«Preocupa que las personas no están acudiendo a la vacunación en Bolívar»

"Preocupa que las personas no están acudiendo a la vacunación en Bolívar"

La autoridad única de salud en Bolívar, Franklin Franchi, ofreció un balance de su gestión, a propósito de su inminente salida del cargo, tras las elecciones regionales del 21 de noviembre. El médico advirtió que las recientes concentraciones políticas y celebraciones decembrinas influyeron en el nuevo repunte de contagios por COVID-19.

Puerto Ordaz. La meta de vacunación contra la COVID-19 en Bolívar es de 1.285.000 personas. La cifra equivale a 70% de la población, pero aún no se ha alcanzado, reconoció la autoridad única de salud y presidente del Instituto de Salud Pública del estado Bolívar (Ispeb), Franklin Franchi. El funcionario precisó que, hasta la fecha, la cobertura no llegado ni siquiera al millón de personas. Sin embargo, insistió en que el retraso no se debe a falta de vacunas, sino a la negativa o desconfianza de la gente.

«Preocupa que las personas no están acudiendo a la vacunación en Bolívar. Queríamos llegar a 1.285.0000 vacunados pero nos ha costado. Y cada día aparece gente en los hospitales sin vacunarse. El 98% de los hospitalizados por COVID-19 no están vacunados», alertó.

Franchi reveló que entre los argumentos que esgrimen las personas para no vacunarse figuran testimonios de personas inmunizadas que tuvieron alguna reacción, se contagiaron o murieron. Ante estas inquietudes, aclaró que todas las vacunas pueden provocar una reacción, pero en su mayoría son casos aislados. El médico destacó que hay personas que se aplicaron la primera o segunda dosis, pese a tener síntomas de COVID-19, lo cual aceleró el proceso de desarrollo de la enfermedad.

Otro factor que influye en la negativa para la vacunación en Bolívar es la religión. Esto ocurrió con parte de la población indígena en el estado.

«En las comunidades indígenas hemos tenido problemas por las religiones. La mayoría son de religión adventista o evangélica y por sus creencias, porque dicen que están protegidos por la sangre de Cristo, no se querían vacunar», expuso.

De acuerdo con estadísticas de la Gobernación, más del 75% de las comunidades indígenas fueron vacunadas contra la COVID-19. El doctor detalló que hasta este 23 de noviembre, la disponibilidad de dosis de Sinopharm es de más de 275 mil y más de 65 mil de dosis de Sputnik V.

Resaltó que hasta el pasado mes de agosto, 89% de la población venezolana había recibido al menos una dosis de la antiviral. Pero de estos, solo un 8% tenía las dos dosis.

"Preocupa que las personas no están acudiendo a la vacunación en Bolívar"
Franchi insiste en la responsabilidad individual para prevenir contagios por COVID-19. Foto Jhoalys Siverio
Atender recomendaciones

En los últimos días se ha reportado un repunte de casos de COVID-19. El auge de la incidencia se dio precisamente días después de concentraciones políticas en medio de la campaña electoral, así como eventos masivos como encendidos de arbolitos navideños en plazas y redomas emblemáticas de Ciudad Guayana.

En vista de que se prevé continúen las celebraciones por época decembrina, el especialista pidió a la población retomar las medidas de contención del virus. Además, advirtió sobre la aparición de nuevas mutaciones.

«Si no atendemos las recomendaciones, damos poder al virus. El peligro latente de que se produzca un súper virus está allí», explicó Franchi, cuyo principal miedo es que se haga incontrolable.

Luego de las elecciones regionales y el cambio de gobernador en Bolívar, Franchi está por entregar su cargo como autoridad única de salud. En días recientes cesó de sus funciones en el Instituto de Salud Público, donde aseguró se recuperaron 21 vehículos y una ambulancia que estaban inoperativos cuando llegó al puesto en 2017.

«Apuesto porque esta gestión que me va a suceder siga con los programas que hemos implementado y los mejore», manifestó.

Sobre otras enfermedades que han remergido en Bolívar, como el paludismo, afirmó que actualmente no hay mortalidad materna por malaria. Señaló que de acuerdo con la información que llegó a la Organización Mundial de la Salud (OMS), el paludismo se redujo 85% en número de casos. Asimismo, ocurrió con el sarampión, enfermedad que también repuntó en la entidad en 2016. Sobre esta última, destacó que desde hace más de un año el estado fue nuevamente certificado como territorio libre de esta enfermedad.

«Debo reconocer que hemos tenido ayuda de organismos internacionales, como la Cruz Roja Internacional. También Médicos Sin Fronteras, la OPS y Unicef», admitió.

Disponibilidad hospitalaria

Con respecto a la disponibilidad de camas hospitalarias, el balance hasta el 22 de noviembre fue el siguiente:

-Hospital Ruíz y Páez, en Ciudad Bolívar: 56 pacientes hospitalizados, para una desocupación de 53%.

-Raúl Leoni, en San Félix: 43 pacientes, y 26% de desocupación.

-Uyapar, en Puerto Ordaz: 37 pacientes, 26% de desocupación.

-Rosario Vera Zurita, en Santa Elena de Uairén, 34 pacientes, 90% de desocupación.

«En general hay una desocupación de entre 48 y 49%. Pero prefiero que lleguen a los hospitales pacientes de leve a moderado, a que vayan ya cuando tienen una saturación de oxígeno en 50% y es muy difícil que se recupere», sostuvo.


Participa en la conversación