En Caracas, la Policía Nacional Bolivariana “tomó” los nombres de los voceros en la protesta en el hospital de niños J. M. de los Ríos, mientras en Maracay grupos de choque amedrentaron a las enfermeras en el Hospital Central.

Caracas. En más de 20 estados del país las enfermeras salieron a la calle para exigir mejores condiciones laborales y dotación de los hospitales, porque no están dispuestas a seguir viendo morir más enfermos. La presidenta del Colegio de Enfermeras, Ana Rosario Contreras, señaló a las puertas del J. M. de los Ríos que se trataba de “una protestas de hambre”: “A nosotros no nos está pagando Estados Unidos. Esta es una protesta contra las políticas de hambre del señor Nicolás Maduro”.

La dirigente gremial aseguró que no quieren ver más desprendimientos de ascensores con pacientes muertos en un accidente, como ocurrió en el Hospital Universitario de Maracaibo, ni pacientes muriendo por falta de insumos.

Entre el 19 de noviembre de 2018 y el 9 de febrero de 2019 (12 semanas) murieron en el país 1557 personas debido al déficit que existe actualmente en los centros hospitalarios, según la séptima edición de la Encuesta Nacional de Hospitales (ENH).

En Caracas, la Policía Nacional Bolivariana “tomó” los nombres de los voceros de las enfermeras en la protesta en el hospital de niños J. M. de los Ríos, mientras en Maracay grupos de choque amedrentaron a las enfermeras que protestaban en el Hospital Central.

Enfermeras y enfermeros han estado denunciando la crisis del sector salud desde principios de 2014, cuando la escasez de medicamentos se hizo más evidente. Los 35 presidentes de los Colegios de Enfermería del país se sumaron a esta protesta y, una vez concluido el paro, dieron un balance de la convocatoria y cumplimento del mismo.

Ratas abundan en  hospitales de Ciudad Guayana

En el estado Bolívar, el gremio de enfermeras denunció que las cavas de las morgues de los hospitales están dañadas. Diariamente explotan cadáveres. El área pediátrica del hospital Uyapar apenas cuenta con 5 médicos especialistas, mientras que solo 2 enfermeras se dedican a atender a más de 50 pacientes en el turno de la noche en el hospital  Raúl Leoni.

No queremos más muertes dentro de los hospitales. Las morgues están dañadas y las ratas se comen los cadáveres, porque ratas es lo que abundan en los hospitales de Ciudad Guayana”, denunció Maritza Moreno, presidenta del Colegio de Enfermeras de la entidad, durante la protesta.

Bajo la consigna: “Queremos vivir, no sobrevivir”, personal de enfermería de los hospitales Luis Razetti y del IVSS Domingo Guzmán Lander, junto con personal de la Clínica Municipal Jesús de Nazaret, camilleros y obreros, cerraron un tramo de la avenida Intercomunal de Barcelona, estado Anzoátegui, en reclamo por los salarios de hambre que reciben y las condiciones deplorables de sus lugares de trabajo.

Lee también
Grupo antimotín impidió protesta pacífica de enfermeras del Hospital Central de Maracay

Zueleida Cuibas, presidenta del Colegio de Enfermeros de la entidad, señaló que el paro fue acatado en todos los centros asistenciales de los 21 municipios de Anzoátegui y solo laboró el personal necesario para atender las estrictas emergencias.

La dirigente refirió: “Hoy fue un día histórico, contamos con la presencia de personal no solo de enfermería de los hospitales, sino de clínicas municipales, como la Nazaret, que está bajo lineamientos del PSUV, y su personal está aquí. Esta lucha no es solo por sueldos, es por una mejor calidad de vida para nosotros y los pacientes”, sentenció.

Enfermeras del HCM amenazadas por grupos de choque

“Nos ordenaron retirarnos y, una vez que los policías se fueron, vinieron a amedrentarnos, que nos iban a matar, que nos iban a robar”, denunció la presidenta del Colegio de Enfermeros de Aragua, Yésica Vidal. Agregó que los grupos de choque se apostaron en las afueras del Hospital Central de Maracay para impedir que realizaran la protesta prevista por el gremio para este 30 de octubre, en el ámbito nacional.

