En varias zonas de Caracas y en Carabobo, Apure, Lara, Sucre y Táchira se reportó fuerte arremetida de los cuerpos policiales que terminó con Jurubith Rausseo, de 27 años, muerta en la capital y varios lesionados en todo el territorio nacional. En dos días se contabilizan dos muertos por la represión.

Caracas. La represión contra las concentraciones convocadas por Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional y encargado del país según el artículo 233 de la Constitución, comenzaron apenas llegaron los opositores a algunos puntos de encuentro y cerraron la noche con una joven fallecida por impacto de bala.

En Caracas, zonas como El Paraíso, parroquia ubicada al oeste de la ciudad, sufrieron el embate de los cuerpos de seguridad. Salieron a pedir un cambio de gobierno, mejoras de los servicios públicos y en apoyo al llamado de Guaidó y lo que recibieron fue una lluvia de gases lacrimógenos.

Desde las 9:00 a. m. de este 1º de mayo los vecinos estuvieron en la calle. Durante cinco horas seguidas resistieron los ataques de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB). El punto más álgido fue el triángulo de la plaza Washington. Los desplegaron y se agruparon. Desde las 2:00 p. m. y hasta las 6:20 p. m. se registraron escaramuzas en diferentes puntos de la parroquia.

Tanquetas y motorizados de la GNB llegaron al lugar e intentaron penetrar en varios edificios ubicados en la avenida Páez, cerca del Torreón.

Pasadas las 6:00 p. m. los vecinos reportaron sonidos de ráfagas hacia los lados de La Montaña, sector que comunica con la Cota 905, y hacia Paraíso Plaza.

Más temprano, el exconcejal Jesús Armas dijo en su cuenta de Twitter que nueve personas resultaron heridas en las protesta de este miércoles.

Lee también
GNB señalado de asesinar a Fabián Urbina irá a juicio

El paso estaba restringido por la avenida.

Los vecinos denunciaron la circulación de motorizados de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) y de sujetos vestidos de negro. Los vincularon con colectivos armados.

En el estado Miranda, en San Antonio de Los Altos, a las 7:00 p. m. continuaban las manifestaciones. El paso por la carretera Panamericana estaba restringido.

En el sector La Redoma los manifestantes trataban de resguardarse de la agresión de los cuerpos policiales por la perimetral.

El Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (OVCS) reportó que durante este segundo día de protesta en el Distrito Capital las zonas Altamira, La Floresta, La Florida y El Paraíso estuvieron activas y fueron repelidas.

En Altamira se registró uno de los puntos más álgidos de violencia gubernamental. Personas que trataron de ubicarse en el distribuidor Altamira para protestar fueron reprimidas por efectivos de la GNB desde La Carlota con perdigones y bombas lacrimógenas a las que la gente respondió con piedras, bombas molotov y fuegos artificiales.

Ese enfrentamiento inició cerca de las 10 de la mañana y se mantuvo hasta el final de la tarde, cuando los efectivos militares desplegaron unidades blindadas [VN-4] tipo tanquetas las cuales hicieron retroceder a los manifestantes de regreso a la Plaza Francia.

Con el distribuidor bajo el control de la Guardia inclusive los periodistas de medios de comunicación fueron objetivo de amenazas por parte de los uniformados, quienes los obligaron a retirarse del sitio conforme más efectivos llegaban al distribuidor vial.

En el sitio, varios testigos denunciaron el uso de armas de fuego por parte de los funcionarios, quienes a las 5:00 p. m. ya habían entrado a la plaza no solo por la vía frontal que da hacia la autopista Francisco Fajardo, sino también por los costados con apoyo de la PNB. Esa maniobra tomó por sorpresa a quienes protestaban en el sitio y permitió a las fuerzas de seguridad del Estado capturar a varios de los presentes.

Lee también
Expertos advierten que Caracas está bajo la amenaza de un gran apagón

De los manifestantes que lograron evitar la captura, algunos se replegaron hacia Los Palos Grandes y otros hacia la Floresta, en este último lugar fue donde los funcionarios los persiguieron e iniciaron la represión con perdigones y disparos a quemarropa. Algunos lograron hacer frente con morteros y piedras para luego retirarse llegadas las 6:30 p. m., cuando los enfrentamientos cesaron.

En la plaza Altamira resultó herido Gregory Jaimes, reportero de VPI TV, esto luego de que un artefacto —salido de un mortero, según testigos— estallara cerca de él. Jaimes sufrió heridas en su rostro y mano derecha que requirieron atención urgente en Salud Chacao.

Cerca de las 8 de la noche se conoció que una joven de 28 años, identificada como Jurubith Rausseo, falleció mientras era operada en la clínica Ávila. La joven había recibido un impacto de bala en la cabeza. La información fue confirmada por el alcalde del municipio Chacao, Gustavo Duque.

El asesinato de Rausseo este martes se suma al de Samuel Enrique Méndez, de 24 años de edad, quien murió en el estado Aragua, presuntamente a manos de grupos de choque afectos al Gobierno.

Por su parte, Guaidó aseguró en su cuenta Twitter que la muerte de Rausseo no quedará impune y que los asesinos de la joven tendrán que pagar por el crimen.

En las regiones también hubo arremetida

Lee también
GNB agredió a mujeres que protestaban en Maracaibo por la tardanza de Corpoelec en reparar subestación Miranda

En Lara, Sucre, Táchira, Carabobo, Apure y otras entidades los cuerpos de seguridad hicieron uso de la fuerza para tratar de impedir las manifestaciones.

En el caso de Táchira al final de la tarde efectivos de la Guardia Nacional ingresaron a la urbanización Rómulo Colmenares, en San Cristóbal, y agredieron a un grupo de vecinos. Adicionalmente, en el Barrio Sucre entraron a la iglesia de Fátima y lanzaron bombas lacrimógenas en contra de quienes estaban en la misa a esa hora.

La gobernadora de la entidad, Laidy Gómez, informó que hubo cinco lesionados.

En tanto, el diario Tal Cual informó que luego de las 2:00 p. m. de este miércoles, efectivos de la GNB dispararon gases lacrimógenos contra los ciudadanos que se encontraban en la manifestación en el municipio San Fernando del estado Apure.

En la avenida Arismendi de Cumaná, estado Sucre, denunciaron fuerte represión y que varias personas resultaron heridas por impacto de perdigón y piedras. Reportaron un herido de bala identificado como José Luis Sánchez, docente activo de la Universidad de Oriente, quien fue trasladado a un hospital.

A media tarde en Vargas informaron acerca de una arremetida de la GNB en la plaza El Cónsul, en Maiquetía.


Participa en la conversación