El bolivarense forma parte desde esta semana del Salón de la Fama de la Federación Internacional de Esgrima, un privilegio reservado para muy pocos en sus respectivas disciplinas deportivas.

Caracas. La inmortalidad en el deporte está reservada para unos pocos privilegiados que dominaron su disciplina y mantuvieron la máxima competitividad con el paso del tiempo. Eso explica el porqué de la exaltación al Salón de la Fama del venezolano Rubén Limardo, quien pasó esta semana a formar parte de un grupo muy selecto de atletas criollos.

Limardo, además de ser campeón olímpico en Londres 2012, es tres veces ganador de la Copa del Mundo senior y durante cinco ciclos ha conquistado la medalla de oro en todos los eventos multidisciplinarios: Bolivarianos, Suramericanos, Centroamericanos y del Caribe y Juegos Panamericanos. La presencia del espadachín bolivarense en el podio de los grandes eventos no ha parado desde la temporada 2002-2003, con la excepción de las dos veces que debió ausentarse de las pedanas por lesión en 2010 y 2014.

«Para mí esto es un honor, una motivación y un logro más que espero no sea el último, ya que estamos preparando a una camada de atletas para que sigan conquistando espacios y ganándose el respeto en las pistas internacionales. Valoro cada momento vivido desde que empecé en la esgrima», señaló el atleta de 35 años, uno de los tres deportistas activos que forma parte parte del Salón de la Fama de la Federación Internacional de Esgrima (FIE).

¿Cuál es la estatura del logro de Limardo en el ámbito internacional? Considerable, pues el guayanés concretó la inmortalidad en su primer año y de manera unánime. Además, el especialista en la modalidad de espada es apenas el segundo latinoamericano en ingresar al templo. El otro es el cubano Ramón Fonts.

En el ámbito del deporte venezolano, la exaltación le asegura a Limardo un lugar entre los grandes atletas criollos de todos los tiempos. De hecho, los venezolanos inmortalizados en sus respectivas disciplinas se cuentan con los dedos de las manos. Entre ellos figuran Luis Aparicio (Beisbol), Ramón Domínguez y Javier Castellano (Hipismo), Amleto Monacelli (Boliche) y la posibilidad de que Omar Vizquel (Beisbol), Miguel Cabrera (Beisbol) y Yulimar Rojas (Atletismo) amplíen la lista con sus probables ingresos futuros.

No obstante la importancia del reconocimiento, Limardo todavía no piensa en el retiro y asegura que la noticia «disparó su motivación» de cara a los Juegos Olímpicos de Tokio y de París 2024, donde podrá sumar más éxitos en su destacada trayectoria.

Lea también:

Rubén Limardo sumó tercer oro y al bajar del podio mostró su descontento con la dirigencia


Participa en la conversación