Fedeagro advierte más escasez de alimentos por la pérdida del año agrícola 2019

Los inventarios de insumos existentes este año en Agropatria y Pequiven apenas cubren alrededor de 3 % de las necesidades de todos los rubros vegetales que demanda el sector, indica Fedeagro.

Caracas. En los últimos cinco años los productores denuncian la mala gestión del gobierno de Nicolás Maduro en torno a la política agroalimentaria que se adoptó desde la gestión de Hugo Chávez. La imposición de precios en los rubros que no cubren costos de producción, la falta de crédito y de acceso a divisas para la importación de insumos y la escasez de agroquímicos en el país son algunas de las razones que llevaron al sector a perder el ciclo de invierno de este año, el que aseguran es el más importante.

La situación es compleja para quienes se dedican al campo. En abril de 2018 agricultores del estado Portuguesa manifestaban innumerables vicisitudes para producir y vender los alimentos, entre ellos tener que transportar los sacos de café a escondidas por temor a ser sobornados por la Guardia Nacional, que les exige algunas veces dinero o parte de la carga para permitirles movilizarse. La falta de fertilizantes es otro de los problemas que atraviesan desde hace varios años, situación que no solo merma la producción, sino que genera menor calidad en los rubros que se cosechan.

En un comunicado publicado este 10 de abril la Confederación Nacional de Asociaciones de Productores Agropecuarios (Fedeagro) informó que este 1° de mayo debería comenzar la siembra del ciclo de invierno, donde se cultivan rubros de ciclo corto como los cereales y en la que obtienen mayores rendimientos en la producción. Otros como caña de azúcar, frutales, café y cacao, también peligran este año, debido a la falta de insumos, repuestos para maquinarias, semillas, fertilizantes, herbicidas, lubricantes, entre otros.

En la administración de Hugo Chávez (1998-2013) se inició una política de expropiaciones hacia empresas de distintos sectores, entre ellas Agroisleña que comerciaba productos agrícolas en el país. La nacionalización que llevó a cabo el fallecido expresidente la convirtió en Agropatria, una entidad señalada por los productores de mantener monopolio sobre los productos y una oferta que en los últimos años se volvió más deficiente. En ese sentido, Fedeagro afirma que los inventarios de insumos existentes en Agropatria y Pequiven apenas cubren alrededor de 3 % de las necesidades de todos los rubros vegetales.

Luce imposible que un proceso que comprende importantes volúmenes de importaciones, fabricación y distribución de insumos, normalmente implementado en seis meses, se realice en menos de 20 días«, alerta la confederación que agrupa a la mayoría de productores del país.

Los agremiados también explican que las empresas privadas que fabrican insumos y medicina veterinaria “están absolutamente disminuidas” y operan a su mínima capacidad. La economía venezolana se encuentra en recesión desde hace cinco años y dos en hiperinflación, para este año el Fondo Monetario Internacional prevé una tasa de desempleo que supera 44 % y una inflación a final de año de 10.000.000 %. El mandatario Nicolás Maduro, quien no es reconocido por la mayoría de los países de la región, reitera que hay una guerra económica en su contra, pese a que a principios de año prometió adoptar medidas en pro de la recuperación, hasta ahora mantiene la línea de los últimos cinco años, mientras la crisis se agudiza.

Según Fedeagro la interrupción del ciclo generará una mayor caída en la caída la producción que la registrada en 2018, año en el que se llegó a niveles de hace 40 años. Asimismo, responsabilizan a las autoridades de la situación que vive el sector. Como consecuencia prevén paralización de la mayor actividad económica de 17 estados, incremento del desempleo rural y otros sectores ligados al ramo y aumento de la pobreza extrema, en especial en el sector rural.


Participa en la conversación