Ratificaron a Juan Guaidó como presidente, Juan Pablo Guanipa como primer vicepresidente y Carlos Berrizbeitia como segundo vicepresidente. Funcionará a través de una «comisión delegada» conformada por la junta directiva y los presidentes de las 15 comisiones.

Caracas. Ratificando su junta directiva, y a través de una sesión online, la Asamblea Nacional (AN) elegida para el lapso 2016-2021 dio inicio al “periodo anual adicional 2021-2022” cumpliendo así con la reforma del “estatuto que rige la transición”, que fue aprobada por el cuerpo legislativo el pasado 26 de diciembre. En ese texto se establece la “continuidad constitucional” del cuerpo al considerar un “fraude” a los comicios del 6-D.

“La dictadura apostó, una y otra vez, a que nos íbamos a ir del país y la respuesta es sencilla: aquí estamos. Aquí está el parlamento nacional defendiendo a los venezolanos y la Constitución”, expresó Juan Guaidó, quien seguirá presidiendo la AN. En la primera vicepresidencia fue ratificado Juan Pablo Guanipa y en la segunda vicepresidencia Carlos Berrizbeitia. El único cambio fue en la secretaría en donde Ángelo Palmeri fue sustituido por Wilfredo Febres Peñalver. Guaidó aseguró que un total de 104 diputados participaron en la sesión, algo que Crónica.Uno no pudo verificar de forma independiente.

Entre los legisladores que no aparecieron conectados a la plataforma zoom, por la se realizó el acto, destacaron varios de AD como Henry Ramos Allup, Piero Maroun y Carlos Próséri, quienes en días pasados quitaron su identificación como parlamentarios de redes sociales. AD salvó su voto en la reforma del estatuto que rige la transición. Se desconoce si estaban entre los asistentes presenciales, pues el evento fue realizado en un sitio desconocido de Caracas, tras las amenazas del Gobierno de apresar a los legisladores.

Lee también
Asociaciones vecinales y partidos debatirán sobre la participación electoral

Tampoco estuvieron Marialbert Barrios (PJ), Rafael Guzmán (PJ), Stalin González y Dennis Fernández (AD) quienes ya habían anunciado que no continuarían en sus cargos. Destacó la presencia en el acto de Luis Florido, quien salió al exilio en 2019. “Este es un momento grave de la república. Cuando nos preguntan si tenemos miedo la respuesta es sí, pero el miedo lo hemos transformado en coraje”, señaló. Minutos antes de que se iniciara la sesión, Guaidó denunció la presencia de funcionarios de los cuerpos de inteligencia en las cercanías de su vivienda.

Ante los cuestionamientos de líderes de la oposición, Guaidó hizo un llamado a Henrique Capriles, María Corina Machado, Henry Ramos Allup, Omar Barboza, Manuel Rosales y Julio Borges. Reconoció “la lucha de cada uno” pero los llamó a integrarse a la estrategia opositora. “Es el momento del último llamado a la patria. No los convoqué por cargos, lo convoqué a cada uno por la necesidad de reconstruir y conseguir una vía definitiva para lograr la transición a la democracia”.

Calificó de “parapeto” la instalación de la AN elegida en los cuestionados comicios del 6-D y aseguró que esta no será reconocida por la comunidad internacional. “Van a tener el mismo resultado que la Constituyente y el 20 de mayo de 2018.” Consideró que el chavismo quiere “secuestrar las palabras diálogo y negociación”, ante los discursos más recientes de algunos integrantes del Gobierno. “Van hablar, entre comillas, de diálogo. Palabras vacías cuando hay más de 300 presos políticos en Venezuela”

Guanipa pidió respaldo

Guanipa también dio algunas palabras en las que llamó a todos los venezolanos a “reflexionar” sobre lo que sucede en el país. “Todos, sin excepción, durante estos años hemos cometido errores, por acción o por omisión. A estos criminales no los pusieron los marcianos, ni muchos menos los que nunca creímos en ellos, porque los sabíamos criminales”.

Lee también
“El objetivo estratégico del chavismo siempre ha sido concentrar el poder”

Recordó a los perseguidos, torturados y quienes murieron estando bajo custodia del Gobierno, como Fernando Albán y el líder pemón Salvador Franco. “Es natural que haya miedo, pero si todos actuamos al unísono con la frente en alto, venciendo el miedo, esta tiranía caerá. Quienes ahí estamos, físicamente o través de la tecnología, nos colocamos a la vanguardia en estos momentos cruciales”.

Volvió a pedir el respaldo de la comunidad internacional a la AN y al gobierno interino, que hasta ahora sólo ha sido reconocido por Estados Unidos y Canadá. La instancia presidida por Guaidó ahora funcionará a través de una «comisión delegada» conformada por la junta directiva y los presidentes de las 15 comisiones, un número de legisladores muy inferior a los 167 que conforman la plenaria, algo que fue cuestionado por el partido AD y dirigentes opositores como Henrique Capriles. Sus decisiones no sólo no serán reconocidas por el gobierno de Maduro, algo que ocurrió durante los cinco años del periodo constitucional del cuerpo, sino que sus integrantes corren el riesgo de ser apresados o de tener que irse del país por la persecución en su contra.

Foto: Cortesía prensa AN


Participa en la conversación