En efecto, alrededor de 100 motorizados rodearon la entrada del centro asistencial, mientras otro grupo se apostó en la acera de enfrente del hospital. Más temprano, los policías habían acordonado el acceso al centro de salud, pero curiosamente, cuando llegaron los motorizados, los uniformados se replegaron.

Con pancartas en mano, pitos y banderas, las enfermeras del HCM reiteraron su reclamo desde hace varios años: mejores salarios y la dotación de equipos e insumos para atender a los pacientes.

La protesta se realizó, sin embargo, en la entrada de la emergencia pediátrica.

Lee también
“Yo pesaba 75 kilos, ahora peso 53 y sigo rebajando”, cuenta jubilada del IVSS

Durante el forcejeo, el médico jubilado Augusto Cabrera, que acompañó a las enfermeras durante la protesta, fue empujado por uno de los irregulares. La mediación de un funcionario policial impidió una mayor agresión contra el galeno, que prestó servicios por más de 20 años en el HCM.

Los policías me protegieron y luego recibieron una orden del gobernador para que se fueran y nos dejaran en manos de estos malandros”, denunció el médico Cabrera.

En  Zulia solo funcionan las emergencias

Por lo menos 100 profesionales de la salud atendieron la convocatoria nacional de paro laboral. El personal marchó hasta la residencia oficial del gobernador del estado, Omar Prieto, donde entregaron un manifiesto a la secretaria privada del mandatario regional.

Hania Salazar, presidenta del Colegio de Enfermeras del estado, aclaró que en el caso del Zulia “no se puede cumplir un paro laboral de 24 horas” debido a que en los hospitales de la región solo están operativas las áreas de emergencia.

Informó que de 3000 enfermeras que estaban activas en Zulia, solo trabajan 800 actualmente: “Hemos perdido 60 %  de nuestro capital humano. 30 % de las que quedan están cubriendo turnos de 24 horas para poder cubrir el déficit, las demás cubren guardias intermedias de 12 o 18 horas”.

Se conoció que en el documento entregado el gremio dio un plazo de 7 días hábiles a la Gobernación del Zulia para que cumpla los compromisos laborales del contrato colectivo y la optimización de las áreas de trabajo en los centros médicos de la ciudad. “En el estado tenemos más de 1500 profesionales que esperan que se les cancele la deuda que el Ejecutivo mantiene con ellos”, reclamó Salazar.

Lee también
Grupo antimotín impidió protesta pacífica de enfermeras del Hospital Central de Maracay
Abandono  de trabajo en Monagas

Debido a la crisis que vive el sector salud, los profesionales de la enfermería en Monagas salieron a las calles para sumarse a un paro de 48 horas convocado en el territorio nacional. Los bajos salarios y la falta de insumos ha detonado la inconformidad de quienes trabajan en el sector salud.

Los sueldos ya no alcanzan para nada, ni para comprar uniformes. Ya nuestros uniformes no son blancos, son grises”, destacó Luisa Guerrero.

Las enfermeras indicaron que el paro se cumplió en el estado en apenas 20 %, debido a que gran parte del personal no se sumó por temor a represalias.

“Las demás enfermeras están allá adentro (en el hospital). Ellas nos apoyan, pero no salen porque tienen miedo. Los directivos de los hospitales, e incluso las autoridades del estado, nos han amenazado con botarnos”, dijo una de las que protestaban.

Hora Cero 

Este miércoles, cuando se cumplía el paro de 24 horas de enfermeras en el país, Julio García, presidente del Colegio de Enfermeros en Carabobo, aseguró que 70 % de estos profesionales ha optado por retirarse de sus puestos en instituciones públicas para dedicarse a otros oficios que les generen más ingresos.

Durante la concentración, que se realizó en la avenida Cedeño de Valencia, García denunció que  30 % de las enfermeras que se mantienen activas en los hospitales laboran en  precarias condiciones, pues la escasez de insumos supera 70 % porque las dotaciones son intermitentes.

Dijo que exigen al Ejecutivo un aumento salarial que se ubique en los 400 dólares mensuales para poder afrontar un poco la inflación, y no descartó que se vayan a una hora cero en los próximos días.


Participa en la conversación