En la oposición son pocos los que toman en serio la “amenaza” de un revocatorio a diputados

De los distintos bloques y fracciones que componen la mayoría opositora dentro de la Asamblea Nacional solo Concetarción Por El Cambio confirmó estar evaluando cómo responder a la iniciativa asomada por dirigentes del chavismo.

Caracas. El pasado 9 de mayo, Diosdado Cabello asomó por primera vez la posibilidad de convocar un referendo revocatorio para sacar a los diputados opositores de sus cargos dentro de la Asamblea Nacional (AN) y así “solucionar el problema del desacato”. Esa amenaza, advertencia o intención del ahora presidente de la Constituyente (ANC) no ha sido tomada con seriedad por la mayoría de los bloques opositores, quienes coinciden en que se trata de simple retórica.

El 23 de abril de 2017 fue el primer día en el que el presidente Nicolás Maduro mencionó la posibilidad de convocar a una Asamblea Nacional Constituyente para atacar la crisis política en Venezuela y solo 8 días después pasó de ser una idea a un proyecto concreto cuando la convocó en una marcha del 1° de mayo. Sin embargo, esto no ha hecho que la oposición venezolana tome en serio la posibilidad de un proceso electoral para revocar el mandato de los parlamentarios de la oposición en el único espacio institucional que controlan.

La crisis política actual, la separación de diversos factores del que en su momento fuera el gran bloque parlamentario de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) y la negativa de varios grupos de reconocer los procesos electorales avalados por el Consejo Nacional Electoral (CNE) hacen que, en caso de ser cierta la intención de hacer un revocatorio, la oposición podría no estar lo suficientemente articulada para “defender” a sus diputados.

Concertación Por el Cambio sí se activaría

La nueva alianza opositora compuesta por Avanzada Progresista (AP), Movimiento al Socialismo (MAS) y una de las mitades de Copei, ya ha manifestado desde las presidenciales de mayo de este año —en las que apoyaron a Henri Falcón— que seguirán apostando por la vía electoral dado que la abstención “no genera nada” y en caso de que el revocatorio a los diputados se lleve a cabo, ellos no se quedarían de brazos cruzados.

Luis Romero, secretario general de AP, dice que la amenaza del revocatorio es un intento desesperado por parte del chavismo de “distraer” a la gente de la crisis económica por la que actualmente atraviesa el país —causada por la “pobre gestión del presidente Nicolás Maduro” y la falta de soluciones al colapso de servicios públicos— razón por la que ellos se toman esa posibilidad muy en serio.

Nos tomamos la amenaza con toda la seriedad del caso. Este gobierno se caracteriza por cumplir con las amenazas que pone sobre el tapete. En todo caso debemos prepararnos para un escenario de ese tipo, más allá de que el Gobierno concrete o no su amenaza y en Concertación Por El Cambio y desde Avanzada Progresista vamos a estar atentos a la posibilidad real de concurrir a defender a nuestros parlamentarios, señaló el político.

Luis Romero, secretario general de Avanzada Progresista. Foto: Francisco Bruzco.

Ahora bien, ¿cómo defender a los diputados?, Romero señaló que la mejor forma es activando toda la maquinaria de los partidos para ejercer presión desde la calle, pero que de igual forma será vital la presencia en centros electorales, todo esto para evitar que, si se concreta la medida, la mayoría opositora en la AN se desvanezca.

Lo que buscan es ponerle la mano a la Asamblea Nacional. Si bien es cierto que la Constitución establece la figura del revocatorio para todos los cargos de elección, no es menos cierto que esto es una pretensión más de un gobierno autoritario que no tolera la disidencia y que ve en la AN un obstáculo para terminar de implantar la hegemonía con la cual pretenden controlar todo el poder en Venezuela, expresó.

El dirigente de Avanzada Progresista cuestionó además si son los opositores los que merecen un revocatorio, y dijo que ese proceso debería más bien ser abierto para los diputados del chavismo “que han abandonado la Asamblea Nacional” y que “no han cumplido con el mandato que recibieron del pueblo en el 2015”. De hecho, comentó que no descarta responder a un revocatorio contra los opositores con la misma moneda, convocando uno para revocar a los chavistas.

Lee también
Paulina Gamus: AD le dio a la MUD malherida el tiro de gracia

En la MUD “evaluarán en su momento” lo que pase

Desde mitad del 2017 el principal cuestionamiento a la Mesa de la Unidad Democrática y a los partidos que aún la componen ha sido la falta de una estrategia para enfrentar al gobierno de Nicolás Maduro y al chavismo en general. Esa falta de estrategia pareciera estar una vez más presente en el escenario de un posible revocatorio.

