 y el 3 de octubre de 2019, volvió a tocar el tema y afirmó que estaban trabajando para extender la vida del documento.

Yo creo que eso ya sería para 2021, fue la respuesta de un trabajador del Saime en la sede de Plaza Caracas que estaba detrás de un cordón dando información a las personas que se acercaban. Ningún otro empleado quiso darle declaraciones a Crónica.Uno, e incluso, insistieron en que las oficinas están cerradas por ser semana de cuarentena radical.

Una cuadra atrás había una cola de unas 30 personas esperando respuesta para la prórroga de su pasaporte. Tenían que estar en esa acera porque los funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) les impedían estar frente a la oficina del Saime y les aseguraron que a eso de 10:30 de la mañana llegaban las personas de protocolo para escuchar cada uno de los casos, e incluso, seguro salía el director para atenderlos. 

Foto: Tairy Gamboa

Joel es marino mercante. Tiene su pasaporte vencido y necesita una prórroga para poder navegar. Ya ha ido dos veces a la sede del Saime y su situación es particular porque el 13 de marzo le llegó un correo electrónico diciendo que ya tenía la prórroga lista en la sede de La Urbina, pero no pudo ir a buscarla. Justo el 16 de marzo se decretó la cuarentena en siete estados del país, entre esos Distrito Capital, y todo quedó paralizado.

Ahora, con las nuevas medidas de flexibilización, fue a La Urbina a ver si podía retirar su pasaporte y le dijeron que tenía que buscar en Plaza Caracas una autorización. Cuando fue por primera vez, hizo una cola desde las 7:00 a. m. y lo atendió el director del Saime. Le dijo que tenía que llevar una carta que explica su problema y algún soporte, como empresas que lo quisieran contratar que le pidieran el pasaporte.

Fue una segunda vez. Hizo la misma cola y le dijeron que para que llevaran su pasaporte desde La Urbina hasta Plaza Caracas tenía que pagar 1 petro, que para este 13 de noviembre se tasa en 35.771.706 bolívares, o un poco más de 50 dólares. Este dinero sería adicional a los 100 dólares que ya pagó por el documento.

No entiendo por qué si yo ya pagué un dinero, ahora me tienen que pedir más como si fuera una multa, como si fuera mi culpa la cuarentena, reclamó.

Para Joel que ahora el Saime diga que está estudiando aumentar la vigencia del pasaporte no es más que una estrategia política para llamar la atención frente a las próximas elecciones parlamentarias del 6 de diciembre. Sale diciendo algo como una burla y ya uno sabe que tienen años prometiendo lo mismo, aseguró.

En la cola para conseguir una prórroga hay otras historias. Jenny vino desde Barquisimeto y no tiene dónde quedarse en Caracas. Tenía que conseguir sí o sí que ese mismo día le dieran la prórroga para su pasaporte porque su madre es una señora discapacitada que necesita viajar lo más pronto posible para someterse a una operación. Katherine también llevó todos los papeles que indican que su hijo está enfermo y necesita salir de Venezuela para someterse a un tratamiento. El mismo director me dijo ayer que trajera estos papeles porque él me iba a atender hoy, sostuvo.

Otras personas no tenían una urgencia por el documento. Lucía aseguró que pudo hacer en julio el pago de la prórroga del pasaporte por la página web del Saime. Ahora, cuando ingresa al sistema no le sale ningún tipo de actualización sobre su documento y fue hasta la sede con las facturas para ver si la pueden ayudar porque le da miedo haber perdido el dinero.

Hasta este 13 de noviembre, la prórroga tiene una vigencia de dos años y el pasaporte de cinco años. La falta de papel era uno de los problemas que reconoció el director del Saime para febrero de 2017, Juan Carlos Dugarte.

Estamos trabajando para regularizar la emisión de pasaportes. Si bien es cierto que ha habido escasez de material. Tenemos pasaportes suficientes para atender la demanda de las personas que ameriten viajar, sostuvo Dugarte en ese momento.

Foto: Tairy Gamboa

El pasaporte tiene un costo de 200 dólares y la prórroga de 100 dólares. Toda la complejidad del proceso de conseguir el documento ha generado una gran red de gestores que aseguran acelerar el proceso por montos como 4000 dólares, que en muchas ocasiones han resultado en estafas. A mi hermana le estaban cobrando 2000 dólares por enviarle la prórroga a Estados Unidos y 4000 por sacarle el pasaporte nuevo, contó Desiré Ávila.

La información oficial del Saime apunta a que solo estarán trabajando durante las semanas de flexibilización para el operativo especial de cedulación hasta el 4 de diciembre. No hay orientación para quienes necesitan el pasaporte de carácter urgente o humanitario. Las mismas personas son quienes se han acercado a la sede y se organizan en colas para tratar de que los atiendan.

El Instituto Nacional de Aeronáutica Civil (INAC) informó días atrás que 12 aeropuertos del país que reciben vuelos internacionales permanecerán cerrados hasta febrero de 2021. Las excepciones de destinos internacionales que sí están habilitados son para México, República Dominicana, Irán y Turquía.


Participa en la conversación