Los dos animales recientemente donados al núcleo formaban parte del ya mermado rebaño con el que estudiantes de veterinaria y agronomía realizan sus prácticas. No es la primera vez que delincuentes incursionan al campus universitario para matar a los animales. Hace tres meses apareció solo la osamenta de un padrote de reemplazo y de raza.

Maracay. Aún no se ha determinado con exactitud el día y la hora en que dos yeguas purasangre en estado de gestación, propiedad del núcleo de la Universidad Central de Venezuela (UCV) en Maracay, fueron descuartizadas. Se estima que el hecho se produjo entre el sábado o domingo en la noche, en el parque Simón Bolívar, una extensa área perteneciente al campus y ubicado justo en la entrada de la universidad.

A escasos 200 metros de la vigilancia de la universidad se encuentra el parque en donde aparecieron las osamentas de estas dos yeguas que tenían entre 4 y 5 meses de gestación y que fueron donadas a la universidad hace apenas unos 3 meses para el estudio y práctica de los estudiantes de veterinaria y agronomía, explica Alexander García, presidente del Centro de Estudiantes (CEE) de la UCV Maracay.

Crónica.Uno estableció contacto telefónico con la decana de la facultad de Veterinaria, Isis Pérez, pero esta señaló no tener mayores detalles del lamentable hecho, por lo que sugirió contactar al director de Vigilancia del campus, Agustín Aveledo. Este tampoco respondió a los innumerables llamados que se le hicieron.

Así que la única versión obtenida fue la aportada por el dirigente estudiantil, quien no se explica el porqué las dos yeguas permanecieron en el parque, cuando regularmente a los animales los bajan para las prácticas y luego los suben a otros terrenos dentro del mismo campus para que se alimenten y estén resguardados.

Lee también
Paralizada y a oscuras UCV Maracay por robos de cableado eléctrico

«¿Qué pasó esa noche, por qué las yaguas no se subieron?», se pregunta García, mientras lamenta que los delincuentes se hayan llevado hasta los fetos que representaban un nuevo aporte genético para la UCV Maracay.

Esta no es la primera vez que animales de la UCV aparecen descuartizados.

De acuerdo con los cálculos estimados por el presidente del CEE, la facultad cuenta actualmente con un rebaño de 17 vacas bovinas, 5 yeguas y un macho, además de cabras. La facultad de Agronomía cuenta con otro rebaño.

Se presume que los delincuentes descuartizaron las yeguas para comercializar su carne, que puede ser consumida por los humanos, pero cuya comercialización en Venezuela está restringida.

Esta no es la primera vez que sujetos inescrupulosos matan a los animales que forman parte del rebaño de ambas facultades. Recientemente, el propio director de  la escuela de Agronomía, Jesús Romero, denunció a este medio la matanza alevosa e indiscriminada de la que fue víctima un padrote de reemplazo y de raza, cuya osamenta apareció hace tres meses.

Crónica.Uno en Aragua insistió para obtener información oficial por parte de las autoridades universitarias del núcleo. Ninguna respondió. El campus universitario ya está de vacaciones.

Fotos: Cortesía


Participa en la conversación