El pasado 17 de julio de este año, un día después de que Cabello insistiera en el revocatorio, Crónica.Uno consultó al presidente de la Asamblea Nacional, Omar Barboza (Un Nuevo Tiempo) sobre esa posibilidad, y este no solo rechazó que tal escenario pudiera materializarse, sino que volvió la atención contra Nicolás Maduro a quien dijo que se le podía hacer un “revolcatorio”.

Omar Barboza, presidente de la Asamblea Nacional Foto: Luis Miguel Cáceres

Están dadas las condiciones para un ‘revolcatorio’ a Maduro, bien sea convocando elecciones presidenciales de verdad antes de que termine este periodo o bien porque el pueblo de Venezuela, que vive en un país que se está cayendo a pedazos, tome las calles y produzca una transformación política que le permita al pueblo ese revolcatorio a Nicolás Maduro, dijo Barboza en aquella oportunidad.

La posición del presidente de la AN no es única, de hecho, en otros partidos de la MUD, como Primero Justicia, se esgrime la misma postura.

Jorge Millán, diputado a la AN por el partido amarillo, indicó que si se da o no el revocatorio, es algo que “habrá que evaluarlo en su momento” y que mientras tanto, la advertencia del posible evento electoral no está en su radar de prioridades.

Nosotros estamos enfrentado a la dictadura en todos los planos y por eso no reconocemos al organismo electoral [CNE] que está subalterno a ese gobierno, dijo Millán al preguntársele por el tema.

El diputado aseveró que, para la MUD, el objetivo no es enfocarse en las amenazas del chavismo, sino más bien en que “los venezolanos vuelvan a tener el derecho de escoger sus autoridades de forma legítima, empezando por la Presidencia”.

Jorge Millán, diputado AN de PJ. Foto: Prensa Primero Justicia

En síntesis, defender a los parlamentarios y asegurar presencia en centros electorales no es algo que se esté evaluando dentro de la alianza opositora, que ya estuvo ausente en las presidenciales, en las elecciones a la ANC y en las elecciones municipales, todos procesos que, al igual que este, señalan como ilegítimos.

Para los adecos, si se da un revocatorio, “el trabajo lo tiene que hacer es el chavismo”

Édgar Zambrano es además de diputado a la Asamblea Nacional, uno de los vicepresidentes de Acción Democrática, el partido de más arraigo histórico en la oposición y que recientemente cortó sus vínculos con la MUD por la falta de velocidad de la alianza política en nombrar autoridades y decidir una agenda. Para él, la amenaza del revocatorio no es otra cosa que pura retórica oficialista y, en caso de que no sea así, sostuvo que el trabajo lo tienen que hacer “ellos” (el chavismo).

Ya tenemos la experiencia del año legislativo 2000-2005 en el que propulsaron referendos a diputados y no lo lograron, eso estando en un escenario distinto al actual donde tienen muchos problemas, esto nos indica es que esta nueva alegoría del Gobierno con la amenaza de revocar el mandato de los parlamentarios no pasa de ser un anuncio más de esos que periódicamente hace para llamar la atención, aseguró el legislador para restar importancia a las amenazas.

Zambrano sostuvo que las declaraciones de Cabello y otros voceros del chavismo, como Pedro Carreño, no son más que intentos por seguir desmoralizando a la oposición e “impulsar situaciones que cambien la agenda opositora”, de ahí que en AD no se tome con tanta seriedad el tema. 

Edgar Zambrano diputado a la Asamblea Nacional y vicepresidente de AD Foto: Luis Miguel Cáceres

En todo caso el que tiene que prepararse es el Gobierno, que tiene que sacar 1 voto más que los parlamentarios y eso es algo que lo vemos harto difícil. Nosotros no hemos quemado calorías frente a ese escenario, si eso llega a pasar pasar, va a tener que ser el Gobierno el que cargue con la mayoría del trabajo, mantiene.

Finalmente, Zambrano expone que la posibilidad no lo asusta a él ni a su partido y que más bien el discurso adeco ha ido por otra parte, la de someter a todos los cargos de elección popular —empezando por la Presidencia— a un referendo de aprobación del pueblo, mantiene que está seguro de que los revocados serían los oficialistas.

