Partidos, ONG y sociedad civil tendrán el peso compartido de reconstruir la unidad

Partidos, ONG y sociedad civil tendrán el peso compartido de reconstruir la unidad

En el marco del foro “Y después de las elecciones ¿qué?”, la historiadora Margarita López Maya, el dirigente social Jesús “Chúo” Torrealba y el dirigente político Luis Trincado ofrecieron ideas para el diseño de una ruta de lucha política que involucre a toda la sociedad. La comprensión del tipo de Estado que rige en Venezuela y la renovación del liderazgo opositor son elementos esenciales.

Caracas. Renovación del liderazgo partidista, reconquista de la confianza en el voto, politización de la sociedad civil, elección en primarias de un liderazgo, dirección colectiva, hoja de ruta común, vocería coherente, pero antes que todo, entender que la verdadera naturaleza del Gobierno no es civil ni civilista, son algunos de los elementos que surgieron este viernes durante el foro “Y después de las elecciones ¿qué?”.

En la actividad, organizada por Crónica.Uno en la parroquia universitaria de la UCV, la historiadora Margarita López Maya, el dirigente social Jesús “Chúo” Torrealba y el dirigente político Luis Trincado intercambiaron con dirigentes comunitarios, gremiales y sindicales su diagnóstico y propuestas luego del acto político del domingo 20 de mayo, en el que el Consejo Nacional Electoral anunció la reelección de Nicolás Maduro como presidente.

Si bien todos coincidieron en la urgente necesidad de construir una unidad superior que aglutine a toda la sociedad venezolana, López Maya se refirió a un punto previo que es necesario para que cualquier proceso de conducción política tenga éxito: entender la naturaleza de aquello que se enfrenta.

Hay que afinar el diagnóstico, no ser inocentes y entender a qué tipo de Estado nos enfrentamos. Estamos siendo gobernados por familias, por mafias y el criterio que usan no es el de ocuparse del pueblo sino el de cuidar sus negocios. La lógica de ellos no es la razón, por eso las acciones políticas no tienen efectividad, afirmó.

La historiadora destacó la importancia de que la oposición consiga, a la par de su reconstrucción organizativa y discursiva, realizar unas elecciones primarias para elegir al liderazgo que la conduzca, pero no a un liderazgo cualquiera, sino a uno que se prepare para mandar y muestre la imagen, la presencia, el porte de que puede mandar. Un liderazgo político con vocación de poder, dijo.

Lee también
Con baja afluencia de electores se inicia escogencia de concejales

También recomendó tanto a la ciudadanía como a los dirigentes partidistas, despojarse del mito de que el pueblo es sabio: el pueblo también se equivoca y por eso instó a la educación y formación constante en los valores de la democracia, para comprender la realidad y tomar las mejores decisiones.

López Maya afirmó que una tarea urgente de la oposición es reconquistar la importancia del mecanismo electoral como vía para lograr la transición en paz; mientras que la tarea urgente de la ciudadanía es exigir que se renueven los liderazgos en los partidos: “El liderazgo actual ha dado mucho y necesita relevo, el colapso de los partidos obliga a los ciudadanos a actuar”.

Rescatar el sufragio

Luis Trincado llamó a la oposición a no caer en electoralismo. 

El dirigente de La Causa R, Luis Trincado, invitó a la oposición en todos sus niveles a alejarse del electoralismo porque al cerrarse la ruta electoral —cosa que, a su juicio, ocurrió el 20-M— los electoralistas se quedan sin más nada qué hacer, afirmó.

Hemos vuelto a la época en que no había derecho al voto universal, directo y secreto. La bandera debe ser unirnos en el rescate del derecho al sufragio, entre otros derechos. Los partidos tenemos mucho por hacer, dijo.

Una de esas cosas por hacer, señaló es “dejar el canibalismo entre las víctimas del Gobierno”.

Trincado es partidario de adoptar, difundir y reforzar todos los mecanismos de lucha no violenta y constitucional. Para ello invitó a incrementar la articulación entre las ONG y las organizaciones vecinales para que sean ellos quienes tomen la vocería. Al igual que López Maya, abogó por el relevo de la dirigencia partidista, para darle paso a nuevas generaciones de líderes.

Lee también
Amnistía Internacional exige liberación inmediata de 59 colombianos presos en Venezuela

Dirección, hoja y vocería

Jesús “Chúo” Torrealba, por su parte, trazó como línea de partida para la reconfiguración de la oposición, tres elementos que en su opinión fueron la base del triunfo electoral de la oposición en diciembre de 2015: la existencia de una dirección colectiva, el diseño de una hoja de ruta común y una vocería coherente.

La ciudadanía tiene que exigir a los políticos que se reinventen, que sean útiles. Pero también la sociedad civil tiene que dejar de lado esa actitud entre altruista y cómoda que la ha llevado hoy día a ser satélites de unos planetas-partidos que colapsaron, expresó.

Torrealba invitó a la sociedad civil venezolana a probar el modelo de mediación social aplicado en países como México a través de las denominadas ‘organizaciones intermedias’, que son unas ONG con discurso político pero que no se pelean cargos, sino que buscan impulsar cambios sociales y cooperar con los partidos para lograr ese cambio.

También se necesita una dirigencia comprometida, que luche, tome decisiones y dicte líneas aquí, no en el exilio. Y unos partidos que permitan que sus cuadros, independientemente de la edad que tengan, den la cara. Como sociedad, exijámonos profundidad, esforcémonos por comprender lo que ocurre, dijo.

Las principales preocupaciones de los asistentes al foro, en su mayoría lideres comunitarios o sectoriales, giraron en torno a la falta de proximidad de los líderes de la oposición con las comunidades y en el reclamo de una conducción política coherente que esté a la altura del mensaje dado por la ciudadanía el 20-M. La dirigente sindical, Keta Stepanni, presente entre los asistentes, reclamó que los partidos políticos han desarrollado “una relación oportunista con la sociedad civil”, donde se acercan ella o la buscan en determinados momentos críticos, sobre todo en los últimos dos años, pero no para escuchar sus planteamientos sino para “meterla en su agenda partidista”.

Además de Stepanni, también tomaron la palabra Ángel Cacique, Gregorio Salazar, Ricardo Sansone, Jorge Bracho, Antonio Cedeño, Carlos Vielma, Gabriel Brugos, Eulogio Figueras, Elio Herrera, Carmen González, Isabel Báez, Gege Rosas, José Torres y Carlos Julio River quienes coincidieron en señalar que el liderazgo comunitario debe prepararse, dar acompañamiento a los jóvenes para que sean los transformadores, ponerse de acuerdo, unirse, organizarse, entre otras ideas esbozadas.

Lee también
Hasta 312 vecinos de Chacao serán testigos de la oposición para este 9-D

Fotos: Luis Morillo


Participa en la conversación