Encapuchados ingresaron por la fuerza a la sede de Voluntad Popular

allanaron la sede de Voluntad Popular

Un grupo de al menos ocho hombres encapuchados y portando armas, presumiblemente pertenecientes a las FAES, allanaron la sede de Voluntad Popular ubicada en Centro Plaza en Caracas. Dentro robaron celulares de personas que se encontraban en las oficinas del partido de la tolda naranja.

Caracas. Este viernes al final de la tarde, a solo horas de la marcha del 16 de noviembre (16-N), encapuchaos vestidos de negro y camuflados, presuntos efectivos de las Fuerzas Especiales de la Policía Nacional Bolivariana (FAES), entraron a la fuerza a la sede del partido Voluntad Popular (VP) en Caracas.

La entrada de forma ilegal  fue denunciado en su momento por el propio partido político que a través de las redes sociales realizó una transmisión en vivo en la que se observaron a varios encapuchados portando armas ingresando a la gente y pidiéndole a los presentes que se tiraran al suelo y entregaran los teléfonos celulares.

Alfredo Jimeno, dirigente de la tolda naranja declaró a medios de comunicación presentes en el sitio que los hombres “parecían ser de las FAES”, aunque podían confirmar si eran funcionarios o a qué cuerpo de seguridad pertenecían pues no portaban ningún tipo de identificación ni ningún documento legal que permitiera el allanamiento.

Lee también
Oposición llama a unirse en una sola lucha este 16-N

Aproximadamente una hora después de que allanaron la sede de Voluntad Popular, los hombres se retiraron del sitio sin llevarse a ninguna de las personas que se encontraban dentro de las oficinas del partido detenidas.

El presidente de la Asamblea Nacional y encargado de la República, Juan Guaidó, acudió a la sede de VP y calificó a los encapuchados como “cobardes que ni siquiera dan la cara”. “Tienen capuchas, ni siquiera dicen a quién representan, representan a la dictadura, a la presión, al pasado, a lo que va a terminar”, señaló.

“Lo que buscaban era intimidar, amedrentar y no lo lograron, por el contrario, aquí estamos con más fuerza que nunca”, comentó Guaidó.

El hecho se produjo solo horas antes de la realización de la marcha del 16-N convocada por Guaidó como parte de una nueva etapa en la lucha política en Venezuela, una movilización que desde el oficialismo han calificado como un intento de crear desestabilización en el país.

Lee también
Incertidumbre y altas expectativas acerca del 16-N en bases de la oposición

Participa en la conversación