Obispos critican a la oposición por abstenerse el 6D y le recuerdan que en 2005 esa decisión no rindió frutos

CEV

Desde la Presidencia de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV) reconocen que el proceso está plagado de “irregularidades”, pero consideran que los partidos y los ciudadanos deben participar en masa, porque así se “podrán vencer los intentos totalitarios y el ventajismo del Gobierno”.

Caracas. La decisión de la oposición de no participar en las próximas elecciones parlamentarias fue criticada por la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), desde donde recordaron que esta opción ya fue utilizada en 2005 y no sirvió más que para asegurarle al chavismo el control total de la Asamblea Nacional. Por esta razón, desde la directiva del organismo pidieron al liderazgo político revisar su estrategia, aunque reconocieron que el proceso está plagado de “irregularidades”.  

El pasado 3 de agosto en un comunicado el bloque opositor informó que “por unanimidad” decidieron no participar en las elecciones parlamentarias previstas para el 6 de diciembre y advirtió que las considera fraudulentas.

En este sentido, el comunicado de los prelados indica que “un grupo importante de líderes y partidos políticos ha expresado su voluntad de no participar en las elecciones parlamentarias. Esto no basta, deben asumir la responsabilidad de buscar salidas y generar propuestas para el pueblo que durante años ha creído en ellos, pues la sola abstención hará crecer la fractura político-social en el país y la desesperanza ante el futuro. Esta decisión de abstenerse priva a los ciudadanos venezolanos del instrumento válido para defender sus derechos en la Asamblea Nacional», dice el documento de la CEV.

Aclaran que “no participar en las elecciones parlamentarias y el llamado a la abstención lleva a la inmovilización, al abandono de la acción política y a renunciar a mostrar las propias fuerzas. Algo semejante pasó en diciembre de 2005 y no tuvo ningún resultado positivo”, advirtieron los jerarcas católicos en un comunicado emitido este martes. 

Las parlamentarias de 2005 se celebraron a poco más de un año del polémico referendo revocatorio contra el fallecido Hugo Chávez, el cual la oposición calificó de “fraudulento” y cuyos resultados no reconoció. Tras duros debates, las formaciones más importantes del espectro del antichavismo decidieron no concurrir y eso le permitió al oficialismo hacerse con los 165 escaños del Parlamento.

Durante esa legislatura, Chávez intentó reformar la Constitución, pretensión que pese a ser rechazada por la mayoría de los ciudadanos, terminó imponiéndose gracias a leyes aprobadas desde el Legislativo o mediante los poderes especiales que este le otorgó al entonces jefe del Estado. 

En el texto firmado por los monseñores José Luis Azuaje, Mario Moronta, Raúl Biord, José Fernández y los cardenales Jorge Urosa y Baltazar Porras, se reconoce que el proceso comicial está plagado de “irregularidades”. Entre las mismas se destacan la forma cómo fue elegido el actual Consejo Nacional Electoral (CNE) o la intervención de los tres partidos políticos más importantes de la alianza opositora (Acción Democrática, Primero Justicia y Voluntad Popular) por parte del Tribunal Supremo de Justicia. 

CNE-TSJ
Foto cortesía TSJ

Estas mismas razones alega la oposición para no participar en las elecciones previstas para el 6 de diciembre de este año; sin embargo, los prelados creen que la respuesta a estos vicios no está en la abstención. “A pesar de las irregularidades, la participación masiva del pueblo es necesaria y podrá vencer los intentos totalitarios y el ventajismo de parte del Gobierno”, apuntó la CEV.

Jalón de orejas general 

La Presidencia de la CEV recuerda que los venezolanos tienen “una gran vocación democrática” y, por ello, exigieron “celebrar elecciones libres, justas e imparciales”. 

“El momento actual exige la participación plena y libre de todos los partidos y movimientos políticos, junto con el compromiso ineludible de las autoridades y los dirigentes de los mismos, de dejar a un lado sus propios intereses para promover el bien común y el servicio a todo el pueblo venezolano”, concluye el comunicado.

Lee también
“El mecanismo cubano ha funcionado de manera dramática en las comunidades”

Participa en la conversación