En un informe preliminar la Comisión de Ambiente de la Asamblea Nacional asegura que los trasvases de aguas negras contaminaron el agua potable de la Gran Caracas, Valencia y Maracay. Exigen soportes de calidad del agua a los presidentes de las hidrológicas.

Caracas. La Comisión de Ambiente de la Asamblea Nacional aprobó el informe preliminar sobre calidad de agua. Su denuncia fue tajante: “El Ejecutivo Nacional, a través del Ministerio del Ambiente, construyó trasvases de enorme cantidad de aguas negras que contaminaron de manera irreversible las fuentes de agua potable de la Gran Caracas y de la conurbación Valencia-Maracay. La mayor fuente de Agua Potable de Caracas, el embalse de Camatagua de excelente calidad hasta el año 2009, es hoy en día un embalse muerto, eutroficado, intensamente contaminado y sus aguas no son aptas para consumo humano”.

Los diputados dejaron por escrito que “por las graves consecuencias de Salud Pública y en el daño profundo de los recursos naturales esta acción constituye un verdadero crimen y los funcionarios responsables deben dar cuenta”. Sin embargo, los llamados para que el ministro para Ecosocialismo y Agua se presente ante la AN no se han concretado en la comisión.

Los estudios sobre la calidad del agua que se consume no llegaron a manos de los diputados. Las irregularidades que ocasionan que la población reciba agua turbia y con mal olor en sus casas van desde préstamos no ejecutados hasta obras que no cumplen su función.

Los parlamentario de la comisión denunciaron que el Programa de Rehabilitación y Optimización de Plantas Potabilizadoras de Agua está sin ejecutar. En el año 2011, Hidroven solicitó a la Corporación Andina de Fomento (CAF) recursos para diagnosticar el estado de operación de las siete mayores plantas de agua potable del país. El informe asegura que este diagnóstico evidenció la escasa calidad de las operaciones de potabilización realizada en estas plantas y destaca los resultados obtenidos en las Plantas de Tratamiento de Caujarito, La Guairita, La Mariposa y Alejo Zuloaga.

Lee también
A 3 meses de la masacre de Amazonas el Gobierno oculta a los responsables
Foto: Elias Cisneros
Embalse de Camatagua en 2008. Foto: Elias Cisneros

El Programa de inversión para la Rehabilitación y Optimización de las Plantas de Tratamiento de Agua Potable que sería financiado con recursos de la Nación, de la CAF y del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) jamás se ejecutó.

El estado Carabobo destacó en la denuncia del informe de los legisladores. Sobre el agua con mal olor, turbia y sucia que sale de los grifos de las casas caraqueñas no se profundizó.

Se explica que el principal embalse que surte a Carabobo de agua es Pao-Cachinche con un aporte de 7.5 metros cúbicos por segundo. Le sigue a este el Pao-La Balsa con un suministro de 11 metros cúbicos por segundo y el dique Guataparo como reserva de agua. Este último se asegura que está “duramente afectado por las descargas de aguas servidas, no tratadas debido al mal funcionamiento de las plantas de tratamiento de dichas aguas”.

“El Lago de Valencia presenta alto grado de contaminación igualmente por la descargas en su cuenca de aguas servidas de origen doméstico e industrial, y de actividades agropecuarias”, se destaca.

Una comisión de diputados de las comisiones de Servicios y Ambiente acudieron a una inspección a la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales La Mariposa que se encuentra sin operatividad desde casi un año, según fuentes extraoficiales. No pudieron entrar a la planta. Los diputados aseguran que estas aguas caen directamente en el Embalse sin ser tratadas correctamente, con lo cual toda especie de residuos se consume a diario por la población.

También acudieron a la sede de la Planta de Potabilización Alejo Zuloaga, donde se les informó que la Planta TAR La Mariposa no cumple con su función de tratar las aguas porque sobrepasó la capacidad operativa y está inactiva. Tampoco se realizan exámenes regulares de entrada del agua para evaluar su calidad y se explicó que la coloración verdosa y el fuerte olor del agua se deben a la presencia de algas microscópicas conocidas como Cianobacterias”.

Lee también
El hospital Clínico Universitario otra vez sin agua

Se les anunció que adquirieron tres sistemas de compresión y se esperaba la rehabilitación de la Planta entre mayo y junio de este año.

En el informe se recomienda a la Asamblea Nacional exigir “el cumplimiento a los presidentes de las empresas operadoras nacionales los resultados de las investigaciones sobre la calidad del agua, realizados en sus laboratorios de forma permanente para soportar su responsabilidad en el tema de salud de los venezolanos”.

Foto: Miguel González / Elias Cisneros.



Participa en la conversación