En Sucre, docentes no sacrificaron vacaciones por el plan Escuelas Abiertas por la Paz

no sacrificaron vacaciones

En Cumaná, la mayoría de los educadores del sector público en esta entidad no respondió a la convocatoria de incorporación del programa nacional, por lo que la Zona Educativa regional apeló a grupos de recreadores y facilitadores para cumplir con las actividades programadas en cada circuito educativo durante estas vacaciones.

Cumaná. La deuda de más de 197 % correspondiente a los aumentos de carácter contractual y el justo disfrute de las vacaciones fueron las razones que prevalecieron para que los docentes y maestros del estado Sucre no participaran en el programa nacional Agosto Escuelas Abiertas por La Paz.

La información la dio el representante sindical de la Federación Venezolana de Maestros sección Cumaná, Gregory Quijano, al ser consultado sobre este programa de integración escuela-comunidad que se implementó en todo el país con el fin de resguardar los recintos educativos en el periodo vacacional.

Reportó Quijano que en el monitoreo que realizó el sindicato, el personal docente manifestó que no sacrificarían su derecho constitucional al goce de sus vacaciones, aun cuando el salario no les permite tal disfrute.

Especificó además que 80 % del factor de reducción de primas contractuales como geográficas, de jerarquía y otros aspectos propios del ejercicio docente tienen un porcentaje de incidencia con base en el salario y aún este no ha sido honrado.

no sacrificaron vacaciones
Gregory Quijano advirtió que el descontento del magisterio amenaza el próximo año escolar. Foto: Mónica Salazar.

En ese sentido, advirtió que a la convocatoria del plan nacional tuvieron que responder los directores y subdirectores de los planteles públicos seleccionados y cumplir con el horario de 8:00 a. m. a 12:00 m. para cubrir los circuitos educativos de la zona educativa del estado Sucre.

Lee también
Retraso en pago de salarios mantiene en jaque a jubilados de la Gobernación de Anzoátegui

El descontento del sector magisterial amenaza con dar al traste el inicio del año escolar, hasta tanto no sea saldado en 100 % esa deuda contractual, alertó el dirigente sindical.

El recorrido

En la unidad educativa Andrés Eloy Blanco, de la parroquia Ayacucho de Cumaná, una de las de mayor tradición en la ciudad, se tenía previsto que el plan se desarrollaría durante las dos primeras semanas de agosto, pero las actividades planificadas fueron interrumpidas por el Campeonato de Ajedrez Estadal, el cual requirió la disponibilidad de las áreas de este centro educativo.

Sin embargo, el profesor Basilio Marval refirió que la afluencia de los niños fue escasa. Este nivel de participación no los sorprendió, dado que el suministro de alimentos fue deficiente. Solo les dieron pastas y caraotas.

no sacrificaron vacaciones

Pasta fue el menú de los niños. Foto: Mónica Salazar.

Esta situación hizo que muchos representantes no llevaran a sus chamos a las jornadas del programa nacional, porque según sus propias palabras no se le garantizaban la comida y menos si esta no tenía proteínas.

En el recorrido de Crónica Uno, parte del personal docente y obrero que labora en el liceo Cruz Salmerón Acosta, quienes prefirieron no identificarse, indicaron que se llevó a cabo el programa, de forma intermitente, los primeros 15 días de agosto y solo recibieron pasta por parte Programa de Alimentación Escolar (PAE).

En el interior del estado, Omar Malavé, delegado del Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza, afiliado a Fetraenseñanza, en el municipio Ribero-Cariaco, indicó que en esta jurisdicción el programa también se circunscribió a las primeras semanas de agosto.

Lee también
Maestros se comprometen a recuperar el tiempo perdido

Contó que también falló la comida y los docentes, como en otros municipios. Los docentes reafirmaron que no sacrificarían sus vacaciones y además alegaron que el costo del traslado se sumaba a las condiciones que impedían la incorporación de los maestros a esta planificación elaborada por los directores de los centros nucleados en los circuitos educativos.

Reconoció que “aunque con poca participación”, el programa se dio el en las escuelas básicas Chamariapa, Valentín Valiente y el liceo Bolivariano, en Pantoño.

La situación no fue distinta en el municipio Andrés Eloy Blanco-Casanay, allí los centros educativos conocidos como Simoncitos fueron los espacios donde se hicieron las actividades recreativas.

Así lo refirió Richard Ramírez, representante sindical de los trabajadores de la enseñanza en la zona, que aseguró que fue nula la incorporación de personal docente a esta jornada nacional.

Reporta la Zona Educativa

El coordinador de la División Zona Educativa en Unión con las Comunidades, Ángel Esparragoza, indicó que las metas propuestas para este año fueron alcanzadas.

“A través de los circuitos educativos se busca consolidar el protagonismo y la unión de las comunidades educativas”, destacó.

Satisfecho con la atención porque de acuerdo con su data institucional, en 1306 instituciones en todo el estado y 573 en el municipio Sucre, “se cumplió con la planificación presentada por cada director y acordada por cada supervisor”.

En  esta localidad fueron atendidos 12.752 niños y 13.606 niñas, no solo estudiantes regulares de los centros educativos, sino también se incorporaron niños de las comunidades cercanas a las instituciones.

Ante la falta de incorporación de los maestros al programa la Zona Educativa habilitó la participación de recreadores y facilitadores para desarrollar las actividades de recreación para el disfrute tanto de estudiantes como de menores residentes de las comunidades cercanas a la escuela piloto.

Lee también
Retraso en pago de salarios mantiene en jaque a jubilados de la Gobernación de Anzoátegui

Dentro de las actividades que se desarrollaron destacaron bailoterapia, juegos tradicionales, canto, siembra, talleres formativos, actividades culturales y deportivas.

Según su reporte y evaluación el programa se cumplió a cabalidad. Entre los centros educativos destacan la Escuela de Artes Visuales, E. B. Los Chaimas, La Inmaculada y Creación Caigüire, U. E. José María Vargas, E. B. Rebeca Mejías y C. E. I. Llamada, E. B. Brasil II, Anexa Pedro Arnal, todas recibieron la atención del PAE, a través del cual se garantizó la alimentación de los participantes.


Participa en la conversación