Nosotros estamos dispuestos a renunciar a nuestros cargos, incluyendo gobernadores y alcaldes, siempre y cuando el PSUV y Maduro se sometan al escrutinio del pueblo, soltó.

En Soy Venezuela no reconocen ni un revocatorio, ni al CNE, ni a Maduro

De todas las fracciones de la oposición dentro de la Asamblea Nacional, quizá la posición más radical es la del Bloque 16 de Julio (B16J), agrupación que reúne a Convergencia, Alianza Bravo Pueblo (ABP) y Vente Venezuela, es decir, los partidos de Soy Venezuela (SV), la alianza política que, aún si se lleva a cabo, no reconocería el referendo revocatorio a los diputados.

Richard Blanco, jefe del B16J, califica las amenazas que salen desde el chavismo como una “gran estupidez” y mantiene que desde Soy Venezuela y su partido, Alianza Bravo Pueblo, no se reconocerán nada.

Que le echen piernas, total ellos no son legales, el Consejo Nacional Electoral y la Asamblea Nacional Constituyente son ilegales e inconstitucionales, por eso para nosotros esas amenazas no nos hacen nada, señaló.

Richard Blanco, diputado a la AN por Alianza Bravo Pueblo, actual jefe de fracción del Bloque 16 de julio. Foto: Francisco Bruzco

En ese sentido señaló que, aun si se empieza a preparar tal revocatorio, desde su agrupación no harán nada, ni participarían de ninguna forma.

No nos vamos a preparar, si se da, nosotros no vamos a participar, hablo por ABP y SV que no participarán ni en revocatorio, ni en elecciones a concejos municipales ni en elecciones a reina de carnavales. Quien hace el llamado es un organismo inconstitucional que es una ANC que nadie reconoce, por eso aquel de la oposición que participe, que asuma su responsabilidad, para nosotros es algo írrito e inconstitucional, soltó.

Blanco manifestó que la prioridad para su organización es lograr darle cumplimiento a los mandatos del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en el exilio, el cual publicó un fallo que ya no reconocía a Nicolás Maduro Moros como presidente y llamaba a la AN a designar uno nuevo. Ese es el principal foco de Soy Venezuela en la actualidad.

La fracción de ProCiudadanos no dejaría solo al chavismo en los centros electorales

Una de las fracciones más nuevas y pequeñas dentro de la AN, y que ha manifestado su oposición al gobierno de Nicolás Maduro, es la fracción de ProCiudadanos, movimiento que se encuentra en pleno procedimiento de volverse un partido político legal reconocido por el CNE.

Chaim Bucarán, diputado y secretario general de la organización, sostuvo que por los momentos la amenaza de un revocatorio no preocupa a ProCiudadanos, pero recalca que se mantienen a la espera de ver si es solo “palabrería” por parte del chavismo o no.

Todavía no lo hemos hablado a fondo, es algo que se ha discutido pero a la ligera, estamos esperando a que el Gobierno se dedique a ver qué hace. Creemos que puede ser una amenaza por el tema de la falta absoluta del presidente. Podría ser un tema de distracción o retaliación, ellos hablan de 70 diputados, no de todos. Esa elección fue una de las votaciones más altas de la historia, no la van a tener fácil, no sé si lo concretarán, manifestó.

Chaim Bucaran, diputado a la Asamblea Nacional por ProCiudadanos. Foto: Prensa ProCiudadanos

El parlamentario dijo que, sin importar lo complicado que le pueda resultar al Gobierno superar las votaciones que lograron los ahora diputados en diciembre del 2015, se trata de algo en lo que este puede hacer trampa si no se vigilan los centros electorales, por eso insta a tener presencia en todos y cada uno de ellos.

No hemos evaluado si tenemos diputados vulnerables [con poca votación] ni cuáles serían, pero lo que sí tenemos que hacer es tener gente en las mesas para que pase lo que pase no se repita lo que hicieron [el chavismo] en la elección de la ANC en la que ellos estuvieron solos y dijeron que sacaron equis cantidad de votos, explicó.

Aseguró que por los momentos el revocatorio es “un chisme de pasillo” dentro del Palacio Federal Legislativo, pero que bajo ninguna circunstancia lo están tomando totalmente a la ligera y agregó que las estrategias estarán condicionadas según lo que ocurra. Llegado el momento tendremos que activarnos para ver qué haremos, aseveró.

Fotos: Archivo | Crónica.Uno


Participa en la conversación