Hasta la mañana de este 11 de febrero se contabilizaron 42.708 casos en China, incluyendo 1017 muertes. Además, hay 393 casos en 23 países con un fallecido, según el reporte dado por el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, quien está reunido en Ginebra-Suiza, con más de 400 investigadores y científicos.

Caracas. “Una amenaza muy grave para el resto del mundo”, así ha definido el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS) Tedros Adhanom Ghebreyesus, la epidemia en China y que ya está en 23 países. Lo afirmó durante una reunión con más de 400 investigadores destinada a acelerar la investigación de fármacos y diagnósticos y en la que, además, se reveló que la producción de una vacuna para frenar el coronavirus podría estar en aproximadamente 18 meses.

Explicó que esta es la tercera cepa del coronavirus, síndrome agudo respiratorio. La primera se reportó en el Medio Oriente y estuvo asociado al contagio por los camellos y dejó más de 800 fallecidos; la segunda en Hong Kong, China, y el origen de la transmisión fueron los murciélagos, con la ocurrencia de 650 fallecidos.

Esta enfermedad, que decidieron llamar oficialmente Covid-19, tiene menos incidencia que el sarampión, virus que tiene un alcance de 18 enfermos nuevos por cada paciente, mientras que el coronavirus de 1,4 a 15. “Sin embargo, estamos en alerta roja”.

Desde las 6:00 a. m. de este martes 11 dijo que el reporte de la OMS daba cuenta de 42.708 enfermos, incluyendo 1017 personas fallecidas, solo en China. Además, contabilizan 393 casos en 23 países y una muerte.

Lee también
Reportan 333 nuevos casos y cinco muertes por COVID-19

“La semana pasada les informé que estábamos en coordinación con los representantes de la red de la ONU y los coordinadores residentes para darle un fin a los brotes. Tenemos equipos de gestión en relación con las agencias para trabajar en la contención de los casos”.

Manifestó que la primera vacuna para el coronavirus podría estar lista en 18 meses. “Tenemos que hacer de todo hoy para luchar contra este virus y prepararnos a largo plazo. Por eso hemos enviados suministros para proteger a los trabajadores de salud y prevenir la difusión de la enfermedad”.

Por ahora, sostiene que la vacuna más rápida es esta: lávese las manos de forma regular con alcohol, agua y jabón; mantenga distancia de alguien que esté tosiendo o estornudando, cuando lo haga use pañuelo o el codo para protegerse la boca.

Destacó que se necesita la inversión de todos para el desarrollo de la investigación. “La ONU pidió 675 millones de dólares para tal fin. Les agradecemos a los países que contribuyeron y a quienes no, que lo hagan con urgencia”.

El funcionario pidió no olvidarse del ébola. Solo el día lunes recibieron 5500 alertas, se analizaron cerca de 300 muestras, se vacunaron 700 personas. “Esa epidemia sigue siendo una emergencia en salud y una preocupación internacional. Por eso el mundo debe seguir financiando la respuesta que frene al ébola.

Venezuela libre de coronavirus

La última declaración del Ministerio de Salud sobre este virus ocurrió el pasado 2 de febrero. En esa oportunidad, Carlos Alvarado, principal de esa cartera, manifestó la solidaridad de Venezuela con China y expresó “total respaldo” en el cumplimiento de los protocolos sanitarios internacionales.

Lee también
Reportan 389 casos y cinco muertes por COVID-19

Para tal efecto, dijo que fue instalada la Oficina Sanitaria Internacional y que está activado el laboratorio de referencia, el Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel, que se encuentra en capacidad de diagnosticar esta infección.

Cabe destacar que para ello se requiere el kit de diagnóstico que está distribuyendo la Organización Panamericana de la Salud (OPS), específico para esa cepa.

Se supo que ya están llegando a Colombia y Brasil, pero a Venezuela aún no ha ingresado.

Entre tanto, la información que se conoce del virus es la que se maneja vía agencias internacionales, pues el gobierno nacional no transmite información epidemiológica nacional, desde 2015. No lo hace ni para aclarar los rumores de presuntos casos, como los que rodaron hace un par de días de un paciente con coronavirus en una clínica privada de Caracas y de dos militares contagiados hospitalizados en el Hospital Militar.

Y hay más opacidad. En un comunicado divulgado el 7 de agosto de 2018, la Sociedad Venezolana de Salud Pública (SVSP) denunció el cierre del Centro Venezolano de Clasificación de Enfermedades (Cevece). El órgano adscrito al Ministerio de Salud encargado de proveer estadísticas en materia sanitaria a través de los anuarios de mortalidad, natalidad y morbilidad y los boletines epidemiológicos.

Desde hace 63 años la oficina forma parte de la División de Epidemiología y Estadística Vital del Ministerio y colabora directamente con la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en el suministro de data.


Participa en la conversación