De acuerdo con una investigación de la ONG Convite, entre enero de 2016 y marzo de 2017, murieron 448 personas de la tercera edad. En el informe destacan que 13 abuelitos fallecieron por escasez de alimentos y dos por falta de medicinas.

Caracas. A Joaquín Bastián Lavandera, de 85 años, lo mataron para robarle un televisor plasma de 32 pulgadas, un kilo de arroz —que era lo único que tenía en la dispensa—, un módem de internet y 2000 bolívares que le había llevado una de sus nueras porque precisamente no tenía nada qué comer.

Según Convite, entre enero de 2016 y marzo de 2017 asesinaron a 168 ancianos durante el robo de sus pertenencias. Como ocurrió con Joaquín el pasado 9 de enero, quien se encontraba solo en su casa, ubicada en Ciudad Caribia.

Los vecinos vieron un barrote de la ventana violentado y la puerta del apartamento abierta, por eso llamaron a uno de sus hijos para que fuera a ver qué pasaba.

Lee también
A puñaladas asesinaron a mujer de 70 años dentro de su casa

De acuerdo con el informe de la ONG, la cifra es realmente alarmante, ya que demuestra el grado de indefensión que tienen las personas de la tercera edad ante los delincuentes.

La mayoría de los crímenes ocurrieron por arma de fuego y puñaladas.

Luis Francisco Cabezas, director de Convite, destacó que los abuelitos ahora son el nuevo blanco del hampa. Sin embargo, en muchos de estos crímenes, recopilados en la investigación, se obtuvo que en 11 casos los victimarios eran hijos de la víctima y en dos hijastros.

Así sucedió con el homicidio de Carmen Dolores Hernández, de 70 años, hallada muerta el pasado 16 de marzo dentro de su casa en Los Chaguaramos. Presuntamente le quitó la vida —a puñaladas— su hijo adoptivo.

Durante cuatro días, los vecinos percibieron un olor fétido que emanaba del apartamento y en ese tiempo vieron al muchacho ir al edificio y sacar varias pertenencias.

Hay un patrón económico marcado por la crisis del país que ocasiona problemas dentro de las casas. La crisis es parte de mucho, porque es posible que muchos de los crímenes hayan ocurrido por un familiar que no era medicado o no se conseguían sus medicamentos y en medio de un problema atentó contra la vida del otro, dijo Cabezas.

La investigación de Convite documentó que 448 personas de la tercera edad murieron entre enero 2016 y marzo de 2017. 276 casos fueron homicidios y 172 de homicidios culposos, siendo la principal causa de muerte el arrollamiento, con 62 casos.

Entre los homicidios culposos encontramos el arrollamiento y los accidentes viales y eso nos muestra que no hay adecuada cultura para manejar o que las calles están en mal estado, por ejemplo, detalló el director de la ONG.

Escasez de alimentos y medicinas cobró víctimas

El informe de Convite detalló que 13 ancianos murieron por situaciones asociadas a la escasez de alimentos, ocho de ellos se encontraban en la cola para comprar comida al momento del deceso.

También registró que dos adultos mayores fallecieron por no recibir sus medicamentos vitales, cinco por negligencias médicas o en servicios de salud y tres fueron asesinados en hechos relacionados con la crisis por falta de medicación.

En promedio, 18,33 ancianos fueron asesinados, por mes, entre enero de 2016 y marzo de 2017.

“Las muertes por escasez de alimentos o medicinas también son catalogadas como culposos, porque aunque no hay un victimario el culpable es el Estado”.

Otro dato relevante fue el suicidio de 15 personas, la mitad de ellos registrados en el estado Trujillo. “La mayoría eran [personas] depresivas que no fueron medicadas”.

Lee también
En menos de 3 meses asesinaron a 11 abuelitos para robarlos

Cabezas instó al Estado a generar mejor calidad de vida para las personas de la tercera edad: más acceso a medicinas y a los alimentos, más seguridad y la posibilidad de contar con buena salud.

“Se pueden generar más programas para identificar en las comunidades a estas personas, hacer un censo de los abuelitos que viven solos y crear acompañamientos domiciliarios. Estamos a tiempo de poder hacer cosas”.

Foto referencial: Jota Díaz


Participa en la conversación